Si has nacido el 17 de Junio

Eres astuto, muy astuto, y por suerte o por desgracia siempre te enteras de todo. Tu inteligencia es muy superior a la media y por eso es complicado engañarte. A veces necesitas tu tiempo de soledad pero por lo general eres muy sociable y te encanta pasar tiempo con gente pero, eso sí, tienen que ser personas que tengan una cultura parecida a la tuya, que sepan tener conversaciones inteligentes, si no, te aburres muchísimo y te largas pronto. Lo básico no va contigo, lo simple y lo sencillo te aburre demasiado. Tienes tendencia a ser un poco más nervioso de lo normal. Tu cabeza nunca para de pensar, millones de pensamientos te invaden constantemente y sólo es durmiendo cuando verdaderamente descansas. Y a veces, ni eso.

Eres impaciente, eres Géminis y eso es indiscutible, pero también eres muy listo y tu cabeza es la que frena muchos de tus impulsos. Eres una persona influyente en el resto, te ven alguien implacable, que cuando toma una decisión la lleva hasta el final pase lo que pase. Pero tú sabes que en el fondo tienes más dudas de las que creen y que esa frialdad que a veces parece que tienes es sólo parte de una fachada. Ni eres tan sensible ni eres tan duro como algunos piensan.

Odias perder el tiempo, y en temas de amor, si no tienes o no te dan lo que buscas mejor cortar rápido. No puedes dar todo cuando no confías, y son pocas personas las que pueden calmar tu naturaleza inquieta. Te cuesta sentirte completo en este tema porque no te conformas con lo primero que se presenta. Tienes muy claro lo que no quieres…

Sabes que tienes un don para llevarte a la gente a tu terreno, es más si quisieras podrías dedicarte a actividades inmorales, pero no es lo tuyo, prefieres utilizar ese ingenio y esa suspicacia para hacer otras cosas.

En general, no eres una persona seria, tienes tu propia visión de las cosas, tratas siempre de ver el lado bueno en todo, aunque por dentro puedas estar destrozado, eres rebelde pero también sensato, a veces, te preocupas de no mostrar tu verdadera personalidad, no quieres que los demás te vean vulnerable, por eso, desde fuera, contigo todo es felicidad… Hasta que, irremediablemente, explotas.