Tener un/a amigo/a Capricornio es un auténtico regalo, no se puede explicar con palabras lo especial que es tener un amigo así. Pero también tiene sus cosas malas. No todo es de color de rosa. Lo mejor de ser amigo de Capricornio es que tendrás a una persona que te apoyará y respaldará en todo momento, pase lo que pase. Es una persona súper protectora con la gente a la que quiere y con sus verdaderos amigos. Así que, por eso mismo, jamás dejará que nadie se meta contigo.

Cuando eso suceda, no tendrás que preocuparte por nada, porque Capricornio será quién dé la cara por ti. Es una persona súper fuerte y muy comprometida, por eso, en los momentos difíciles estará disponible para ti, para darte su brazo, para ayudarte, para echarte una mano. Capricornio nunca te fallará.

Sim embargo, Capricornio también tiene su lado malo en la amistad. Es una persona muy exigente, en todos los aspectos de la vida, incluso también en la amistad. No dejará que le falles ni lo más mínimo y cuando lo hagas, te hará pagar por ello. Es lo que hay, así son las cosas con Capricornio. Además, es una persona muy cabezota, mucho…

Siempre tiene que tener la razón, siempre tiene que es él/ella quién lleve el control y si no es así, puede llegar a enfadarse y a picarse muchísimo. Para ser amigo/a de Capricornio, hay que conocerle muy bien y, sobre todo, hay que saber cómo llevar su carácter. Porque de no ser así, perderás la paciencia inmediatamente y tu amistad con Capricornio no servirá de nada…

2020-04-16T14:11:10+02:00