Lo de confiar en otras personas es algo que varía notablemente de un signo a otro. Y no siempre tiene que ver con que seas alguien sensible que quiere protegerse para que no le hagan daño. Hay signos sensibles que prefieren vivir confiando a vivir expectantes y mirando por encima a todo el mundo. Si quieres saber cómo eres de confiado según tu signo tendrás que seguir leyendo. Así podrás encontrar alguna razón en tu desconfianza que desconocías o bien aprender por qué tal signo es así de distante y desconfiado contigo. Todo tiene una razón. ¿Cómo de desconfiado eres según tu signo?

Aries

Aries, tú confías según te diga tu instinto, que lo tienes muy acentuado, como los animales salvajes en su selva. Pero es que además, eres lo suficientemente valiente para manejar tu instinto como quieres, y hay veces que pasas de los que te dicen tus entrañas y te relacionas con alguien con todo tu corazón aun sintiendo que no es de fiar. También tienes una capacidad de reacción tremenda cuando alguien traiciona tu confianza, y actúa rápido. Y le aparta. O, si sientes que tienes que darle una oportunidad y seguir confiando, lo harás. Instinto, entrañas, intuición, presentimiento… y tu potente mente. Con todo eso te mueve, te relacionas o dejas de hacerlo, y por supuesto, asumes lo que haces y no le echas las culpas a nadie. Y cuando no confías en alguien, eres incluso capaz de seguir la relación, pero sabiendo que te la va a colar en cualquier momento. Esas situaciones pueden hasta divertirte pero así es la vida. Y estar siempre sufriendo y en alerta no va contigo, la verdad.  

Tauro

Tauro, tú confías en los demás siempre y cuando hayas observado, preguntado, hablado, mirado y remirado bien a la persona en cuestión. Y si pasa el filtro, tú encantado, te entregas a la relación porque crees que lo merece, y además, no te sueles equivocar. Igualmente, te importa un pito si los demás intentan convencerte de que des marcha atrás. Si es tu decisión, llegas hasta el fondo. Si la investigación apunta a lo contrario y te dice que no confíes en alguien, mantienes siempre una distancia de seguridad, aunque no cortes la relación por lo sano. Tu experiencia te dice que ante la duda, mejor quedarte en un término medio. En el fondo sabes, que cuando alguien te falla no hay marcha atrás. Llevas mal que alguien traicione tu confianza, por eso la depositas al 100% pero solo cuando estás completamente seguro. 

Géminis

Géminis, tú puedes ser la persona más confiada del mundo o al revés, ponerte desconfiado y no pasar ni una a nadie. Será por tu dualidad o también por esa característica tuya que gusta/no gusta tanto: lo impredecible que eres. Pero sí, tú puedes pensar algo y poco después pensar todo lo contrario, pero eres consciente y actúas como crees, y punto. Cómo eres muy rápido mentalmente, eres capaz de cambiar tu forma de pensar sobre alguien en segundos, y retomar una relación con alguien en quien no confiabas y que te ha demostrado lo contrario. O al revés. Te gusta tener las dos caras porque te abre un abanico de posibilidades en tus relaciones, y además, así nunca te aburres no dando por hecho nunca nada con nadie. Y por supuesto, aun viendo la parte negativa de alguien, siempre eres positivo y confías en que pueda cambiar, porque igual era presa de las circunstancias. Le disculpas claramente y apoyas totalmente las segundas oportunidades para todo el mundo. 

Cáncer

Cáncer, tú eres realmente muy confiado. Y eso que no se puede decir que seas alguien ingenuo, pero te gusta pensar que las personas son buenas, que su naturaleza es buena. Y funcionas y te relacionas con ellas pensando que es así. En realidad, esperas que sea así, y que te correspondan en lo que tú das: tú te abres de corazón y haces todo lo posible porque los demás estén bien y se encuentren a gusto contigo. Y esperas recibir lo mismo. Quizás por eso sufres cuando no te responden en consecuencia. E incluso te puede hacer mucho más daño cuando no solo no te dan lo mismo, sino que no te dan nada. Igualmente, y a pesar de recibir mal trato y poco agradecimiento, seguirás siendo alguien que confía en los demás, e incluso serás capaz de darle una segunda oportunidad a alguien que te falle. A veces, incluso más de una oportunidad. Si llega un momento que tienes que apartar a alguien por las veces que te ha fallado, lo harás, y cuando lo hagas de verdad, no habrá marcha atrás.

