CÓMO ATRAER A CADA SIGNO DEL ZODIACO

Cómo atraer a cada signo del Zodiaco

Aunque todos sepamos cuáles son esas formas más típicas de atraer a alguien y aparte tengamos nuestros truquillos personales, según cada signo nos van a funcionar de una manera u otra. Atacar y ser muy sinceros igual nos va bien con alguien seguro pero a una persona tímida igual le hacemos encogerse de pura presión. La información es poder y en este tema todos queremos ganar. ¡Pues vamos a por ello!

Aries

A Aries no hay que hacerle mucho caso que se viene arriba. Además, está acostumbrado a tener lo que quiere y es muy peleón. Si le damos más de lo mismo, no lo valorará y si no le dejamos margen para que lo pelee, no sabrá bien qué hacer. También hay que tener en cuenta que Aries es muy independiente y que se agobia bastante si se rodea de demasiados atenciones y se ve obligado a responder y a estar ahí. Y por supuesto, y aunque es difícil saber dónde está el punto de equilibrio, Aries quiere mimos y cuidados pero deja que sea él/ella quien los busque un poquito, deja que te de pie a dárselos. Agobios será lo último que quiera. Y para finalizar, no hay que olvidar que a Aries le gusta que todo sea sencillo y poder controlar la situación a su manera, con sus reglas. Unos mínimos aunque sea. Si es así, ahí tendrás a tu Aries rendido a tus pies.

Tauro

A Tauro no es fácil impresionarle. Sus gustos e intereses los tiene claros, son sencillos y se los suele ganar él/ella. No está esperando que nadie venga a arreglarle la vida. Pero que se la hagan más placentera sí. Y ese es el mejor camino para acercarse a Tauro: con detalles que le entren por los ojos, nariz, boca u oídos, y sobre todo, que pueda tocar. Tauro tampoco entra a la primera porque busca relaciones con cierta estabilidad y mientras no vea algo consistente no se moja ni se deja seducir. Para atraerle habrá que darle muestras de que se va en serio, un poco al menos. Que no piense que se le quiere por su cuerpo y que la historia va a ser de usar y tirar. Las buenas formas, la educación, la dulzura y la sensualidad también le predisponen bastante. ¡Suerte y al toro!

Géminis

A Géminis le gustan las personas inteligentes, alegres, optimistas y con su punto aventurero. Géminis no es nada conservador así que no se relajará con personas conformistas, miedosas y que no sean capaces de cualquier cosa cuando quieren conseguir algo. A Géminis hay captarle y luego conservar su interés porque siempre tiene muchos planes y muchas ofertas sentimentales. Y aunque sólo sea por lógica, no tiene tiempo para todos. Tiene que elegir. La misión por tanto es que os elija a vosotros porque le ofrecéis algo muy diferente a lo que le ofrecen todos los demás. ¿Sabes que te ayudará mucho también? Que les des mucha libertad, que no presiones, y que, por supuesto, seas divertido. Vamos, que pueda reírse sin parar.

Cáncer

Cáncer se siente seguro entre los suyos y muchas de sus necesidades de cariño y amor las busca en su círculo. Para acercarse a Cáncer y seducirle hay que tirar de romanticismo, detalles, planes, dejar claro que se quiere una relación duradera y darle mucha comprensión. Cáncer quiere ser querido pero también comprendido. Sabe que es alguien complicado y suele aislarse del mundo cuando no tienen lo que quiere. Demostrarle comprensión con sus cambios de humor y su tendencia a la melancolía es una apuesta fuerte que tiene premio porque Cáncer se entrega de forma absoluta cuando ve estas actitudes. Que le sepan escuchar es clave en su vida. Pero ojo, que se toma su tiempo… Que esté deseando encontrar el amor no quiere decir que está desesperado. Le gusta estar seguro y las locuras las hace ya enamorado, no antes.

Leo

Atraer a Leo no es difícil, bueno, no tanto como a otros signos, porque Leo es abierto, accesible, le gusta gustar y se presta al juego de la seducción siempre. Claro que para gustarle en serio hay que reunir una serie de características en cuanto a aspecto y personalidad. Leo es especial, todos los sabemos, y quiere a su lado a alguien especial. Con Leo es todo muy fácil, porque una vez que se le atrae, Leo va solo. Y se vuelca en darle a esa persona todo, pero todo. También espera mucho de ese alguien, también quiere que le den, no lo olvidéis. Pero eso viene después. Lo primero es gustarle, conseguir que te vea como algo valioso, escucharle, coquetear, ser cariñosos, hacer que se sienta valioso y sobre todo, hacerle ver que te sientes valioso tú también. Tener que elevar cada dos por tres la autoestima de los demás le acaba cargando muchísimo… Así que, que te vea con fuerza y con actitud… Y lo tienes hecho…

Virgo

A Virgo el romanticismo le va. En su mente analítica todo lo que se salga del guión le produce mucha atracción. Con Virgo, lo que sí que hay que tener en cuenta es que sabe estar solo, le gusta incluso bastante y no se muere por encontrar pareja ni el amor. Lo desea pero lo lleva bien cuando no lo tiene. Eso quiere decir que para atraerle habrá que crearle esa necesidad, para que la persiga, para que desee nuestra compañía. Y aún así, siempre habrá que respetar que se tome su tiempo y que analice y supervise todo. Como irá poniendo pegas, es fácil saber con Virgo si vas bien o mal porque te lo hará saber antes o después. ¡Menudo es para hacer críticas! Y hay que tomarlas como miguitas de pan que te marcan el camino. Y aprovechar cualquier avance: si Virgo te lo da, síguelo, y si te demuestra cualquier cosita, valórala como un tesoro.

