Te encabronas fuerte Virgo, y cuando lo haces, eres la persona probablemente más dura de la tierra.

Te enfadan las personas mentirosas, las personas que no tienen nada claro en la vida, las que se creen que lo saben todo y sobretodo las que creen que estás en sus manos y piensan que podrán hacer todo lo que sea contigo. No te gustan los conflictos pero tampoco vas a huir de ellos. Si te buscan, te encuentran, lo tienes claro. Y dejarás muy claro todo, y lo harás sin remordimiento y siendo la persona más clara, y por desgracia cruel, de la tierra. Las verdades duelen, y no vas a omitir absolutamente nada de lo que piensas.

Cuando has dejado todo dicho, pasas directamente a ignorar, aunque te cueste la vida, aunque estés deseando saber qué tal está esa persona, aunque quieras mandar un mensaje para preguntar… No. Ignorarás todo lo que puedas, quizás incluso lo bloquees de redes sociales y de tu teléfono. Te da igual quedarte solo un tiempo, mejor eso a estar mal acompañado. Y cuando las aguas vuelvan a su cauce y esa persona haya tenido tiempo suficiente para recapacitar y para aprender las consecuencias del daño que te hizo, quizás comiences a acercarte otra vez poco a poco. Te encabronas poco sí, pero cuando lo haces tus enfados son extremadamente intensos Virgo. Y la verdad, mejor que nadie te lleve a ese punto porque las personas que lo hagan sentirán que están muertas para ti, y eso duele más que nada en el mundo. Por las buenas, el mejor.