Hay cosas que te apagan, te hacen creer que ya no puedes más y te acostumbras a vivir en la sombra. Ahí es cuando tu amor propio queda por los suelos, es como si te arrancaran tus sueños, pierdes tu esencia y empiezas a relacionarte con personas que no te dan tu lugar. Te conformas con los malos tratos, hasta que finalmente tocas fondo. Justo ahí en medio de la tristeza y la desesperación te vuelves a encontrar. Son los signos del zodiaco que aprendieron a quererse y ya no están para cualquiera. Ahora que los ven bien y vienen a rogarles lo único que van a recibir de su parte es indiferencia. ¡Se les fue la oportunidad! 

1.- Aries 

Bendito sea el día en el que te diste cuenta de que lo que tanto andabas buscando en el otro, estaba dentro de ti. Fue ahí donde empezaste a construir tus cimientos, a indagar en tus raíces y abrazar lo que eres. Aries, ya no estás para cualquiera porque te aceptas, con todo y tus defectos. Porque sabes que tienes la inspiración y la capacidad de lograr todo lo que te propones. Eres fuerte, inteligente, valiente, te estás dando la oportunidad de brillar y no vas a permitir que la gente siga siendo tu sombra. Ahora valoras tu curiosidad, esa manera loca de lanzarte a lo desconocido. Reconoces que tienes todo para ser feliz y hay gente con la que de plano ya no encajas. ¿Por qué desgastarse por alguien que no vale la pena? 

2.- Cáncer 

Te costó mucho dolor, lágrimas, noches en las que no encontrabas la calma. Cáncer, sabes que recuperar tu confianza fue un proceso muy duro, pero ahora que eres consciente de lo que vales, no piensas dar un paso hacia atrás. Lo que quieres es expandir tu visión, porque eres un alma magnífica y dulce, pero entendiste que antes de poner a todo mundo como prioridad, debes ser tú quien esté al inicio de la lista. Ya no piensas ceder sólo para que la gente no se marche, porque sabes que la persona que realmente vale la pena se quedará. No estás para rogarle a nadie, ni tampoco para estar con alguien sólo por miedo a la soledad. No lo olvides, no te conformes, tu corazón es hermoso y debes sentirte orgulloso de cada persona que camina a tu lado. 

3.- Tauro 

Si algo tienes muy claro es que aceptarse de verdad requiere valentía, no es un duelo fácil, es enfrentarte a todo lo que no quieres ser y soltar tantas cosas que ya traes aprendidas desde la infancia. En el momento que descubriste que tú mismo eras tu propio enemigo todo cambió. Ya no estás para minimizarte en nada, sabes que tus pensamientos importan, que no poder con todo está bien y que hay personas que te roban la calma. Sigues siendo una persona cuidadosa, amable y compasiva, pero eso no es razón para que te vean la cara. Hay quienes no merecen tu mejor versión, porque sólo vienen a mover tu estabilidad de la peor manera. La guerra ya no es contra ti mismo, ahora es con aquellos que te quieren ver caer. 

4.- Libra 

A lo largo del camino Libra ha aprendido muchas lecciones, sin embargo, con la que se queda por encima de todo, es con enamorarse de sí mismo. En el momento que se acepta tal y como es, sin ningún filtro ni el deseo por lucir perfecto, su manera de ver la vida cambia por completo y ya no atrae al mismo tipo de persona. Es un signo que se esfuerza por mantener la paz a su alrededor, pero llegó a un punto en el que se dio cuenta de que estaba dando demasiado y no era valorado. Entendió que es sano poner límites, que no hay ninguna razón para quedarse en un sitio en el que no es feliz. Sabe que está bien perderse de vez en cuando, que no siempre tiene que tener la respuesta de todo y eso le ayuda a mejorar. Si alguien no tiene la misma vibra, ya no es recibido en su vida. 

5.- Géminis  

Sí, tal vez para algunos suene un tanto egocéntrico, pero sinceramente a esta altura de la vida a Géminis le importa poco la opinión de la gente. Por mucho tiempo se mantuvo detrás siempre, le asustaba mostrarse tal y como es por miedo a no ser aceptado. Hasta que entendió que es él mismo quien debe valorarse. En el momento que se dio cuenta de que es un ser glorioso todo su mundo cambió. Géminis, sabe que tiene un espíritu ardiente, que siempre encuentra la solución y no le asusta hablar con la gente. Tiene el don de la comunicación, de enfrentar cualquier tipo de cambio en su vida. Es un alma apasionada que no se conforma con una sola respuesta. Ahí está la clave por la que no se rompe, sin importar las veces que intenten derribarlo. Géminis, lo va a lograr y por eso no puede perder el tiempo con cualquiera. 

6.- Leo 

Sí, ese es Leo, el signo brillante, el que tiene la valentía de siempre mirar hacia adelante, sabe que nadie tiene el poder de ser él y eso le basta y le sobra para cumplir todo lo que se propone. Ya se dio cuenta de que no tiene que esforzarse en las expectativas que los demás quieren. Es un signo orgulloso, audaz, nació para ser líder, así que es absurdo que intenten dominarlo. Su fuerza interior no conoce límites y tampoco tiene que fingir ser alguien que no es. Leo, es auténtico, divertido y muy trabajador, no debería estar suplicando la atención de nadie. Está bien recurrir a otros cuando el mundo se te viene abajo, pero ahora sabes que no cualquiera merece el rol de amigo, pareja o familiar. Ahora, si quieren estar contigo deben demostrarlo, no es por ego, es porque ya no estás para las sobras de nadie. 

7.- Virgo 

Virgo, tiene un vicio, lo que quiere es superarse cada día más y no va a permitir que nadie interfiera en su objetivo. Es un signo que no conoce de frenos, sabe que basta que una idea le pase por la mente para trabajar en ella y verla realizada. Cuando comenzó a creer en todo lo que podía aportar en este mundo su vida cambió por completo. Sabe que es un signo brillante, que sus pensamientos valen oro y que su capacidad de análisis es superior a la del resto, ¿por qué tendría que andar rogando a alguien? Ese Virgo ya quedó en el pasado, prefiere enfocarse en su sabiduría, la fortaleza que hay en su interior y hasta en su silencio. Un Virgo callado en realidad tiene mucho qué decir, pero no lo hará con alguien que no le aporte nada. No quiere trabas en el camino, quiere impulsos, ahora es más selectivo. 

8.- Escorpio 

Qué bonito el día en el que Escorpio decidió dejar de ser su propia sombra. No fue fácil aceptar que muchas veces ha sido él quien se juzga constantemente. Durante un largo tiempo minimizó sus emociones, ideas y las ganas de hacer algo diferente. Sin embargo, entendió que no es vida querer satisfacer al resto y dejar de lado sus verdaderos deseos. Escorpio, se dio cuenta de que puede seguir siendo independiente, valiente y disciplinado, aunque mucha gente desaparezca de su vida. Ya no quiere lazos tóxicos, que fragmenten su amor propio. Ahora, busca fortaleza, amor, tranquilidad. Hasta su lado terco se ha vuelto un arma para seguir avanzando. Ya entendió que lo que llamaba defectos pueden ser la llave para abrir las puertas de su propio cielo y ya no piensa dar un paso atrás.