Libra

A Libra le gustan las cosas bonitas, bellas, que se ven bien desde fuera, que suenan a gloria; la estética le predispone. Si lo que tiene enfrente le gusta, se empieza a dejar querer. Dicho esto, para atraerle, elige detalles románticos y sencillos pero con gusto. No caros, ni nada de eso. En la primera fase lo que hay es que buscar la ilusión de Libra. Luego, conforme te vayas dando cuenta de que a Libra le cuesta tomar decisiones y elegir, tendrás que facilitarte este camino. Valorar cada paso que da porque para Libra darlo le ha costado mucho. Proponerle planes porque se deja querer muy bien, pero hay que aprovecharlos para ir avanzando, para acercarte más a su corazón. Libra no se moja mucho para dejar nada claro. Con Libra tendrás que leer entre líneas. Pero a Libra se le nota cuándo está a gusto, su sonrisa es más bonita que nunca. ¡Aprovéchalo!

Escorpio

Atraer a Escorpio puede ser la cosa más fácil del mundo o la más difícil. Fácil porque si Escorpio se ha fijado en ti, ya está todo hecho. Hay tema. Y difícil porque si no le gustas de entrada, no suele cambiar de opinión. Tiene un escáner en la cabeza y el corazón, y sabe bien lo que decide. No se suele equivocar. Para atraerlo, lo dicho, decide Escorpio. Lo que sí que tenemos que hacer es mantener su atracción y para eso Escorpio necesita confiar, sentir que la otra persona le va a dar lo mismo que Escorpio le dará a ella. Con Escorpio hay que leer la letra pequeña porque esconde lo que quiere, lo que siente de verdad. Hazle reír, no le mientas, no te enfades por tonterías, prohibido controlar, se complaciente. Y relájate porque del resto se encarga Escorpio.

Sagitario

Sagitario quiere gente cerca que sea un poco como él/ella, que le entiendan. Es un espíritu libre y muchos compromisos los contempla con microscopio. Pero antes, que es de lo que se trata ahora, es de atraer su atención y para eso será accesible a más no poder, pero hay que darle algo jugoso para que luego se quede y no quiera irse. Sagitario es sociable y anda sobrado de planes y gente. Tiene que ver las posibilidades de la novedad para dejar todo lo demás. No seas muy sentimental, sino alguien atrevido y descarado. Le gusta la gente así, y además, que tenga algo en la cabeza además de pelo. Con Sagi los estímulos tienen que ser constantes, física y psíquicamente. Puede ser agotador, pero las compensaciones van a merecer la pena sobradamente.

Capricornio

Como Capri es un signo de tierra, con los pies bien asentados en el suelo y la cabeza muy despejada para todo, la mejor manera de atraerle es por sorpresa, que reciba mucho, antes de que piense si merece la pena o no. Hay que crearle sensaciones que le gusten y le motiven muchísimo para que no pueda decir que No. Desde el minuto uno, le tienen que quedar claro cuales son tus sentimientos, para que vea que merece la pena apostar por una relación, para que no quiera echarse atrás. En Capri hay un tesoro de pasión pero no la deja salir ni lo pone fácil nunca. Habrá que tener paciencia y mucho interés. Si es así, merecerá la pena el esfuerzo porque si consigues atraer a Capri y lo enamoras, tendrás a Capri para toda la vida.

Acuario

Acuario va por libre. No se queda mucho tiempo en ningún sitio ni busca relaciones ni las deja de querer. Para atraerle, con que seas alguien diferente, original, alguien que va contracorriente y que no te importa lo que piensen los demás, ya habrás captado su atención. Luego Acuario tendrá que ver de forma más profunda lo que hay dentro de ti. Pero captar su atención es lo primero y lo más difícil. Luego hay que conseguir que baje las defensas. No le gustan los sentimentalismos, ni lo que ocupa de tiempo una relación, vamos que a veces cree que muchas relaciones son casi una pérdida de tiempo. Pues hay que hacerle ver que está equivocado en todo eso. Muy en el fondo lo sabe, pero se pone una coraza por miedo al daño, miedo al dolor, miedo sufrir… Pero con confianza, todo se logra… 

Piscis

Con Piscis habrá que ir poco a poco. Que nadie se engañe pensando que parece fácil de atraer y que en cuanto huele romance, da saltos mortales. Piscis está enamorado del amor y de las historias de amor. Le gustan, todas. Pero atraerle de inicio no significa conseguir que se quede. Piscis necesita sentirse seguro, porque ya ha perseguido muchas estelas y luego no había nada al final. Y su corazón ha ido sufriendo después de cada excursión. Piscis se vuelve receloso, se hace duro. Por fuera, claro. Pero como no quiera entrar por el aro, no entra. La gran misión es convencerle de que vamos en serio, de que queremos una historia de verdad, igual que las que imagina pero hechas realidad. Y que la queremos con él.

2018-08-27T11:00:26+00:00