Hay quienes no están dispuestos a incluir la hipocresía en su mundo, si alguien no es de su agrado se les nota a la primera. Con sus gestos, la manera en que guardan silencio o simplemente al alejarse, queda más que claro. Les importa poco si se ven educados, lo único que no quieren es caer en falsedades. ¿Te ha pasado? Los signos del zodiaco tienen una manera particular de actuar cuando los saluda alguien que les cae mal. Desde hace mucho tiempo se cansaron de fingir, quien los acepte bueno y quien no también. 

Aries

Es casi imposible que tú disimules, Aries, y la verdad es que no tienes la intención de hacerlo. Cuando algo te molesta eres capaz de decirlo de frente, no te gusta darle vueltas al asunto. Desde luego, eso no quiere decir que busques pleito. Una parte de ti es muy consciente y controlas tus impulsos, siempre y cuando, no intenten prender la bomba explosiva que llevas dentro. A ti los corajes no se te pasan rápido. La vida ya es bastante difícil como para lidiar con vibras que no están a tu altura. Además, es muy raro que te arrepientas, si tu intuición te dice que ahí no es, no hay más, la escuchas y te marchas. 

Tauro

Eres de mecha corta y estás cansado de que la gente te subestime, sólo porque tienes buenos sentimientos. Sin embargo, no estás dispuesto a permitir que alguien te haga sentir incómodo. No eres de los que explota de un momento a otro, te guardas muchas cosas hasta que ya no puedes más. En ti hay un volcán que es capaz de hacer malas caras. Admítelo, hay veces en las que disfrutas que la otra persona se aleje porque no tolera tu determinación. No vas a ser tú el que cambie los planes, si alguien interfiere, que se vaya. No te importa que te juzguen, estás acostumbrado a lidiar con la basura emocional del resto. 

Géminis 

Tú tienes un ser social en tu interior, siempre con una sonrisa y dispuesto a dejarte llevar por el momento. Para ti lo que importa es el hoy y esa es la razón por la que cuando sientes vibra pesada en el ambiente, marcas límites sin pensarlo. No es obligatorio que seas divertido con todos, también tienes tus malas rachas y si no lo entienden no te vas a bajar a su nivel. Eso sí, que se preparen, porque no piensas mucho, simplemente expresas lo que sientes y punto. Lo que más te molesta es que intenten tratarte como si fueras ingenuo, es absurdo que pongan a prueba tu inteligencia, porque no necesitas usar ni un poco de fuerza para derribar a quien se te antoje. 

Cáncer 

La mayoría de la gente conoce tu lado sensible, les encanta decir que lo das todo, pero no hablan de tu lado poco paciente. Cáncer, también tienes tus momentos de mal humor y cuando no toleras algo se te nota. Eres una persona muy dulce, pero nunca has recibido a la hipocresía con buenos ojos. Cuando te saluda alguien que te cae mal tu rostro se viste de seriedad y lo único que quieres es salir de ahí cuanto antes. No te interesa mantener la mirada y te vuelves el ser más cortante. Da igual lo mucho que intenten romper el caparazón, cuando te cierras difícilmente encuentran la llave. Además, no toleras que se atrevan a emplear el contacto físico. Les haces ver que un simple roce te pone de malas. 

Leo

Cuando te enfadas te sale el león que llevas en tu interior, eso no es un secreto para nadie. No se te da eso de las apariencias, si te sientes fuera de lugar te vas cuanto antes. Tu poca tolerancia en esos casos queda muy evidenciada. La vida ya es bastante estresante como para quedarte al lado de personas que te restan energía. No vas a fingir que todo está bien, cuando en realidad te molesta hasta el respirar de la otra persona. Tu orgullo jamás te dejaría aceptar compañías así. Prefieres mil veces que digan que tienes cara de pocos amigos, a que digan que eres falso. Mientras tú sepas quién eres, no tienes nada que demostrarle a nadie. 

Virgo

A ti la perfección se te nota hasta en la manera en que te relacionas con el resto, Virgo. Eres una persona sumamente selectiva y te da igual si te llaman exagerado. No estás dispuesto a poner en riesgo tu lado emocional conviviendo con gente que lo único que hace es criticar tus pasos. Por fortuna, con el paso del tiempo tu radar para detectar las malas vibras se ha especializado el doble y ahora no dejas que te afecten ni un segundo. En el mundo hay mucha gente que lo único que quiere es amargar los pasos de los demás y tú no vas a ser la válvula de escape de nadie. No eres complicado ni tampoco apático, simplemente sabes lo que quieres y lo que no. 

