LO QUE PIENSAN DE TI CUANDO DESCUBREN QUE ERES VIRGO

Cuando los demás se enteran de que eres Virgo, ya le ponen un justificado a ese misterio que siempre llevas bien guardado. Eres una persona bastante misteriosa que siempre guarda algún secreto. A los demás les cuesta entender por qué eres así, pero una vez que saben que eres Virgo, ya entienden todo. Eres una persona bastante maniática y eso se nota desde el primer momento. No llegas a ser una persona rara, pero si que eres alguien que se sale un poco de lo normal. Tienes ese punto que te distingue de todos los demás y todo eso es porque eres Virgo. Cuando les dices que eres Virgo, ya les es más fácil intentar entenderlo todo. Ya entienden de donde viene esa manía con intentar controlarlo todo, tu exigencia y esa seriedad.

No eres una persona muy atrevida, eso ya lo sabe cualquiera, aunque te acaben de conocer. Tú prefieres quedarte mirando, mientras los demás empiezan a hacer locuras. Eso no es para ti. Cuando dices que eres Virgo, se asustan un poco.

Tienes fama de ser una persona bastante calculadora y crítica y eso a todo el mundo no le sienta bien.

Tú dices la verdad, sea como sea, ya sea algo malo o algo bueno. No puedes guardarte una crítica para ti y muchas veces los demás se ofenden por eso. Les da miedo cuando saben que eres Virgo porque saben que no tienes ningún tipo de filtro de tu boca.

Pero oye, ser Virgo no es siempre malo. Cuando descubren que lo eres, saben que podrás llegar a ser su mejor amigo para toda la vida, porque eres una persona llena de respeto y sinceridad. Siempre estarás ahí para cualquier cosa que necesiten y siempre serás leal, pase lo que pase. Te cuesta abrirte, pero una vez que lo haces, los demás descubren que tu sentido del humor vale oro. Sabes divertirte, pero a tu manera y para aquellos que lo entienden, no pararan de reírse siempre que estés a su lado. Tu inteligencia también dice mucho de ti, tú no tienes ni un pelo de tonto. Eres responsable y quieres que las cosas salgan lo mejor posible. Virgo, no te asustes por esas caras que ponen cuando se enteran de que eres Virgo, porque en cuanto te descubran de verdad, no te dejarán ir jamás.