Ay Leo… llevas toda la semana intentado potenciar tu actitud positiva al máximo porque ahora más que nunca la necesitas para sobrevivir. Llevas una mala racha, pero no te preocupes porque todo lo que sube baja. Eres una persona muy fuerte y siempre has salido de todos los agujeros negros en los que te has metido. Has luchado en batallas más duras que esta, así que, haz el favor y no te vengas abajo, se avecinan momentos llenos de felicidad, no dejes que la negatividad se apodere de tu vida y eclipse tu sonrisa.

Este fin de semana vas a darte cuenta de que el primer paso que tienes que dar para que todos tus problemas se solucionen es sincerarte. Es hora de sacar todo lo que tienes dentro y demostrar a todas esas personas que tienes a tu alrededor lo que sientes por ellas. Es hora de sacar todas las malas vibras para dejar paso a las buenas, sabes perfectamente que no puedes seguir así. Leo, no tengas miedo y abre tu corazón como nunca lo has hecho, quieres experimentar cosas nuevas e increíbles y para ello tienes que abrirte al mundo.

Aprovecha la Luna Nueva en Acuario y atrévete a ser diferente, lo necesitas para sentirte vivo/a y libra, llevas mucho tiempo sin ser tú mismo/a y es hora de sacar tu esencia pura a la luz. No puedes dejar de ser tú mismo/a por las cosas que pasan a tu alrededor, eres lo suficientemente inteligente como para saber que el mundo no se para y debes estar a la altura de todas las circunstancias que se te presenten.

Leo no dejes que nada eclipse ese encanto que tienes, tienes que mostrarte tal y como eres para que todo el mundo pueda ser testigo de la magia que desprendes. No te ocultes, siempre te ha gustado ser el centro de las miradas y ahora es el mejor momento para dar un empujón a tu autoestima.

Leo, las tentaciones están más vivas que nunca, déjate llevar por el momento y no pienses demasiado, haz lo que te salga del corazón, ya tienes demasiadas cosas en la cabeza como para añadirle temas sin importancia, es más, posiblemente el caer en las tentaciones te haga abrir los ojos del todo y empieces a mirar de una vez por todas por tu propio beneficio.