Este mes se trata de tomar la iniciativa, Escorpio, de mirar hacia delante sin miedo a nada, de luchar contra todos los contratiempos, de no dejarse caer por ninguna crítica. Sabes que ahora más que nunca tienes que ser fuerte, tienes que estar al 100% porque tienes cosas muy importantes entre manos. Hay una meta que es muy grande y que sabes que requerirá mucho tiempo este mes, así que no dudes en dejarte la piel en ello. Eso sí, Escorpio, te hará falta una buena agenda y tenerlo todo súper bien organizado. Ahora más que nunca no puedes perderte nada, porque cada minuto es crucial. Tómate tiempo al empezar el mes, a organizarlo todo bien, a hacerte una lista de todas las tareas pendientes y a ir tachando según lo vayas completando. Así es la mejor forma de hacer las cosas para ti.

Mercurio retrógrado no será un gran impedimento para ti este mes, Escorpio, porque siempre estás enfrentándote a este tipo de conflictos. Ya es parte de tu rutina. Incluso este Mercurio retro puede llegar a ser constructivo para ti. Habrá planes que se cancelen y cosas que no salgan como tu deseas, pero gracias a ello, serás capaz de ver más allá. Es un buen momento para eliminar de tu vida todo aquello que te bloquea. Quizás tengas que ser un poco “egoísta” y reservado, pero de vez en cuando es lo que toca. No siempre hay que dar por dar, sino también hay que hacerse de rogar.

Con Venus en Cáncer la mayor parte del mes afectará a la manera en la que percibes tus relaciones. Si de por si eres súper fiel con tu pareja, ahora lo serás mucho más. Y si estás soltero/a, vas a ser consciente de que tienes que ser más exigente contigo mismo y no dejar en manos de nadie tu corazón. Estarás más cariñoso de lo normal, sobre todo con tu familia y con tus amigos de toda la vida. Necesitas un poco de amor en momentos como este.

Puede que tus sentimientos se revolucionen un poquito cerca del día 10. Ese día hay un eclipse solar y Luna Nueva en Géminis. Te costará mucho entenderte a ti mismo y puede que estés algo contradictorio. No seas tímido e intenta comunicarte con la mayor claridad posible ese día. Sé sincero sin miedo a nada. Serán días en los que todo el mundo intercambiará sus ideas y sus sentimientos y pueden llegar a suceder cosas mágicas en esos intercambios. Se abrirá una puerta y detrás de ella habrá cosas que llevas esperando mucho tiempo.

Cuando Marte entre en Leo el día 11, estarás súper ocupado con tu trabajo y con tus responsabilidades. Durante esos días, puede que consigas logros súper importantes sobre todo tu trabajas más duro de lo normal. Y si no estás en el trabajo perfecto y adecuado para ti, gracias a Marte en Leo te darás cuenta de que hay que hacer un cambio en tu vida. Te sentirás un poco frustrado, pero es frustración te servirá para darte cuenta de muchas cosas, para luchar por encontrar lo que te mereces.

No te posiciones este mes, Escorpio, para así no entrar en conflictos innecesarios. No te conviene ahora ese tipo de dramas en tu vida. Tienes que cuidarte a ti, a tus proyectos y a tu gente y no malgastar tu valioso tiempo en estas cosas. Sabes que hay alguna persona que tiene ganas de guerra y de pelea y tú, si estuvieses en otro momento, le darías bola y le dejarías las cosas claras, pero ahora ni eso, Escorpio, no merece la pena.

La Luna Llena en Capricornio del día 24 será muy favorable para tu cuenta bancaria, Escorpio. Puede que estos días tengas que firmar algo que sea a largo plazo y lo harás sintiéndote seguro y confiado. Además, ya no habrá nada que temer, porque Mercurio habrá entrado directo el día 22. Gracias a esta Luna Llena, podrás empezar a poner en práctica todas las ideas que vayan surgiendo a lo largo del mes. Al estar en Capricornio, tendrás muchísimas ganas de empezar a planear tu futuro, tanto en lo profesional como en lo persona. Estos días pueden salir a la luz ideas relacionadas con unas vacaciones o con alguna que otra escapada.

Y es que, Escorpio, hay que tener tiempo para todo. Hay que asumir las responsabilidades, prestar atención a nuestro trabajo, esforzarse por cumplir tus metas, pero también hay que desconectar, disfrutar de la vida y darle una alegría al cuerpo. Ya sabes, este mes tendrás que estar a tope en muchos momentos, pero no te olvides de ti nunca. Feliz mes, ¡a vibrar bien alto!