Si hay algo que ella aprendió después de tantos rasguños en el corazón, es que la vida es una, nunca se detiene, no puede quedarse mucho tiempo llorando por un amor, porque se le van los momentos como agua entre las manos. Es por ello que decidió limpiarse el dolor, abrazar sus heridas y volver al ruedo, aunque eso no le asegura un final feliz, siempre está ese miedo latente de la ruptura. Sin embargo, prefiere no engancharse y dejarse llevar. No lo dudes, ella está contigo porque te ama, no porque te necesita. Su signo del zodiaco ya pasó por mucho, no lo arruines de nuevo. ¿Por qué eres una mujer que ya no necesita a nadie según tu signo?

Aries 

Eres una mujer a la que no le asusta vivir la adrenalina en cada poro, gozas haciendo cosas divertidas con tu pareja. Te gusta que sean un equipo, que no huya de la aventura y que tenga la delicadeza de preguntarte cómo te sientes o en qué te puede ayudar. Sin embargo, detestas que se burlen de tus sentimientos. Si alguien tiene que esforzarse para pasar tiempo contigo y no se le da de manera natural el deseo de romper con la rutina, es mejor que se vaya. No quieres una relación obligada. 

Tauro 

Son pocas las mujeres que tienen la valentía de salir de su zona de confort, pero tú ya lo dominaste. Te complace escuchar tus deseos y por eso no permites que nadie llegue con la intención de manipularte. Por supuesto, que crees en las relaciones a largo plazo, a ti no te asusta el compromiso, pero es mejor que no se confíen, porque con la misma intensidad que amas te alejas. Quieres a alguien que te mejore, no a quien aumente tu estrés. En ese caso sabes que no es amor. 

Géminis 

Es cierto, Géminis, sabes muy bien que la vida no es sencilla, hay cosas que se ponen muy difíciles, en especial cuando se trata de amar. Estás consciente de que mereces una pareja leal, honesta y amorosa, por eso no te piensas conformar con menos. Contigo lo impredecible es seguro, pero es precisamente lo que te ayuda a agregarle chispa a la cotidianidad. Amas romper con lo convencional y cada experiencia se vuelve un tesoro en el baúl de tus recuerdos. Si no están listos para tanto, que se vayan. 

Cáncer 

A ti te encanta conectar en general, es por eso que hay quienes se toman tus atenciones muy a pecho, porque son personas que no están habituadas a dar ni recibir amor, al menos, no de manera genuina. Crees en el romanticismo, en esas historias que terminan con la felicidad eterna. No es que seas ingenua, simplemente, confías en que hay gente bonita, buena, que sí sabe entregarse. El mundo ya es bastante caótico y oscuro, para agregarle más negatividad. Si no pueden con tu amor, la puerta está abierta de par en par. 

Leo 

Lo que tienes de comprensiva, lo tienes de segura, quizás esa es una de las razones por las que te llaman prepotente. Leo, eres una mujer que confía en sí misma, sabes que has trabajado muchísimo en tu persona, como para conformarte con alguien que no está listo para una relación duradera. Lo que más te da pereza es tener que andar rogando que te brinden atención, cuando eso sucede sabes que ahí no es. ¡El que sigue! No es que quieras ser el centro de atención, es sólo que no vas a aceptar ser la última opción. 

Virgo 

Hay una razón en particular por la que eres una mujer tan excepcional, tienes la gallardía de aceptar tus imperfecciones. Tus estándares son altos y no vas a fingir lo contrario, si alguien se siente intimidado por tu potencial y no es capaz de tomar de tu mano, es mejor que no te quite el tiempo. Ya bastante duro es lidiar con tus inseguridades y miedos, como para todavía agregarle uno más a la lista. No quieres sentirte preocupada por no saber si te aman o no. 

Libra 

Hace mucho tiempo que decidiste esconder tus debilidades, eres una mujer amorosa, profunda, tienes el deseo de verte feliz en toda la extensión de la palabra y por ello ya no piensas callarte por nadie. Tu paciencia sigue intacta, pero eso no quiere decir que vas a justificar los malos tratos. Hay personas que te restan mucho más de lo que te aportan, son precisamente de las que quieres mantenerte alejada. 

Escorpio 

Tú sabes que hay veces en las que lo mejor es ser muy discreta, Escorpio, mantener en privado el estado de tu corazón, porque hay quienes lo único que quieren es divertirse a costa de tus desgracias. No se vale que pongan en duda tu lado intenso y emocional, porque eres una de las mujeres que más aman y no te asusta meter las manos al fuego. Sin embargo, no te vas a quedar con alguien que apenas y te da la mitad de lo que tú entregas. Fin, si no te mejora, te vas. 

Sagitario 

A veces, la única opción es parar las bromas por un tiempo y hablar frente a frente. No te gusta relacionarte con personas que traman cosas, que no son capaces de mostrar su lado sensible o temeroso, no porque quieras hacerles daño, simplemente porque para ti amar es sinónimo de transparencia y punto. Eres una mujer independiente, dulce, aventurera y dices las cosas sin rodeos. Consideras que el amor de pareja es importante, pero no indispensable, tú no le vas a rogar a nadie. 

Capricornio 

El peor error de la persona que decide estar contigo es creer que te tiene segura, es una tontería, porque puedes amarla con el alma y de todos modos marcharte. Dejaste de ser aquella mujer ilusa que se creía todos los cuentos bonitos. Capri, tienes un lado muy realista y no te da miedo usarlo, sobre todo, con aquellos que no te valoran lo suficiente. Lo que quieres es a alguien que te demuestre que estará contigo en las buenas y en las malas, no pides mucho, sólo lo que te mereces. 

Acuario 

Cuando se trata de poner un punto final, te duele, como a cualquier otra mujer enamorada, pero algo en ti te da demasiada fuerza y te alejas sin mirar atrás, son muchos los que aprecian tu resiliencia. Si decides estar con una pareja es porque realmente te envuelve en todos los sentidos, te hace sentir amada, respetada, escuchada y además admiras todo lo que sale de su boca. Jamás te quedarías con alguien que no sacude tu alma positivamente. 

Piscis 

Eres una mujer sin filtros, no puedes evitarlo ni quieres. Sabes que hay momentos en los que tus arrebatos desean que llores, grites, te enojes o salgas corriendo. Eres demasiado emocional como para obligarte a quedarte con un amor con el que ya no resuenas. Si te quedas es porque realmente encontraste puntos buenos al poner la situación en la balanza, pero por ningún motivo vas a justificar actitudes malas o preocuparte por no saber si mañana esa persona seguirá a tu lado. Esa inestabilidad no la quieres.