Cuando nos ponemos a hablar de las emociones, podemos decir que son muy complicadas de entender, aunque no cabe duda de que es una parte básica y universal del ser humano, estar vivo es ser emocional. Controlar y ahogar nuestros propios sentimientos puede que nos funcione hasta cierto punto, pero es imposible evitar que hiervan y florezcan dentro de nosotros exigiéndonos que los liberemos. Muchas personas pueden necesitar ayuda con esto de controlar sus sentimientos ya que les producen algún problema que otro…

Es más que probable que hayas pasado por un momento difícil a lo largo de tu vida. Cada persona pasa por muchísimos cambios en su vida, pero la forma en la que procesan todos esos cambios puede estar marcada por los rasgos de personalidad de su signo del zodiaco. Somos seres emocionales, y es imposible cerrar en banda nuestras emociones ya que tarde o temprano intentarán salir de tu interior y es mejor no reprimirlas porque será peor el momento en el que salga… Aquí os mostramos por qué tu signo es emocionalmente inestable:

ARIES

Aries es el signo más temperamental de todos y conocido también por su maravilloso mal humor. Tiene un carácter que hace que sus emociones puedan llegar a ser impredecibles, golpeando con tanta fuerza que lleguen como un huracán y arrasen con todo lo que pillen.

Todas sus emociones tienden a ser demasiado fuertes dejándolos muy agotados, aunque se recuperan de ese huracán de emociones con demasiada rapidez. Rapidez que en ocasiones no es buena porque no les deja canalizar esos sentimientos, sin así poder reflexionar sobre ellas. Es decir, acaban tropezando una y otra vez en esas emociones que no les deja avanzar porque al fin y al cabo no aprenden nada de ellas. Aries, no es bueno que te quedes atrapado en el fuego cruzado en un mal momento de tu vida, por favor, ¡APRENDE Y AVANZA!

TAURO

Con Tauro sabes perfectamente lo que puedes obtener. Pese a que sabemos que es demasiado cabezota, es muy honesto acerca de cómo se siente y no tiene ningún miedo a expresártelo. Eso sí, si lo hacen es porque confían plenamente en ti. No es de abrirse demasiado a cualquier persona, así que, si se abre contigo siéntete privilegiado porque eres muy importante para él.

Además, Tauro no se va a sorprender de sus propias emociones. Se conoce tanto a sí mismo, que sabe cómo se va a sentir prácticamente casi un mes antes… Por otro lado, es un controlador innato de sus emociones, sabe muy bien que es lo que se cuece en su interior y como procesar todo lo que le ocurre. Los Tauro sólo se pondrán emocionales si la situación lo requiere.

GÉMINIS

Géminis es muy conocido por su personalidad cambiante que le caracteriza. Puede llegar a cambiar con muchísima facilidad, de estar riéndose y pasándoselo bomba como un niño a estar muy serio y concentrado. Pero lo que no saben muchos es que en realidad Géminis no se mueve tan fácilmente de un lado para otro en lo emocional, aunque si pueden ser un poco inconscientes.

Géminis en realidad no presenta cambios de humor salvajes y tampoco tiene unas respuestas emocionales demasiado intensas. Si que es muy indeciso e incluso lucha por ser más impredecible de lo que es. Pero lo que le pasa a Géminis es que tiene una inteligencia emocional demasiado fuerte. Quizás sea por que su vida es una montaña rusa y ha aprendido a procesar todo lo que le venga.

A Géminis se le puede ver como a alguien cambiante y sin estabilidad alguna. Pero si eres Géminis, tú sabes que no es así. No te gusta la rutina y te gustan los cambios, pero eso no quiere decir que no sepas controlar tus emociones, tienes tus momentos, sólo eso.

CÁNCER

Un Cáncer por naturaleza es comprensivo con todas las personas que lo rodean. Se podría incluso decir que es un talento, pero es una lástima que tienda a quedarse en el lado más pesimista de los acontecimientos y con un mal humor que cualquiera le tose. Lo que le puede llevar a ser más negativo e impredecible de lo que son, en gran parte basándose en lo que le pasa a los demás. Pero no se da cuenta de que tiene que cambiar esa manera de ver el mundo para así afrontar lo que le venga y poder controlar su sentimientos.

Esta claro que su sensibilidad emocional es muy alta. Se podría decir que es una de las sensibilidades más altas del zodiaco. Esto significa que pueden llegar a sentirse demasiado atacados por las circunstancias, mejor dicho, hacen una montaña de un grano de arena. Cáncer, tienes una gran memoria así que, aprovéchala para aprender del pasado y no estancarte.

LEO

Leo tiene demasiadas cosas en la cabeza como para pararse a pensar en todas las cosas que le pasan. No tienen tiempo para la imprevisibilidad emocional, es un signo cálido y alegre, así es su naturaleza emocional.

A diferencia de otros signos, tiene fundamentos y sabe cómo llevar todo lo que le pasa. Además no va a perder ni un minuto en darle importancia a algo que no lo tenga. Para Leo es como tirar 1 millón de dólares por el retrete. Los problemas de uno en uno y cuando vengan. Nada de adelantarse a los acontecimientos y pasar un mal rato sin necesidad.

Leo, muchas personas piensan que es tu orgullo el que no te deja expresar tus sentimientos, pero tú sabes muy bien que no es así… ¡Malditos dramáticos!

VIRGO

Virgo y su naturaleza de guiar sus sentimientos por esos pequeños detalles y por supuesto por respuestas lógicas. Gracias a la manera que tiene de ver el mundo suele dar a todo primero una respuesta lógica y ya luego, si es necesario en segundo lugar una respuesta emocional.

