Ser Escorpio no es nada fácil. Que la gente hable de ti, que te critique sin conocerte es muy difícil. Escorpio tiene la fama de ser uno de los peores signos del Zodiaco y debido a eso, mucha gente critica sin tener motivos de peso para ello. También tiene sus grandes virtudes, pero es más fácil dejarse llevar por lo que dicen los demás… Lo peor de ser difícil quizás es eso, tener que lidiar con todo tipo de críticas y de miradas. Pero es que en parte tienen razón, porque Escorpio es un signo muy misterioso. Es alguien que oculta un montón de cosas y por eso la gente habla sin saber.

Lo peor de ser Escorpio es ese lado tan controlador. Siempre quiere tenerlo todo y saberlo todo. Pero lo peor de todo no es esto, sino que su lado controlador le lleva también a ser bastante celoso en todas sus relaciones, no solo en sus relaciones amorosas. Lo peor de ser Escorpio es tener que convivir con esa ira y esa rabia que corre por sus venas cuando ve que no tiene toda la atención que le gustaría o cuando ve que alguien a quién quiere está con otra persona.

50 Cosas de Escorpio

Mira que hay veces que intenta trabajar en ello e intenta dar lo mejor de sí mismo para que esto no suceda, pero antes o después, su lado celoso sale a la luz. No lo puede evitar y es algo que ya forma parte de su esencia. Pero también es algo que hace que ser Escorpio no sea fácil. Escorpio se obsesiona mucho por sobreproteger a su gente y al final le pasa lo que le pasa…

Escorpio también tiene que luchar muchas veces contra sus emociones y eso es algo duro. Lo peor de ser Escorpio es esa lucha entre cabeza y corazón que siempre está presente dentro de él. Es un signo muy emocional y apasionado, pero también es muy controlador y se esfuerza por no cagarlo.

El lado oscuro de Escorpio

Aunque no lo parezca, Escorpio se controla muchísimo a si mismo y, sobre todo, intenta controlar a sus sentimientos. Y esto cansa, cansa muchísimo. Porque, aunque quiere dejarse llevar, en el fondo hay una voz en su interior que le dice que no lo haga. Lo que más desea Escorpio es silenciar como sea a esa voz y hacer lo que realmente le nazca de dentro. Lo peor de ser Escorpio es tener que estar luchando siempre contra sus demonios interiores.