A veces, duro, intenso, frío…pero pocos saben lo que se esconde detrás de cada uno de sus latidos. Escorpio es un imán mágico, es quien te llena de ganas de luchar por lo que quieres, el tipo de persona que deja un antes y después de su llegada. Hay cosas por las que revoluciona tu vida. Es quien se deja llevar por los cambios repentinos, es como el agua, el aliento que necesitas para seguir andando. Es la fuerza de Marte, un toque de guerra, poderío y encanto. ¿Quieres saber por qué es tan atractivo? Estas con las cosas por las que Escorpio es un imán mágico para todo el que llega a su vida:

5.- Un alma secreta

Escorpio no va por la vida escondiendo su esencia, es sólo que es demasiado selectivo como para compartir cosas muy personales con cualquiera que llega a su vida. Es un misterio, como plutón, el Dios de lo que hay bajo la Tierra. Por más que te esfuerces en descifrar lo que dicen sus gestos, sus sonidos e incluso sus palabras, nunca sabrás a detalle lo que esconde. Escorpio protege sus emociones en un manto de oscuridad que pocos pueden levantar. 

4.- Un alma viajera 

Escorpio es quien se deja llevar, quien honra sus impulsos y su instinto, tiene ese lado que siempre le avisa cuando está cometiendo algún error. La astrología lo vincula con el renacimiento, quien siempre encuentra la manera de seguir sus sueños, es el alma viajera que le pone un toque de aventura a tus días. Es pasión, pero también calma, es quien no puede dejar las emociones en todo lo que hace. Es intensidad pura. Esta es otra de las cosas por las que Escorpio es un imán mágico para todo el que llega a su vida.

3.- Un alma persistente 

Escorpio es así, puede que todo le salga mal hoy, que termine envuelto en sábanas y llorando hasta el amanecer. Puede que sienta que los suspiros duelen, que la vida está siendo demasiado dura, pero aún hecho pedazos sigue andando. Tiene la valentía de amar sus lágrimas y esforzarse por lo que quiere. Rompe miedos, inseguridades y las expectativas del resto, es quien se enfoca en su propia felicidad. 

2.- Un alma resiliente 

Escorpio nació para la batalla, para levantarse del suelo y no darse por vencido. Tiene de su lado a Marte, quien siempre sueña en grande, el planeta que lo motiva a alcanzar sus sueños. Escorpio pone por delante los sentimientos, pero cuando las personas sólo llegan para lastimar levanta un muro que lo mantiene a salvo. Que hace que las penas sean menos y que la vida sea más llevadera. Aún así siempre está listo para lo peor. 

1.- Un alma profunda 

Escorpio no puede evitarlo, necesita más que lo superficial, es un alma que se te mete en lo más profundo, en esos lugares que pocos llegan. Tiene la sensibilidad para escuchar sobre lo que más te duele, en lo que más sueñas, lo que más te aterra. Escorpio es emocional, quiere conexiones que pongan a trabajar a su mente y su corazón. Es la persona que una vez que te entrega su lealtad, no hay marcha atrás, estará ahí en las buenas y en las malas. Así es Escorpio el que enamora con tanta honestidad.