El 2019 se acaba, Acuario, pero todavía queda tiempo para vivir todo eso que quieres vivir y para cumplir con todos esos propósitos que todavía siguen pendientes. Ahora es momento de sacar el máximo partido a todas esas oportunidades que se presentan. Y para ello, Acuario, es importante que escuches esta pequeña advertencia. No te exijas demasiado, no te esfuerces tanto por cumplir con las expectativas. Te estás exigiendo muchísimo ahora mismo y habrá un momento en el que tu cuerpo no pueda continuar con ese ritmo tan frenético. Quieres hacer mil cosas, quieres estar en mil sitios a la vez y tú estás intentando dar todo de ti para cumplir con ello.

Pero, Acuario, no te olvides de que es necesario descansar, parar, dejar tiempo para pensar. El mundo se te viene encima muchas veces y tú en vez de pararte a descansar lo único que haces es acumular más cargas. Mira, Acuario, si quieres disfrutar de la vida tienes que aprender a decir que no y, sobre todo, tienes que aprender a tomarte tu tiempo. Ahora mismo necesitas divertirte, pero te da miedo a decir que no a todas esas responsabilidades y esas cargar que tienes encima.

Que no se te olvide que eres un signo de aire y que necesitas volar, necesitas libertad. Y este mes deberías poner tu máximo esfuerzo en recuperar esta libertad que tan bien te hace sentir cuando la tienes.

Necesitas recuperar tu esencia antes de que termine el año, Acuario, por tu propio bien. Llevas semanas siendo alguien que en realidad no eres, simplemente por todas esas cosas que tienes pendientes de cumplir. Deja de presionarte tanto, deja de intentar hacer realidad todas tus expectativas y empiezas a preocuparte por tu verdadera felicidad. Este mes, haz todo lo posible para encontrar más tiempo para ti y, sobre todo, más tiempo para tus amigos. No te olvides de que al fin y al cabo con ellos es con quién de verdad puedes ser todo lo libre que tú quieras…