Libra 

Es cierto, Libra, tú puedes conocer un montón de gente, porque tu personalidad liviana ayuda a que te tomen cariño. Sin embargo, no eres ingenuo, sabes que allá afuera hay un montón de lobos disfrazados de ovejas y justo ese es el tipo de gente que no quieres para nada en tu mundo. La vida te ha enseñado que lo mejor es poner límites y alejarte de las personas necesitadas de atención, que van arrastrando problemas del pasado. Tú no estás aquí para salvar a nadie y por eso tu lado maleducado se hace presente cuando te quieren ver la cara. No es que pierdas tu esencia, sigues siendo amable y muy valioso, pero no todos merecen esa versión de ti. 

Escorpio 

La verdad tú eres de esas personas que agradecen los tiempos difíciles, porque ahí has aprendido a ver la verdadera cara de los que dicen amarte. Los hechos son los que muestran el interés y la preocupación. Si con las personas que aprecias no eres tolerante, ¿por qué vas a serlo con alguien que te cae mal? Definitivamente, la rabia no te gobierna, aunque te pinten como el malo del cuento, no eres tan cruel como dicen. Sin embargo, tu cara no es mentirosa, tiene ciertos gestos que gritan cuando no quieres estar ni un segundo más al lado de alguien. Lo que sí te puede hacer enojar es que claramente vean que estás poniendo resistencia y siguen aferrados. Si no entienden por las buenas se enfrentarán a tu lado malo. 

Sagitario 

¿Indirectas a ti? Para nada, eso te da bastante flojera. Consideras que ya están suficientemente grandecitos como para andar con esos juegos. Te gustan las personas que tienen el valor de decir lo que sienten, así sin tapujos y con la gallardía de enfrentar las consecuencias de lo que venga. Tu actitud por lo regular es muy alegre y positiva, así que se nota a la primera cuando alguien no te agrada porque tu cara muestra esas ganas de salir huyendo. No estás para pelearte con nadie. De hecho, no quieres gente conflictiva en tu vida, pintas la raya y punto. No es por impulsivo, es porque tu intuición te lo advierte. 

Capricornio 

¿Perder el tiempo con alguien que te cae mal? No es lo tuyo, Capri, mejor te sientas y esperas a que la gente negativa se aparte. Eres de los que se enfadan cuando la presencia de alguien empieza a intervenir en tu día a día. Es decir, no estás dispuesto a tolerar malos comentarios ni criticas que no pediste. Eso sí te molesta y ahí es cuando tu rabia puede apoderarse de tu comportamiento. Eres de los que voltea los ojos, la cara y hasta te levantas un poco brusco. No te importa, porque no tienes que quedar bien con nadie. Si alguien no está preparado para soportar tu honestidad es su problema, no vas a disimular. Te ven muy serio, pero cuando se activa tu parte fiera huyen. 

Acuario

Tú eres un alma libre, los enfados no son un tema a los que les prestas mucha atención, porque has aprendido a canalizar tu energía de otra manera y eso está por encima de cualquier cosa. Te gusta la gente que te aporta en todos los sentidos, no estás para lidiar con corazones vacíos, que no quieren cambiar y se excusan de su comportamiento tóxico. Eres muy tranquilo, pero no dejado y esa es la diferencia que pocos entienden. Lo malo es que te guardas mucho, vas llenando de piedras tu costal, hasta que llega un momento en el que explotas y ahí no sólo haces gestos de desaprobación, también dices cosas hirientes. Tú sabes que no puedes controlar la actitud de los demás y por eso mejor te vas. 

Piscis 

Digamos que lo tuyo es cambiar de un momento a otro. Tus emociones son así, impredecibles, pero genuinas. Nunca haces algo que no sientes, no importa si eso significa que pongas en riesgo tu lado vulnerable. La gente suele llegar a ti con la idea de que vas a bajar la guardia ante todo, porque saben que eres muy empático y sensible. Lo eres, pero has aprendido a no darle lo mejor de ti cualquiera, porque hay mucha gente aprovechada y esa es la que no puedes ver ni en pintura. No permitas que nadie te diga que eres un exagerado, si algo en tu interior te dice que esa persona no vale la pena, confía. Porque el tiempo tarde o temprano te dirá que tenías razón. No te quedes con nadie que te caiga mal Piscis, hay muchísimas personas que sí valen la pena.