Leo

Leo, a ti te gusta la gente, te gusta tener un círculo social potente, donde te sientas bien, querido y admirado, al igual que tú les admiras a todos ellos, y por supuesto les quieres. Tu círculo es amplio, pero hacia dentro, se crean otros círculos según la confianza y el cariño, la cercanía y los lazos de sangre, y en el más pequeño es donde están solo los que más quieres, es donde tienes tu confianza plenamente depositada. En el resto no tanto. Creas vínculos pero fiarte fiarte, no te fías al 100% de nadie, aunque tampoco eres desconfiado las 24 horas del día. Estás a otras cosas, te mantienes ahí pero creas las distancias suficientes según el momento y según con cada persona. Además, muchos te han sorprendido, y para peor casi siempre. Así que intentas aprender de la experiencia y no dejas que muchas personas formen parte de tu vida más íntima a la primera de cambio. 

Virgo

A ti, Virgo, no te resulta nada fácil confiar en la gente, y mira que lo has intentado veces, pero como que no. Muchas veces, te has criticado a ti mismo por ir con la desconfianza por delante, y te has trabajado internamente para no ser tan exigente. Luego, cuando la persona en cuestión en la que has confiado (para ser menos estricto) te falla, te dan ganas de golpearte en la cabeza por haberlo hecho. Cuando eso te sucede, te pones en guardia y das varios pasos atrás, vuelves a tu desconfianza y así hasta que te obligas a relajarte de nuevo. Virgo, tú prefieres  prevenir que curar, prefieres no confiar a luego tenerlo que lamentar. Prefieres relajarte cuando la persona te vaya demostrando cosas. Prefieres ser conservador, y ser crítico, a lanzarte de cabeza y no poner ni un pero, para luego acabar estrellándote.  

Libra

Libra, tú sueles confiar en los demás. Pero porque les sitúas en una realidad en la que te gusta pensar que las personas son buena gente, igual que tú, porque tú tienes buen concepto de ti. Te ves buena persona y en realidad lo eres. Por eso se acercan a ti tanto y se te abren fácilmente muchos tipos de amigos. Das buenas vibraciones, trasmites buena energía, das confianza, y como premio, recibes la confianza de la mayor parte de los que te rodean. Tú se lo pones fácil a los demás, y quieres que los demás hagan lo mismo. Tú intentas evitar los conflictos y prefieres disfrutar de cada uno sin malos rollos, y eso es lo que esperas que te ofrezcan a ti. A veces recibes lo que das, otras no. Otras, mucho menos de lo que das. Pero seguirás siendo así de confiado, porque no te compensa vivir dudando de cada persona, o mejor dicho, prefieres dudar a sospechar claramente que alguien lleva malas intenciones. 

Escorpio

Escorpio, tú eres posiblemente el signo menos confiado del Zodiaco. Y claro que te gustaría serlo más, pero por intuición, por ese saber interno que te alerta tanto ante lo malo, crees que es mejor marcar una distancia. Siempre. Quizás influye lo que sufres cuando alguien te traiciona, así que prefieres confiar menos, a que te den la puñalada trapera después, y a tener que morirte de dolor por dentro. Así de sencillo. Si confías, y alguien te decepciona, lo asumes porque fue tu decisión madurada. Te equivocaste, y no pasa nada. Sabes que das la imagen de fuerte, de que no necesitas a nadie, pero es un mecanismo de defensa para que no te hagan daño. Y dentro de ese mecanismo, eres desconfiado y punto. Y todo se agrava con quienes son tan falsos que te hacen creer que puedes confiar en ellos y luego, zas. Te entra una rabia, que incluso pagan justos por pecadores. Por eso, siempre tomas cierta distancia y ejerces una protección absoluta a tu interior, que es lo que de verdad te importa. Los demás pasarán de largo por tu vida, pero contigo tienes que vivir siempre. Como no hay forma de saber a ciencia exacta el valor de una persona, mejor no arriesgar y así vas por la vida, y tampoco te va nada mal. 

