La inteligencia emocional es un concepto que está al orden del día. Y es que tanto para conseguir y mantener un buen trabajo, así como para tener relaciones más sólidas. Es algo que necesitamos en nuestro día a día. La persona que disfruta de una buena inteligencia emocional es mucho más propensa a tener buenas relaciones con los demás y saber qué hacer en cada una de las situaciones que le aporta la vida. Si tienes inteligencia emocional verás las cosas desde otra manera. Podrás identificar tus emociones y actuar en consecuencia para evitar los impulsos que pueden llegar a acarrear consecuencias muy negativas en tu vida. Vamos a ver qué tan inteligente emocional eres de acuerdo con tu signo y qué puedes hacer para mejorar. Y, recuerda, la inteligencia emocional se puede entrenar. Anota nuestros consejos y empieza a trabajar en ti mismo. Los signos del Zodiaco y su inteligencia emocional:

Aries: domina tus impulsos

Los Aries os caracterizáis por ser personas muy dominantes y con una gran fuerza interior. Dais rienda suelta a vuestras emociones e instintos. Eso hace que, a menudo, os encontréis con situaciones que os aportan más problemas que beneficios. Sabéis reconocer vuestros puntos fuertes, pero os cuesta mucho aceptar vuestras debilidades. Si quieres mejorar tu inteligencia emocional, lo primero es lo primero: haz un trabajo interior en el que aprendas a conocerte mejor y a entender tus flaquezas.


Tauro: recibir lo que das

Como buen Tauro que eres te cuesta poco reconocer tus errores una vez te has tomado el tiempo necesario para dejar tu terquedad de lado. Ten en cuenta que eres una persona que suele dar mucho, pero también esperas recibir a cambio. Pese a que la vida debería ser así, la realidad es muy distinta. No todos van a darte lo mismo que tú das por ellos. Es por este motivo que te animamos a que hagas un análisis profundo de tu ser y empieces a poner menos expectativas en las personas que vayas conociendo.

 

Géminis: talento innato

Si eres Géminis, eres una persona tan generosa como empática. Esto hace que conectes rápidamente con los que tienes cerca. Eres un gran amigo y aliado para todos, pero este también puede ser tu mayor defecto cuando hablamos de inteligencia emocional. Debes aprender a ser empático, pero siempre poniendo límites. De no hacerlo, pues sentirte arrastrado con los problemas de los demás.

 

Cáncer: reconocimiento al 100%

Si hay algo que te caracteriza es que no te cuesta nada reconocer tus puntos fuertes y tus puntos débiles. Y esto está genial. Siempre sabes analizar las situaciones y tomar decisiones cuando estás seguro y calmado. Por lo general, no te dejas llevar por tus impulsos, lo que te convierte en una persona muy inteligente emocionalmente. Sin embargo, debes saber que tus puntos fuertes también pueden convertirse en debilidades. Está bien que te analices, pero si te pasas, tu propio criticismo puede llevarte a estados de ánimo poco sanos.

 

Leo: grandes capacidades y liderazgo

Como el Leo que eres, eres una persona con grandes capacidades que aplicas día a día. Tu gran capacidad de liderazgo hace que tus día a día sea siempre un reto en el que mejorar como persona y sacar la mejor versión de ti. Sin embargo, el seguir luchando día a día puede desgastar tu salud. Debes aprender que hay batallas que son dignas de luchar y otras que debes dejar de lado.

 

Virgo: perfeccionista al límite

Ser Virgo trae consigo la etiqueta del perfeccionismo. Esto hace que seas una persona con mucho éxito en la vida, sobre todo en el trabajo. Pero, esta virtud también puede convertirse en tu debilidad si no sabes manejarla bien. Debes entender que no todo te saldrá siempre perfecto y es que, conseguir la perfección, es algo casi imposible. Es bueno que te centres en hacer las cosas de la mejor manera posible, pero siempre estableciendo unos límites. No te pases con la autocrítica, pues esto puede minar tu espíritu alegre y dinámico.

 

Libra: flexible y de mente abierta

Libra es un signo muy flexible que suele tener una mente abierta a todo cuanto sucede a su alrededor. Por ello podemos decir que eres una persona con una inteligencia emocional casi innata. Lo único que debes hacer para mejorarla es centrarte un poco más en los límites que marcas. Por mucho que te guste, no debes estar siempre pendiente de ayudar a los demás. Y, debes establecer distancia con aquellos que quieran manipularte para controlar tu mente tan abierta y hacer que tú mismo te cierres puertas.

 

Escorpio: entender a los demás

Aunque no lo parezca, como Escorpio tienes la habilidad innata de poder entender las emociones de los demás. Esto hace que seas una persona muy querida entre los tuyos. Sabes entender sus problemas, sus opiniones y sabes qué decir para ayudar. Sin embargo, eres una persona demasiado clara con tus respuestas. Por ello, te recomendamos que mejores tus dotes de comunicación. Sabemos que tu intención no es hacer daño a los demás, pero a veces es precisamente lo que sucede.

 

Sagitario: balance innato

Si eres Sagitario, tienes el potencial de ver tus emociones y equilibrarlas. Por ello sueles actuar correctamente delante de cada situación que se te presenta. Sin embargo, cuando estás ofuscado, esta capacidad parece desaparecer. En tu caso, es recomendable que aprendas a escucharte. Y, cuando veas que empiezas a ponerte nervioso, tómate un par de minutos para analizar qué pasa por tu mente. Así conseguirás mucho más equilibrio en tu vida.

 

Capricornio: mucho esfuerzo, poco descanso

Como Capricornio, eres una persona que se esfuerza al 100% en todo lo que haces. Eres muy activo y esto hace que no siempre dispongas de tiempo para descansar y pensar en tu día a día. Si quieres mejorar tu inteligencia emocional, debes aprender a planificar tu tiempo de descanso y autoconocimiento.

 

Acuario: conectado con todo tu ser

Acuario es un signo que conecta muy bien sus pensamientos y emociones. Podemos decir que tu mente y corazón trabajan en sincronía. Pero, a veces, te obsesionas con buscar este equilibrio en situaciones en las que no lo vas a encontrar. Por ello, debes aprender a controlar esta parte obsesiva que hay en ti y soltarte un poco más.

 

Piscis: entiendes a los demás sin esfuerzo

Una buena capacidad de Piscis es que sabe interpretar las señales en los demás. Por muy pequeñas que sean o por muy ocultas que estén, Piscis tiene una gran intuición. Esta capacidad es perfecta para evitar que se aprovechen de ti o de los demás. Sin embargo, esta capacidad, así como tu necesidad de ayudar a los demás puede ponerte en situaciones complicadas. Recuerda que no todo el mundo está preparado para oír la verdad.

 

Ahora que te hemos contado qué es la inteligencia emocional y qué sobresale en ti, es momento de ponerte manos a la obra y mejorar, con paciencia, estos pequeños detalles que aún no acabas de controlar.