Es complicado ocultar ciertos sentimientos. Cada signo del Zodiaco gestiona de una manera o de otra esos sentimientos que surgen cuando empiezan a sentir algo por otra persona. Enamorarse ya de por sí es algo difícil, pero lo es mucho más cuando lo haces en secreto. Esto es lo que pasa cuando Leo se enamora en secreto:

Leo puede amar en secreto, pero a la vez tiene una necesidad imperiosa de contarlo, al menos a alguien cercano. No puede tener esa sensación tan bonita dentro y que nadie se entere de ello. Lo siento pero no. Por una parte se vuelve demasiado protector de sí misma/o. No es que le de miedo que puedan hacerle daño (Leo siempre es muy brava/o para eso), pero sí que se agobia pensando en que otra vez, se está volviendo a enamorar… Y más de lo que esperaba.

Sabe que cuando ama, lo da todo, pero TODO es TODO. Y ese no es problema… El problema es que se lo dé a alguien que no merezca la pena. Ahí está el verdadero drama. La cuestión es que ese pensamiento lo tiene 5 minutos, después, se entrega como si no hubiera un mañana. Y quiere estar ahí todo el tiempo, y quiere dar y dar, y quiere ser tuya/o todo el tiempo, quieres que tú seas “suyo” también. Leo cuando se enamora pocas veces lo hace en secreto.

Leo se volverá más carismático de lo que es aún, se volverá mucho más sociable, más alegre, más extrovertido y te hará saber, de alguna forma u otra, que te quiere. Que quiere estar contigo, que te dará todo lo que esté en su mano para hacerte feliz. Te hará sentir como si no hubiera nadie más en el mundo, como si fueras la única persona en su vida por la que quieren luchar y pelear. Eso al final, te acabará enamorando… Y si no te enamoras, te terminarás perdiendo todo un partidazo.