Estás como inquieto, impaciente porque se de algo ya Virgo. Y mira que en realidad tu eres una persona bastante tranquila, con paciencia y sabes de sobra que quien quiere algo, algo le cuesta, ¿verdad? Pero esta vez es distinto. Hasta tú misma/o te notas un poco más intransigente de lo habitual. Hay una persona muy cercana a ti que últimamente te pone demasiado de los nervios. Es como si fueras tú quien tuvieras que estar todo el día tirando de ella Virgo, y como es normal, a ti las fuerzas a veces también te fallan, y cuando no vez que es recíproco, también las ganas. 

Te has cansado de esperar, de dar más explicaciones de la cuenta a los demás, quieres empezar a hacer las cosas como TÚ quieres, sin que nadie por detrás te diga lo que tienes o no tienes que hacer, lo que debes o no debes hacer, lo que está bien o está mal. Es como si ciertas personas nublaran tus ideas cuando en realidad, las tienes claras. Y así no avanzas Virgo.

Estás planteándote incluso poner a prueba a alguien, necesitas saber muchas cosas y a veces, la verdad sale cuando se ven entra la espada y la pared. Quizás no todo sea bonito pero seguro que inspira a cambiar las cosas. Por lo menos a cambiar tu vida. Feliz finde.