Si tu número de vida es el 4 tu personalidad es fuerte, constante, y tienes una gran amor por los detalles, por la resiliencia, la fe en uno mismo y el trabajo duro que al final, siempre lleva a recoger buena cosecha. No eres una persona que maneje demasiado bien el desorden o la duda. Aunque sabes que en la vida no hay nada seguro necesitas tener el control de tus actos y sentirte dueño de ella. Al final, peleas porque todo salga como realmente quieres y si tus expectativas son altas es porque tu esfuerzo también lo es. A menudo, puedes llegar a obsesionarte mucho con minucias y no es raro que seas un poco maniático y demasiado perfeccionista y estricto.

Si tu número de vida es el 4 tienes destreza, tesón, eres una persona práctica y determinada, siendo muy consciente de que el esfuerzo es la base de todo. Vamos que tú si te encuentras una pared en tu camino no te darás la vuelta, buscarás las maneras para poder escalarla, o atravesarla o al menos, poner solución a ese obstáculo.

Tienes fuertes intuiciones y de alguna forma, siempre encuentras las señales del Universo que te dicen si vas o si no vas por el camino correcto. A pesar de ser una persona con unas rutinas y manías bastante marcadas y conocer el sentido del esfuerzo con parte del logro, sabes moverte por corazonadas. Y alternas estas con el sentido común. Eso al final es lo que te ayuda a tener éxito en el mundo material.

Los demás suelen confiar rápidamente en ti, la sensación al conocerte es súper buena y sueles hacer amigos de forma fácil.

Uno de los puntos más importantes a tener en cuenta si tu número de vida es el 4 es que tienes que liberarte de la culpa de vez en cuando. Resetearlo todo en vez de quedarte ahí estancado, frenado, limitado. Te gusta mirar hacia delante pero esto no quita que mires hacia atrás de vez en cuando, hacia algunos recuerdos que te hacen daño e incluso sientas placer en la nostalgia y la pena.

A pesar de tu tenacidad, no siempre confías en tu base. No te terminas de creer del todo que tengas un gran potencial interior para conseguir lo que te propones. Tienes cierta tendencia a ver las cosas de forma negativa y muchas veces encuentras un “pero” a todo. “Soy fuerte pero…”, “Lo conseguiré pero…”, “me gusta como me veo pero…” En cuanto seas capaz de reconocer tu verdadera naturaleza y todo lo que puedes conseguir, esa forma de ver el mundo cambia de forma radical y el pero se sustituye por el “y…”

Necesitas amar lo que haces para sentirte realmente pleno y no puedes conformarte con lo que venga y la vida ponga en tu camino. Si no amas lo que haces, tendrás un gran vacío de amor en tu vida.

A veces, puede que evites hablar de tus sentimientos más profundos. Te da miedo que puedan ser utilizados en tu contra. Necesitas encontrar a personas que te den seguridad y estabilidad emocional.

Eres súper práctico con todo, capaz de convertir el caos en orden y te gusta trabajar con los problemas complicados, deshacerlos, desenredarlos…

Tu curiosidad a veces supera los límites. Quizás te pasa porque necesitas de alguna manera tenerlo todo bajo control y saber “cómo” funcionan las cosas te da mucho poder. No dejes que la inseguridad apague tu llama nunca.

2020-12-29T16:19:20+02:00