Sagitario

Sagitario, tú confías mucho en los demás pero por puro optimismo. Y también por pura valentía. No tienes miedo a la maldad que puedan llevar dentro algunas personas. Si la tienen y te la muestran, ya te enfrentarás a eso cuando llegue el momento. Mientras, prefieres pensar que la gente es buena, prefieres quedarte con lo positivo que ves a pensar en lo negativo que no ves. Y cuando saquen la patita y muestren lo negativo, sabes con toda seguridad que te vas a llevar una decepción, porque no te lo esperabas. Prueba de que siempre te relacionas viendo la mejor cara de cada cual. Con los que conoces, funcionas según el grado de cariño, y si te decepcionas lo hablas. Con las personas nuevas que llegan a ti, confías a priori y luego ya vas viendo. Con tranquilidad, no es algo que te preocupe. Tienes mejores cosas en las que poner tu energía para pelear. 

Capricornio

Capricornio, tú no sueles confiar en los demás. Te cuesta mucho, y además, la vida te ha demostrado muchas veces que la gente falla mucho en este sentido. Y como lo has comprobado, una y mil veces, desconfías, y te cuesta hacer lo contrario. Quizás tu pesimismo te lleve a pensar siempre lo peor en vez de lo mejor, pero tú eres así, y muchas veces, ponerte en lo peor, te ha evitado males mayores. Porque las personas, algunas, pecan de falta de valores, y se mueve con falsedad… ¡como para confiar ciegamente en ninguna de ellas! Así que tú prefieres buscarte la vida y centrando la mayor parte de las expectativas en ti mismo. Por eso vas tan de por libre por la vida, porque crees que lo que no hagas por ti mismo, no lo harán los demás por ti. Por supuesto que hay personas en las que confías, pero porque te han demostrado sobradamente que puedes hacerlo. Antes no. 

Acuario

Acuario, a ti te gusta pensar que la gente es buena, y que se debería confiar más en todo el mundo hasta que cada persona te demuestre lo contrario. Pero la vida te ha demostrado que luego no es así. Así que tu actitud es la de confiar solo cuando vayas viendo que la persona en cuestión demuestra sus valores. De primeras, prefieres ni confiar ni desconfiar, sino quedarte con lo que ves de cada persona, y esperando a ver su mejor cara conforme avance la relación Si lo que ves no te gusta, sigues en tu medio desconfianza, y eso sí, crees que siempre se puede mejorar. Tú lo intentas cada día, ¿por qué los demás no pueden hacer igual? Tú, por ejemplo, intentas cada día abrirte más para que los demás también confíen en ti, y para que no desconfíen precisamente por lo introvertido que puedes llegar a ser en algunos momentos. Por eso crees que todo el mundo tiene que pelear para ganarse la confianza de quien tiene enfrente, igual que haces tú. 

Piscis

De ti Piscis se puede decir que eres el signo más confiado de todo el Zodiaco. Lo llevas en la sangre, pero es que además, si lo piensas, realmente quieres creer que todo el mundo es bueno. Tiendes a empatizar mucho con los demás, a entender sus puntos de vista y cómo se sienten. Y aun cuando te falla una persona o compruebas que está equivocada, eres capaz de seguir apostando por ella. Eres capaz de entender qué le ha pasado y por qué ha actuado así. Y sí, le pese a quien le pese, te gusta pensar que puedes confiar en cualquier persona que te rodea, prefieres actuar así a ir excluyendo a la mayor de ellas. ¡Qué estrés y mal rollo!, piensas. La verdad es que estás encantado pensando así. Y no piensas cambiar por más que muchas personas te acaben decepcionando.