Poco a poco, el año se va acabando, Géminis, y con él se van acabando también tus oportunidades para cumplir con todos esos propósitos que hiciste a principio de año. Seguro que todavía tienes miles de ellos sin cumplir, pero tranquilo, porque todavía tienes oportunidades para irlos cumpliendo. Pero para ello, es importante que no arruines este mes de octubre. No puedes tirar otro mes más a la basura y mucho menos ahora. Mira, Géminis, lo primero que tienes que hacer es dejar de tratarte con tanto odio. Es momento de empezar a quererse, por mucho que te cueste. Si no lo haces tú, ¿quién más lo va a hacer?

Deja de mirarte al espejo y de enumerar una y otra vez todo lo que odias de ti. Deja de hacerte selfies y mirarlos una y otra vez para ver todo lo que no te gusta. Deja esos hábitos tóxicos atrás.

A partir de este momento tu mente tiene que cambiar. Basta ya de fijarse solamente en lo malo. Vas a hacer una cosa… Vas a armarte de valor, a ponerte delante del espejo y a empezar a numerar todo lo que te gusta de ti.

Y ojo, no solo físicamente, si no también, mentalmente. Pon todas tus virtudes sobre la mesa y recuérdate a diario lo mucho que vales.

Y si nadie más es capaz de ver esas virtudes, no te preocupes, Géminis. El sentimiento de soledad está últimamente muy presente en ti, pero tranquilo. Ahora mismo, tú mismo tienes que ser tu mejor compañía. Si nadie sabe apreciarte, pues que se jodan, ellos se lo pierden. Eso no debería de ser problema tuyo. Lo que debes de dejar de hacer este octubre, Géminis, es dejar de malgastar tu tiempo odiándote tanto. Ya no hay tiempo para el odio, ahora solo para el amor. Y cuando hagas ese cambio, te darás cuenta de lo mucho que has perdido por no haberte querido antes.