Hablar de relaciones es como echar una moneda al aire, son mil historias las que hay que contar. Están las versiones malas y las buenas también. Están las que se volvieron una espina en el corazón y las que llegaron para abrigarlo. Sin embargo, el final siempre duele. No importa si eres tú quien da el último adiós o si alguien te corta las ganas que tienes de seguir adelante. Lo cierto es que por más que amemos a alguien no podemos obligarlo a estar cerca. Cuando se acaba, se acaba, ¿Qué es lo que aprendiste? Cada signo del zodiaco lo asimiló a su modo:

1.- Aries

Lo pasado, pisado. Aries tus metas son tan grandes que es verdaderamente absurdo que te detengas en un amor que te llenó de miedos y pocas ganas de continuar. Aprendiste que las personas pueden llegar a mostrar lo peor de sí mismos cuando están con la persona equivocada. Ahora sabes que hay que valorarte por encima de todo, que si no te das tu lugar nadie lo hará. Sobre todo, entendiste que por más que ames, que por más química que hay entre los dos, no es un argumento fuerte para dar y dar sin recibir nada a cambio. Tu última relación te enseñó que no debes dejar de lado tu vida por nadie, porque tu familia, tus amigos, tu trabajo, también son prioridad y nunca es tarde para entenderlo.

2.- Tauro

Hay lecciones que no se olvidan, que las aprendes en medio de la amargura, pero se te quedan para toda la vida y son tan grandes que al final de todo las recuerdas con una sonrisa. Tal y como aprendiste en tu última relación, no hay que forzar nada. Amar no se trata de controlar, sobre todo, cuando tu parte obstinada se hace presente. Es claro que las cosas no siempre van a salir a tu antojo y ahí es cuando puedes tener un problema. El problema es que llega un punto en el que todo quieres perfecto e idealizas a la persona, la maquillas y cuando te encuentras con la realidad es cuando más sufres. Ahora prefieres ver a todos sin filtros, buscando su verdadera esencia.

3.- Géminis

Vaya que la vida te ha dado fuertes sacudidas y más cuando se trata de amor. El punto es que hay momentos en los que te dejas llevar de una forma incontrolable, porque hay una parte de ti que lo quiere todo de la noche a la mañana. Ahí es cuando terminas involucrado con parejas que no están listas para tanto. Géminis, tu última relación te enseñó que no debes dar el paso si no estás seguro, sólo porque te sientes presionado. El compromiso es algo serio, involucra los sentimientos de tantos y no se vale que se tome tan a la ligera. Géminis, no es que huyas de las ataduras, es que te enredas con quien no vale la pena.

4.- Cáncer

Admiro tu valentía Cáncer, eres esa persona que por más cuchilladas que le claven por la espalda, levanta la mirada y vuelve temerario al mundo del amor. Sin embargo, cada grieta te ha enseñado a bajarle un poco, no es que ya no creas, ahora prefieres prevenir. Tu última relación te enseñó que no se vale, que arriesgar tanto es desgastante y peor cuando te das cuenta de que no recibes lo mismo a cambio. Ahora sabes que no puedes preocuparte de forma exagerada, si puedes hacer algo, lo haces, pero ya no te piensas desvivir. Aprendiste que no importa la situación, siempre te tienes que poner primero, porque mientras tú estés bien, todo lo demás lo estará.

5.- Leo

Simple y directo, tu corazón no está para migajas, lo que menos quieres en esta vida es conformarte con poco amor. Leo, eres demandante y lo sabes, pero eso no tiene nada de malo. Te ha costado mucho llegar a donde estás en todos los aspectos de tu vida, así que no pasa nada si te pones exigente, no tienes que bajar tus estándares sólo porque el resto no se compromete de verdad a la hora de amar. Ahora entiendes que necesitas tiempo, calidad, una relación recíproca que no llene de inseguridades. Quieres muestras de afecto y si alguien no está preparado para eso, la puerta está abierta de par en par.

