El amor verdadero, el que rompe con estereotipos, es mucho más que un cuento de hadas. Es el que se mantiene aún cuando no eres novedad, el que ve más allá de tu mirada. Es valiente, porque reconoce tus defectos y manías, pero aún así decide tomarte de la mano y salir a luchar contra el mundo entero. A veces, llega y se marcha tan rápido que no nos damos cuenta. Cada signo del zodiaco lo enfrenta a su manera, ¿qué te impide encontrar el amor verdadero según tu signo? 

Aries

Aries eres de las almas poco comprendidas y es que cuando se trata de amor invitas a la curiosidad, está en tu naturaleza explorar y dejarte llevar en el momento. Cuando te enamoras no conoces límites y lo que te impide encontrar a la persona indicada es que eres demasiado impaciente, te comprometes con personas que no valen la pena, porque te enamoras de la idea, no del alma. Llega un punto en el que te conformas, ¿cuál es la prisa? Nadie te está presionando, es tu yo interior que desborda energía en donde no es. 

Tauro 

Tauro, a veces ser tan meticuloso no es tan bueno, cuando llegas a un extremo huyes por completo de la realidad. Eres el tipo de persona a la que le cuesta entregar el corazón, necesitas perderte en el alma del otro, de una manera lenta, quieres mucho más que lo que muestra el estuche. Eres cauteloso y obstinado, pero eso te hace cerrarle la puerta a quien sí vale tu tiempo y tu energía. No todo puede ser perfecto, aunque sea lo que más quieras en el mundo. De vez en cuando bájale dos rayitas a tus exigencias, porque te estás perdiendo la vida. 

Géminis 

Géminis, te pierdes en un cúmulo de pensamientos, es tu aventura la que no cede, la que siempre quiere más y cuando te llega la oportunidad de comprometerte no te sientes seguro. Siempre tienes cosas qué hacer y pones a tu pareja a mitad de tu lista de prioridades. No todos tienen la paciencia de entregarse a un alma tan aventurera. Tu ajetreo te está alejando de amar. Se vale luchar por tus sueños, trabajar duro para vencer tus miedos, pero también es bonita la estabilidad. Si no amas, entonces, ¿qué chiste tiene? 

Cáncer 

Cáncer, cuando se trata de amar no conoces límites, eres un alma protectora, la que se entrega de forma incondicional, pero muchas veces confías en exceso. Tienes que tener en cuenta que por más amor que le des a los demás, nunca será suficiente para que la gente cambie o se comprometa en una relación. No estás aquí para salvar a nadie, no es tu responsabilidad sanar las heridas del pasado que vienen arrastrando tus amores. Está bien que seas empático, pero no te desgastes en solucionar su vida, puedes caer en un vínculo codependiente. 

Leo 

Leo, realmente eres muy exigente a la hora de entregarle el corazón a una pareja. Estás cansado de conformarte con migajas y por culpa del pasado te has vuelto muy desconfiado y orgulloso. No toleras ninguna anomalía, cuando algo mínimo hace que se altere tu estabilidad mental, emocional o física, en lo primero que piensas es en decir adiós. Eres autosuficiente, detestas que te digan qué hacer, pero debes saber que no pasa nada si de vez en cuando cedes. En el momento en que dejes de querer controlar todo llegará la persona indicada. 

Virgo

A veces, sólo se trata de respirar profundo, no hay más. Tu mente es la que no te deja avanzar, la que pierde la cordura, porque tienes una preocupación constante que te impide entregarte al amor. Cuando parece que llega la persona indicada te desesperas por buscarle algún defecto. Entras en esta dualidad en la que quieres tranquilidad, amor y equilibrio, pero cuando lo tienes no sabes qué hacer con tanto. Tus pensamientos son tan profundos que te olvidas de todo y de todos. Ahí es cuando tu parte perfeccionista se intensifica, porque ahí descargas toda tu energía. 

Libra 

Libra, a veces, eres como el juego de la flor, ese en el que vas cortando un pétalo tras otro preguntando si te quiere o no. Hay una parte de ti que cree en el amor, honra la fidelidad y sueña con un lazo para siempre. Y a ti, Libra, ¿qué te impide encontrar el amor verdadero según tu signo? Sin duda, tu lado inseguro, el que siente que las cosas no van a funcionar, al que le aterra el amor. Muchas veces te sientes como un camaleón, ni siquiera tú sabes el humor con el que vas a enfrentar la situación. Es tu indecisión la que no te deja entregarte al amor verdadero, el miedo a que te rompan el corazón. 

Escorpio 

Escorpio, eres esa alma misteriosa que necesita sumergirse en la esencia del otro para descubrir si realmente estás enamorado. La verdad es que no te llevas nada mal con la soledad. Has aprendido a verle el lado bueno a las cosas y trabajas duro por demostrarle tu mejor versión al mundo. El problema es que muchas veces te centras tanto en tu individualidad que dejas de lado la parte de la pareja. Te cuesta compartir con alguien, es más cómodo aferrarte a tu independencia que aceptar lo que realmente sientes. 

Sagitario 

Sagitario, a veces te pierdes entre un montón de emociones. La adrenalina toma el control y te olvidas de todo, guardas tu parte sensible y te es imposible conectar a un nivel profundo. Tanta aventura puede hacer que pierdas el piso, porque te centras en tus pasatiempos, en todo lo que quieres lograr. Así que se vuelve una barrera para encontrar el verdadero amor, porque tu parte frívola es la que toma el control. No está mal que hagas una pausa de vez en cuando, que le des la oportunidad a quien quiere ser parte de la intensidad de tus días. 

Capricornio  

Capricornio, eres el tipo de persona que no se toma nada a la ligera, necesitas seguir una estrategia para sentirte cómodo en todos los sentidos. Sin embargo, en cuestiones de amor no siempre tienes la certeza si las cosas van a salir mal o bien. ¿Qué te impide encontrar el amor verdadero según tu signo, Capricornio? Tienes que relajarte un poco más, no tomar las cosas tan a pecho. Puedes compartir valores y metas con esa persona, no necesariamente tiene que convertirse en un obstáculo para tu vida. Las personas son imperfectas, no puedes controlar lo que dicen o que sienten, simplemente deja que fluya. 

Acuario 

Acuario, eres quien se sumerge en sus pensamientos y se olvida de todo. A veces, tu desapego emocional e independencia pueden ser las razones por las que no creas un vínculo a largo plazo. Eres un alma hermosa, entregada, dulce, pero no siempre te entregas a la persona correcta. Dar está bien, pero también hay que decir que no, poner límites es sinónimo de encontrar a alguien que valga la pena. Alguien con quien puedas compartir tus miedos, tristezas, alegrías. Tienes todo para ser feliz, sólo no confíes a la primera. 

Piscis 

Piscis, un minuto de silencio por todas las veces que has idealizado a una persona y termina mostrando la peor de las caras. El problema es que tu lado tan dulce y empático, puede ser la razón por la que romantizas todo. Y es que eres pensador, te gusta sumergirte en tus emociones y te preocupas por los demás. Lo cual puede ser contraproducente porque puede hacer que te conviertas en el salvador del otro. Más que su pareja te vuelves su válvula de escape y una vez que se sienten mejor se marchan, ahí es cuando te rompen.