Comienza un nuevo mes, Sagitario, en el que vas a poder centrarte en los temas que más te interesen, porque tendrás ganas y fuerza, y lo que es mejor, optimismo para avanzar por más problemas que puedan surgir. Y porque vas a tener crédito para poner en práctica algo que te funciona siempre muy bien: tu carisma en cuanto a conversaciones, tus ganas de aprender y tus ganas de ayudar a los demás con tus conocimientos y con tu enorme sentido del humor.

En familia, por ejemplo, los posibles malentendidos los resolverás por la vía de poner paños calientes, es decir, no alterarte mucho, respirar hondo, no darle muchas vueltas a las discusiones y pedir tiempo para tratarlos más adelante, cuando estén los ánimos más calmados. Eso, para problemas puntuales. Para problemas más gordos, crónicos ya, tendrás que elegir muy bien las palabras y el momento, por ejemplo para demandar la libertad que necesitas entre tantas responsabilidades familiares. Pero hacerlo lo tienes que hacer porque te está minando la moral. Deja claro, por supuesto, que no pretendes escaquearte de nada, pero tampoco llevar el peso máximo porque con aquello de que “tú puedes, o de que eres muy válido”, a ti te cae todo cuando otros pasan de hacer la parte que les toca.

A mediados de mes, en el trabajo, ten cuidado cuando surjan imprevistos, sobre todo si tenías el tema controlado. No te suele gustar cuando alguien se cree con derecho a tirar por tierra lo que tú ya has hecho, sin importarle tu tiempo. Y claro, el cabreo te dominará y a ti quien te busca te encuentra. Y si tienes la razón, lo de moderarte como que no, todo lo contrario, dejarás bien claro soltando por tu boca que las cosas no se hacen así. Pero recuerda, Sagitario, es trabajo, y las formas son importantes, no es una discusión con un amigo o con tu pareja que admite discutir de forma más coloquial.

Pero eso sí, aprende de situaciones como esta para darte cuenta de que muchas personas van a lo suyo, y tú, que sueles mirar por los demás, a veces te sientes como el tonto de turno cuando aceptas los fallos de los demás, aunque te cabrees con ellos. No es que tengas que volverte más egoísta pero mirar por ti antes que por el otro es algo que puedes practicar de vez en cuando. Con todas las de la ley.

El Sol entra en Aries el 20, y te saldrá más rebeldía de la normal. A pesar de la pandemia y las restricciones a la movilidad, algo que tú llevas especialmente mal, puede que conozcas a alguien en una salida de ocio, o en el entorno laboral, o hasta por sorpresa en el supermercado. Alguna luz debes desprender porque tendrás muchas facilidad para conocer, ligar y lo que haga falta. Aprovecha tu estrella para disfrutar de algunos momentos con esa persona, y si acaban siendo muchos momentos y se alargan a los meses que vienen, mejor que mejor.

Con tu pareja, si la tienes, la primera pare del mes se presta a tener sentimientos más románticos, a querer expresarlos sea como sea, aunque algunas veces la vuelvas loca porque le hablas de amor por un lado pero luego defiendes tu libertad a capa y espada. Y claro, esa persona oye “quiero compromiso” y “quiero libertad” todo mezclado y la cabeza le da vueltas. Luego no te enfades si no te toman en serio, pero es que a veces como que te contradices. Si vas y vienes tu pareja se vuelve loca porque no sabe por dónde quieres ir.

Se sincero con esa persona y contigo lo primero, algo que no te va a costar si lo intentas de todo corazón y con honestidad. Pero en segundo lugar, y muy importante, acéptate si es que te quieres comprometer, porque sí, un compromiso te cambia algo la vida, pero tampoco es una cárcel a la que entras. Esa es tu cabeza, que tiene miedos y los saca poniendo límites absurdos.

Con la Luna Llena en Libra el 28, puedes acabar el mes no teniendo que hacer ningún repaso, porque lo que contará de verdad es lo que sientes. Y sentirás que la vida te trata bien, que eres alguien privilegiado, pero también tendrás la completa seguridad de que nadie te regala nada. Y que tener a Júpiter como planeta, es una suerte claro, y ayuda. Pero tu vida cae sobre tus hombros, con todo su peso y responsabilidad, con muchas elecciones y decisiones, y tanto no te debes equivocar porque ahí están los resultados para demostrarlo.

Mantén tus ganas de aprender y únelas a la experiencia que acumulas, y con todo eso, sigue adelante porque vas a poder aprovechar muchas oportunidades que están por llegar. En lo que eres bueno y hábil, deberás potenciarlo, y en lo que fallas, deberás mejorarlo y hasta cambiar si hace falta. Fuerza y flexibilidad, y a triunfar este mes y todos lo que vengan después.

2021-02-26T17:23:29+02:00