6.- Virgo

Virgo, tienes tus manías, tus defectos, tus virtudes, tus momentos de arrebato. Son tuyos, tienes que valorarlos y abrazar tu forma de ser, porque para bien o para mal, todo eso te ha servido para darle vida al montón de sueños que sacuden tu mente. Sin embargo, tu última relación te enseñó que necesitas ser tú por encima de todo, estar en tu ambiente y tener tiempo a solas. El hecho de que quieran estar encima de ti todo el tiempo se vuelve asfixiante y una relación no debería cortarte las alas. Si es sinónimo de cárcel, ahí no es. Ahora lo entiendes.

7.- Libra

Libra, la verdad es que cuando se trata de abrir las puertas del amor, pones una y mil trabas. Hay una parte de ti a la que le cuesta mucho entregarse por completo, porque tus inseguridades se ponen por delante. Sin embargo, tu relación pasada te ha enseñado que hay que dar la oportunidad a quien llega con buenas intenciones, que no tiene nada ver el tiempo que pases con una persona. Hay quienes llevan años juntos y no son felices. Así que ahora sabes que no debes subestimar la chispa del amor, porque cuando llega no te pide permiso, entra de una forma arrolladora y no se vale detenerlo.

8.- Escorpio

Escorpio, toda la vida has creído que lo mejor es llevar el mando, tu personalidad dominante no te ha permitido confiar en un nuevo amor. Sentirte vulnerable para ti es sinónimo de derrota y no quieres convertirte en la persona que ruega. Sin embargo, tu última relación te dejó una gran lección, a veces no está mal pedir ayuda. No tienes que ser valiente siempre. Está bien sentirse derrotado, sin ánimo de nada y simplemente colocarte en los brazos de alguien que te estima. No es que te sientas culpable de la ruptura, es sólo que ahora entiendes que una pareja se trata de apoyo, aunque sea demasiado tarde para salvar lo pasado.

9.- Sagitario

A veces no tiene nada que ver con la persona, ni contigo, es el momento en el que te encuentras. Dicen, que no estás hecho para el compromiso, que vas por la vida sin rumbo rompiendo corazones, pero no estás obligado a quedarte con alguien que no llena de color tus días. Sagitario, buscas un vínculo que te contagie de adrenalina, de amor, de encanto y no tienes que cambiar de parecer. Ahora entiendes que cuando te sientas preparado para una relación seria te vas a lanzar al éxito sin miedo. El compromiso es real, no debe sentirse presión. Estás para que te quieran bonito, así que no dejes que las inseguridades de otros nublen tu camino.

10.- Capricornio

Pese a que eres uno de los signos más firmes a la hora de tomar decisiones, cuando se trata de ponerle un punto final a cuestiones del corazón, te tiembla el cuerpo entero. En especial porque hay una parte de ti que no acepta el fracaso. Es decir, en el fondo sabes que el amor se acabó, pero no es fácil dar el siguiente paso. No obstante, tu última relación te dejó una gran lección, la del amor propio, la aferrarte a ti mismo. Ahora sabes que antes de dar un paso tan importante debes trabajar a nivel emocional y mental. Preparar a tu corazón para lo que venga y así cuando algo no resulte como lo esperabas, lo superarás de una mejor manera.

11.- Acuario

Acuario, la gente puede dar una misa entera sobre tu estilo de vida. La verdad es que desde hace tiempo te dejó de importar el qué dirán y ahora sólo te centras en lo que tú sientes y en tus intereses. Te cuesta trabajo dar el sí en la relación, porque no con cualquiera encuentras afinidad. Tu última relación te enseñó que no hay que quedarse en la comodidad, aunque no seas feliz. Ahora entiendes que quieres a alguien que comparta tus mismos objetivos, un compañero con el que no tengas que fingir algo que no eres. Alguien que no sea demasiado diferente, que no se asuste de tu estilo de vida.

12.- Piscis

Piscis sabes que detrás de esa serenidad hay un poco de coraje contigo mismo, porque no puedes conciliar que en un momento lo diste todo por alguien que no merecía tanto. Gracias a tu última relación aprendiste que no todos están preparados para entregarse de una forma tan transparente, tan profunda. Es difícil aceptar que tienes que estar seguro antes de dar el paso, pues hay quien sólo llega de visita a tu vida y que argumenta que eres intenso. No le creas, no dejes que la falta de compromiso de la otra persona llene de sombra tu forma de ser. Simplemente ve poco a poquito, como dicen por ahí, dando y dando. Ya llegará la persona indicada.