Virgo es así, no le agrada cualquiera, no le gusta cualquiera y no le importa cualquiera. Para algunos prepotente, para otros selectivo. Pero la verdad es que la opinión del resto no es algo que le quite el sueño. Es un signo que pone por delante la independencia, la ambición y la perfección. ¿Suena frío? No, simplemente reconoce lo que vale y no piensa conformarse con menos. Ya en el pasado lo intentó y terminó con el alma rota. Estos signos son los que le atraen por su vibración y emociones:

1.- Tauro

Sin duda, la energía cósmica que hay entre Tauro y Virgo es más que evidente, cuando estos dos signos de Tierra se encuentran es sinónimo de seguridad, entrega y compromiso. Están en la misma línea, sin necesidad de mostrar máscaras. Ahí es cuando Virgo no tiene miedo de mostrar su lado vulnerable, al contrario, se siente muy cómodo. La unión entre estos dos signos honra el afecto, esa parte incondicional en la que siempre están para admirar todo lo que hace el otro. No sólo es atracción mental, también física y emocional, podrían tener una relación de esas que terminan con un felices para siempre. Virgo no tiene que lidiar con el drama, que es la principal razón por la que huye de las relaciones. Simplemente ponen las cartas sobre la mesa y se comprometen de forma leal.

2.- Géminis

¿Qué pasa cuando un signo de aire y otro de tierra deciden unir sus vidas? Bueno, aunque parezcan agua y aceite, lo primero que tienen en común Géminis y Virgo es que ambos son gobernados por Mercurio, esto quiere decir que la parte de poder y comunicación se les da de forma natural, saben muy bien lo que quieren y no temen en decirlo. Virgo puede caer ante el encanto de Géminis, una mente brillante y emocional que tiene el don de ponerse en su lugar. Digamos que se complementan, Virgo puede equilibrar el lado cambiante de Géminis y este último lo derrite con su ingenio, le recuerda que hay mucho más que vivir además del trabajo. Lo que comienza con una atracción intelectual puede terminar en una boda en la que el amor no va a faltar.

3.- Piscis

La chispa que se despierta entre Piscis y Virgo, es inexplicable para la mayoría. Porque es la unión entre un soñador y alguien que no quita los pies de la Tierra. Sin embargo, Virgo se siente atraído por Piscis, por su manera peculiar de ver la vida, sus pasos sigilosos y la sensibilidad que derrocha en cada poro. Al principio puede parecer un vínculo contradictorio, pero una vez que sus almas conectan es cuando entienden que lo suyo viene de vidas pasadas. Es un amor genuino, en el que lo dan todo el uno por el otro, un lazo puro y honesto, se sienten con la confianza de compartir sus emociones más profundas. Piscis y Virgo son sinónimo de compromiso, de una relación a largo plazo que no necesita explicaciones. Sólo entregarse.