¿Has notado que muchas veces buscamos cosas similares a nuestra personalidad? A veces, tu mascota tiene algo de ti, las paredes de tu habitación, tu estilo. Y es que tu carácter no es en vano, grita lo que te gusta y lo que no. ¿Qué tal te llevas con las tartas? Tal vez eres de los que no pueden resistirse a una tentación así. O puede que tu paladar no se lleve muy bien con lo dulce. Tranquilo, dime qué signo eres y te diré cuál es tu tarta.

1.- Aries

Si hay algo que Aries disfruta mucho es comer, la verdad es que un antojo no se le niega a nadie y hay ciertas tartas que pueden ser tu debilidad. Eres como tu carácter, no le temes a los sabores fuertes y las mezclas poco comunes hacen que te derritas de satisfacción. Algo rico, pero intenso, eres como el pastel de chocolate con un toque exquisito de fresa. Esa mezcla entre lo dulce y lo amargo te define a la perfección.

2.- Tauro

La verdad es que Tauro tiene un don para adaptarse a cualquier tipo de situación y cuando se trata de sabores no es la excepción. Puedes llegar a ser como una tarta muy empalagosa, algo verdaderamente dulce que te despierte con el primer trozo. Eres como una tarta de melocotón con mermelada de frambuesa, pero…si a eso le agregas un toque de helado simplemente te definiría a la perfección. Sólo aquél que se atreve a probarte sabe de lo que estoy hablando.

3.- Géminis

Si existe una tarta que rompa con lo convencional, que se le note la rebeldía en el diseño y en el sabor, entonces…esa es la que quiere Géminis. Realmente no tiene problema con el sabor intenso y dulce, le deleita todo aquello que tenga mermelada, sobre todo, el sabor del helado. Prefiere lo natural, un toque de frutas que acaricien su paladar mientras disfruta de un pan exquisito. Es el signo que deja de lado la culpa para probar una y otra vez.

4.- Cáncer

Sin exagerar porque empalaga, Cáncer es muy sencillo cuando se trata de disfrutar un buen postre. Prefiere algo que pueda deleitar a paso lento, algo que no le implique darle una y mil vueltas para descubrir qué ingredientes lleva. Basta con la mezcla de dos sabores para sentirse en las nubes. Eres como el pay de manzana, ese que preparaba la abuela. Eres un abrazo al hogar, a lo tradicional, a lo que con un solo bocado te regresa a la vida.

5.- Leo

Leo necesita sentirse seducido por la comida, no es fácil que cualquier platillo se robe su atención. Es quien necesita sumergirse en la mezcla de sabores para disfrutar por completo. Eres como los sabores fuertes, el chocolate, el café, la moca. Si eso lo combinan con el pan húmedo, simplemente caes derretido. Además, podrías llevar un toque de frutas exóticas, para resaltar tu lado impulsivo, el que es capaz de romper con el sabor esperado.

6.- Virgo

Virgo es muy especial con los postres, realmente necesitan enamorar a su paladar para que pueda terminarlo. Es quien se deja llevar por la apariencia, algo que sea vea lindo simétrico y apetitoso. Una vez que cautivan su atención ahora si prefieres lo clásico. Algo que no tenga exceso de ingredientes, prefieres esos sabores simples y con poca azúcar. Puede ser un toque de guayaba, calabaza o manzana. Entre más natural, más delicioso.

7.- Libra

Libra no se anda con pequeñeces cuando se trata de tartas y, la verdad es que su paladar es un experto, porque si algo disfruta es de un buen platillo. Eres el tipo de tarta sofisticada, algo con toques de chocolate, pero sutiles. La tarta que se roba la atención por su elegancia y delicadeza. La que te seduce con ese baño de mermelada natural y que te envuelve con sus diferentes consistencias. Una tarta tan esponjosa, que no vas a dejar de comer.

8.- Escorpio

Escorpio es el tipo de tarta que no es para cualquiera, es la que tiene un toque glamouroso y seductor. Es la que rompe con los ideales de tarta, que tiene esa mezcla de sabores prohibidos, pero que una vez que tocan tu paladar te enamoran. Ese tipo de tartas con merengue, limón y un poco de helado de café. Si alguien te dice los ingredientes tal vez no te atrape, pero no tienes idea de lo que te estás perdiendo. Igualito que Escorpio.

9.- Sagitario

Dulce por aquí, dulce por allá. Sagitario sería el tipo de tarta que le hace honor al arcoíris, esa mezcla de sabores que se vuelven un estallido en tu paladar. Todo lo que tenga que ver con nata, dulce de leche, miel, es algo que te describe de pies a cabeza. Ese tipo de sabores únicos, un tanto silvestres y muy naturales. Así como una tarta de frambuesa bañada en nata. Ese tipo de mezcla que se derrite en tu boca y tu memoria guarda el sabor para siempre.

10.- Capricornio

Ni muy muy, ni tan tan. Digamos que Capricornio sería la tarta más meticulosa del mundo, la que tiene un punto perfecto, una mezcla de sabores suaves que te atrapan sin que te des cuenta. No es el tipo de tarta que llama la atención por lo colorido, al contrario, es muy discreta su presentación, pero una vez que la pruebas quedas encantado. Algo así como una mezcla de cerezas con helado de vainilla. En poca cantidad, pero demasiada calidad.

11.- Acuario

Acuario sería la tarta menos dulce del zodiaco y eso no significa que no esté exquisito. Es ese tipo de postre que no es para cualquiera, tiene ese toque suave que te cautiva en la primera cucharada, pero…pocos siguen comiendo, porque no se lleva con la mayoría de los paladares. Puede ser una tarta de calabaza, con el sabor intenso, poca leche y sólo para comer una rebanada. Tiene esa consistencia natural que te atrapa y nunca olvidas.

12.- Piscis

Sin duda, Piscis sería la tarta indicada para glotones, para aquellos que no temen ni tantito sumergirse en lo dulce. Entre más sabor mejor. Te gusta todo aquello que rompe con la norma, una explosión en tu lengua de sabores intensos. No importa si terminas empalagado, vale la pena cada cucharada. Es esa tarta que te hace volver a la infancia, cuando no te importan las calorías ni la cantidad de azúcares, simplemente saltas de felicidad.