Estamos casi en el ecuador del 2019, durante estos primeros meses hemos aprendido un montón de cosas, pero todavía quedan muchísimos días del año para seguir aprendiendo más. Este mes vas a aprender una lección que te va a servir para toda tu vida, Capricornio. Una lección que va a marcar un antes y un después en tu vida y en tus decisiones. Hasta ahora, pensabas que las cosas se conseguían trabajando duro, sin parar y sin descansos. Pero a partir de este mes, vas a descubrir que no es así, Capricornio.

Vas a aprender que sí, que las mejores cosas de la vida llegan trabajando, pero que hay otros factores que también influyen.

Capri, tú eres una persona muy obsesionada por hacer las cosas bien, o al menos por hacerlo lo mejor posible. Cuando algo se te mete en la cabeza, eres de los que trabaja de día y de noche, de los que no para hasta conseguirlo. Y hay veces que pierdes la noción del tiempo, incluso por el camino, pierdes la motivación. Es obvio que si quieres conseguir algo tienes que trabajar duro por ello, pero no todo depende de las horas que inviertas en ello o del esfuerzo.

También influye mucho la forma en la que te enfrentas a ello, el ánimo que le pones, las ganas, la energía positiva. Mira, Capricornio, no es lo mismo hacer algo sintiéndose obligando o sintiendo que es tu obligación hacerlo, que hacerlo sintiéndote libre, sintiendo que lo haces porque te apetece.

Y es que, aunque salga de ti mismo, hay veces que lo haces porque te obligas a ti mismo.

Eres muy orgulloso y si te propones algo, tienes que conseguirlo como sea, aunque en el fondo no te importe tanto cuál sea la recompensa.

A partir de junio, esta idea va a cambiar totalmente en tu mente. A partir de este mes, vas a luchar y a trabajar por lo que realmente te importa. Vas a descubrir que por mucho que trabajes duro en algo, si trabajas desmotivado o sin ganas, todo el esfuerzo que pongas va a ir directo a la basura. Vas a empezar a apreciar lo que realmente hacer las cosas con la energía y la motivación necesarias. Que además de las horas invertidas, también importan el cariño, el amor y el cuidado que inviertes en ello.