La persona que tenga el placer de compartir su tiempo contigo tiene que ser experta en artes marciales, en adrenalina de última hora y tener una buena enseñanza en cómo montar en montañas rusas emocionales y no salir volando en una buena curva de esas que llegan sin aviso. Así es Cáncer, eres un vaivén muy muy grande, de emociones, de alegría, de TODO y a tu lado, tiene que existir alguien que sea capaz de complementarte, no apagarte ni encerrarte y sacar tu mejor versión de ti ni más ni menos.

Eres una persona que cree en el amor en MAYÚSCULAS Cáncer y de las pocas que cree verdaderamente en el lado romántico y bueno de las personas.

Tu alma gemela, tu compañero de viaje ideal y tu vida tienen que estar muy a tu altura, porque das siempre de más, a todo el mundo, da igual que sean amigos, familia o pareja y no te mereces ser quien de más en tu relación, al menos ya no.

Tu compañero de vida tiene que ser alguien justo, que vaya a partes iguales. Alguien que sepa dar y no solo recibir, que sepa mostrar y no solo ser impresionado. Alguien que tenga honestidad en sus palabras y en sus promesas, que tenga sus defectos y sus virtudes bien presentes, que nos e avergüence de sus fallos y que tampoco se enorgullezca de ellos. Quieres y necesitas a ese alguien muy capaz de romper las corazas que has ido construyendo a lo largo de tu vida Cáncer, alguien que esté depuesto a salir de su zona de confort y compartir la mitad contigo. Tan sencillo como eso.

Necesitas a alguien con un corazón con la capacidad de empatizar de y de ponerse en tu lugar, es obvio, no quieres a un mueble que no se mueva ni un centímetro cuando te den episodios coléricos, peor tampoco quieres que te juzgue , solo que te entienda, que te apoye, que este contigo a muerte y que, pase lo que pase, te ame de verdad.