PISCIS LA LECCIÓN QUE ABRIL TE DARÁ

“Las despedidas duelen, pero son necesarias.” Duelen, te decepcionan, te hacen pensar en TODO y te dejan un pequeño vacío que se puede curar con el tiempo, pero que en el fondo, se queda ahí de por vida. Las despedidas, a veces son dulces, otras amargas, pero la mayoría de las veces no son del todo agradables. Aunque sepamos que volveremos a ver a esa persona, ese sentimiento de tristeza que nos invade termina adquiriendo más y más fuerza…

Aunque sepamos que volveremos a ese lugar que nos enamoró, cuando lo dejamos, ese anhelo empezará a crecer dentro de nosotros y también se hace fuerte con el tiempo…

En todas estas palabras, tu esencia se ve reflejada Piscis. De principio a fin. En serio, eres la persona más emocional de la tierra. Para ti, esta es la lección más especial: el aprender a decir adiós de una, sin dolor, con fuerza y con entereza. El aprender a sobrellevar las despedidas sin luego hacerte daño… Hay personas a las que amamos más que a nuestra vidas Piscis, pero las cosas pasan por algo y si es momento de decir adiós, hay que hacerlo. Ni más ni menos. Suena muy frío ¿verdad? Pero es la pura realidad.

Tienes que aprender a cerrar puertas para siempre, para así, poder abrir un millón y medio más.

Y piensa muy bien en esto Piscis: que de esa aparente tristeza que te produce una despedida, se sale. Siempre se sale. Piensa fríamente en ello y pregúntate a ti ¿es algo que te pueda frenar? ¿es algo que te cambie? ¿es algo que te reste en tu vida Piscis? Sabes que la respuesta a todas esas preguntas es NO, así que, aplícatelo cuanto antes.

Eres Piscis, seguirás siendo ese pedacito de cielo. Esa persona con ese carácter tan sentimental… Seguirás siendo ese mini drama andante y tan bueno pero tan peleón a la vez… Pero la diferencia está dentro. Dentro de ti. Lo que sientas, vale más que nada y ¿sabes qué? que hay que vivir la vida, que son dos días pececito.

2019-04-15T13:20:11+00:00