Su característica personalidad que le hace analizar todo a fondo, le hace ser una persona responsable manteniendo las riendas de su vida, haciéndole emocionalmente confiable y estable.

Su preferencia por sus obligaciones va a hacer que pasen sus emociones a un segundo plano. Lo que le lleva a no darle demasiada importancia al mundo emocional y esto le hace ser una persona demasiado fría aparentemente. Sin embargo, sí que se preocupa por lo demás y está muy atento de que sus seres queridos estén bien emocionalmente. Aunque eso sí, no soporta las tonterías, por lo que si cree que lo que te pasa lo es, te lo hará saber, no dudará en irse y no perder más el tiempo.

LIBRA

Libra el signo del zodiaco más diplomático y neutral. Está muy bien fundamentado en una especie de punto intermedio y oscila desde ese lugar en vez de ser una personas mucho más irracionales y extremas como lo son otras.

Sus respuestas emocionales suelen ser muy honestas, por eso de que no le gusta las injusticias. Libra suele evitar todo tipo de confrontaciones incluso cuando se siente muy emocionado por algo, porque a pesar de ser muy educado, en algunas circunstancias puede llegar a explotar y esto le puede traer un disgusto muy grande. Por lo que normalmente busca estar tranquilo sin necesidad de llevarse sorpresas.

Libra normalmente tiende a mantener un equilibrio en sus emociones. La mayoría llegan a este punto tras pasar por malas experiencias, las cuales los llevan a estar con mayor frialdad cuando tienen una relación personal.

ESCORPIO

Es más que obvio que cuando hablamos de Escorpio estamos hablando de uno de los signos del zodiaco más emocionales, e incluso, un poco cambiante. Todas sus emociones son demasiado poderosas, arrasan con ellas por donde pasa, ya sean emociones positivas o negativas. Es un signo demasiado apasionado, que le trae como consecuencia tener muchos altibajos.

Tiene muchísima inclinación hacía la ira, la indignación y los celos más que por cualquier otra cosa. Cuando le dan estos arrebatos, tiene razones para ponerse así, aunque es muy probable que no sienta la necesidad de compartir sus sentimientos contigo. Por lo que le convierte en un signo muy sorprendente cuando explota, básicamente no le ves venir. Escorpio cuando se siente ofendido suele responder con la misma cortesía.

SAGITARIO

Sagitario no es de esos que les gusta perder el tiempo con una serie de emociones inestables. En lugar de preocuparse por los altibajos de su vida, prefiere ser un ser libre en todos los aspectos. Siente que si se para a pensar demasiado las cosas no disfruta de cada momento. Para Sagitario la vida son dos días y hay que aprovecharla.

A veces, suele parecer más agresivo de lo que realmente es o pretende ser porque suele meter la pata hablando fuera de lugar, aunque lo que diga en realidad es mucho menos personal de lo que parece. La mayoría de los actos de Sagitario tienen buena voluntad, pero la interpretación de estos les trae muchos problemas, pero bueno ellos son así, viven y dejan vivir.

CAPRICORNIO

Capricornio es uno de los signos del zodiaco más responsables. Al ser tan disciplinados, no es demasiado inestable emocionalmente hablando hasta que se le acaba la paciencia y llega a su punto de ruptura, y cuando llega, rompe con todo.

Antes de llegar al punto de ruptura, suele saber controlar muy bien sus sentimientos. Esto le puede llevar a parecer demasiado frío, que es una característica muy prominente de este signo.

Capricornio no pierde el tiempo con tantas delicadezas y melancolías. Ya ha pasado por mucho en su vida y no quiere estar recordándolo una y otra vez. Prefiere pasar página y aprender de todo el pasado. Ya lo ha recordado demasiado. Y si alguna vez cae y se queda ahí, en el pasado (no hay que olvidar que es un signo de tierra que tiende a ser demasiado «realista» y a no olvidar) jamás lo verás. Se lo guarda para sí.

ACUARIO

Acuario hará casi cualquier cosa para evitar expresar sus sentimientos para que así sepas menos de él. Sabe que es muy peculiar y antes de compartir contigo lo que siente, prefiere guardárselo para sí mismo, porque se siente muy incomprendido, piensa que puede llegar a reírse de él.

Además, odia parecer débil y vulnerable. Así que hará todo lo que esté en sus manos para evitar confrontaciones, porque no sabe cómo podrán salir de ahí. Hay que destacar que, aunque Acuario parezca un loquito, está inclinado más a lo racional que a lo emocional y por eso tampoco le da tanta importancia al tema. Acuario tiene una gran habilidad para improvisar lo que hace que no se estanque en darle vueltas y vueltas a un mismo tema.

PISCIS

Piscis y su sensibilidad… Le lleva a una inestabilidad emocional en la cuál tiene la sensación de que necesita ser el perjudicado de muchas situaciones.

Aunque Piscis es brillante y artístico, también tiene su lado oscuro. Un lado muy poderoso que está en sintonía con su inestabilidad emocional. Es capaz de ver el lado positivo de todo, sin embargo, en muchísimas ocasiones se hunde perdiendo la esperanza, piensa que ya agotó todas las posibilidades.

Muchos de ellos tienden a soñar despiertos, sueños que muchas veces se ven oscurecidos por una realidad no tan bonita como ellos pensaban y los llevan a estar metidos en una constante desilusión. A pesar de ello Piscis siempre saldrá del agujero en el que caiga y seguirá soñando, porque al fin y al cabo, es lo que le gusta a Piscis.