Si has nacido el 24 de febrero, eres una persona con un corazón enorme. Eres capaz de sacrificarte por cualquier causa y por cualquier persona a la que quieras. No tienes problema en dejar de lado tus intereses para estar ahí por los tuyos. Lo das todo por esas personas que están dentro de tu corazón. Esto es algo que también puede ser un poco negativo para ti, porque muchas veces te olvidas de ti solo por estar ahí para los demás. No te olvides que aquí lo más importante eres tú. Ese deseo de proteger a los que amas hace que muchas veces pienses en los demás más que en ti.

En general eres una persona súper trabajadora. Siempre estás dispuesto a enfrentarte a nuevos retos, sobre todo, profesionales. Aunque es cierto que para poder sacar partido a tu potencial, necesitas estar en lugares donde estés tranquilo. Digamos que no es que trabajes muy bien bajo presión o en ambientes donde sabes que hay demasiadas tensiones. Cuando te encuentras en situaciones así, huyes de ellas sin ni siquiera dar explicaciones, pero quién te conoce bien sabe por qué es.

A pesar de ser Piscis y de ser una persona muy emocional, te gusta tener tus emociones bien protegidas en tu interior. Eres muy sensible a todo lo que sucede a tu alrededor y por eso te pones barreras para que no te afecte más de la cuenta. Sabes que puedes llegar a sufrir mucho y como no quieres que te estén rompiendo el corazón cada dos por tres, prefieres protegerte en tu propio caparazón.

En el amor, buscas intimidad. La verdad es que tú no eres de esas personas que salen y entran en relaciones cada dos por tres. Necesitas a alguien que nutra por completo tu seguridad y tu paz interior. Para encontrar el amor, es importante que intentes abrirte emocionalmente. A lo largo de tu vida tendrás que trabajar bastante en esto si realmente quieres formar lazos amorosos que te duren para toda la vida. También tienes que intentar mantener el interés vivo en tus relaciones. Por eso es importante que encuentres a alguien que tenga mucha imaginación y que no sea un aburrimiento de persona.

Como tú eres una persona muy leal, quién te traiciona lo acabará pagando. No eres vengativo al máximo, pero si que te gusta que cada uno pague por lo que ha hecho. No vas a hacer daño a nadie ni mucho menos, tan solo mostrarles que lo mucho que te han hecho sufrir a ti. En el fondo eres una persona con un corazón enorme y lo sabes.