Si has nacido el 18 de julio, no eres quien va por la vida dañando a los de tu alrededor, pero cuando alguien se mete de forma malintencionada contigo tu lado impetuoso se hace presente. No te quedas callado y mucho menos cuando las injusticias son evidentes. Tienes un lado divertido, el alma joven, amable, la que pone por delante la elocuencia y la sencillez. Siempre entregas el corazón aunque te tiemblen las rodillas, pero eso no significa que permitas que se burlen de ti, si sientes que no vibran bonito simplemente te despides. 

Eres Cáncer, tienes un lado irritable y cambiante, tanto que muchas veces tú mismo te sorprendes de tus emociones. Eres encantador, un ser fascinante, el que se roba la atención de cualquiera a su alrededor. Ser empático es parte de tu naturaleza, te gusta poner por delante el cariño y antes de juzgar analizas los pros y contras, no te sientes con el derecho de minimizar el sentir de nadie. Eres el tipo de persona que se gana el respeto, siempre miras las cosas con tranquilidad y aceptación. Si hay algo que te distingue del resto es tu parte intuitiva, tienes el don de detectar a la gente negativa rápidamente. Además, eres leal y confiable, no toleras la traición. Si alguien no está listo para una relación a largo plazo es mejor que busque por otro lado. Eres determinado y no te andas con juegos, si algo involucra emociones para ti es sagrado. 

Los nacidos el 18 de julio, son comprensivos, atentos, el tipo de persona que se roba la atención en cada lugar que pisa. Tienes un lado protector, te preocupas tanto que a veces es excesivo y te olvidas de ti. Recuerda que si tú no estás bien, por más que quieras ayudar a otros no lo vas a lograr. Estás invirtiendo demasiada energía en los demás, si te dieras al menos la mitad de atención que das, tu amor propio y autoestima estarían por los cielos. Tienes una debilidad por las artes, todo aquello que implique creatividad capta tu atención. Una forma muy particular de apreciar el arte, tu sensibilidad es la que habla por ti. Tu mayor reto es cumplir con tus propias expectativas, a veces, eres demasiado exigente y no le das el valor que se merece a tu esfuerzo. Tienes que empezar a creer más en ti, porque estás brillando más bonito de lo que imaginas y te has vuelto la motivación para muchos. 

No todo es positivo en tu personalidad, hay ciertos rasgos que pueden ser la razón por la que terminas en líos. Digamos que tienes una parte resentida, dar segundas oportunidades no va contigo. Si te la hacen, te la pagan. No eres un ser vengativo, pero tampoco te molesta cuando el karma se encarga de dar lecciones a quienes te tratan mal. Además, eres hipersensible, son pocas las personas que saben lidiar con tu forma de ver la vida. La mayoría dice que exageras, aléjate de quienes no te valoran. 

Tu símbolo astrológico es el Cangrejo, es tu parte intuitiva, protectora y cariñosa. Es quien no se detiene cuando la vida tiene preparada una nueva adversidad. También representa tu lado temerario y vengativo, depende de cómo te traten. Tu elemento es el agua, es quien tiene el poder de crecimiento, nutrición y amor. Es tu lado abundante, el que no se rinde y muchas veces te conviertes en el refugio de muchos. La Luna es quien te gobierna, es por ello que lo mismo amaneces con toda la actitud por la mañana y por la tarde ya no puedes más con tu lado nostálgico. Por su parte, la numerología dice que tus números de la suerte son 2, 5, 11, 17 y 25. 

Si has nacido el 18 de julio, eres un amante tierno, romántico, entregado. Te gusta conectar a un nivel profundo, el tipo de pareja que pone la lealtad por delante. Eres quien ama como si no hubiera un mañana. Te gusta el equilibrio, las cosas de frente y con confianza. Trabajas duro para tener plenitud en todos los sentidos y aunque tu lado temperamental puede hacerse presente tienes un lado paciente y cuando amas lo que menos quieres es lastimar. 

Eres como tu color de la suerte, el plateado, el que representa el equilibrio, la independencia, la seguridad, la elegancia. Eres el alma bella, la que envuelve con su autenticidad, la que puede ser reservada o intensa. La que es capaz de cambiarte la vida en un abrir y cerrar de ojos, no dejes que nadie te haga creer lo contrario.