Todo el mundo ya sabe que hay signos que son muchos más pacientes que otros. Por ejemplo, se sabe que los signos de tierra son los que más paciencia tienen en su cuerpo y también, que los de fuego son los que menos tienen. Hay signos que son capaces de estallar en apenas un par de segundos y otros que sin embargo prefieren guardárselo todo y explotar en el momento más adecuado para ello. Este es el ranking de los signos con más paciencia a los más impacientes:

  1. Virgo

Virgo es el signo más tolerante y más paciente de todo el Zodiaco. Además, es tan inteligente que odia esos dramas innecesarios y discutir por tonterías. Cuando alguien le molesta o sabe que le está provocando, Virgo lo que hace es tragarse toda esa mierda y morderse la lengua. Lo hace con tanta fuerza que a veces puede llegar a hacerse daño a sí mismo, pero prefiere eso antes que discutir o antes que sacar a la luz su lado más oscuro.

Virgo puede expresar o sacar a la luz toda su ira, pero nunca será delante de nadie. Puede ser muy paciente, pero Virgo no es tonto. Y dejará bien clarito lo que está pasando por su mente a través de comentarios sarcásticos. Virgo tiene una paciencia y un aguante envidiable, además de una educación y de un resto que también son dignos de admirar.

  1. Capricornio

La cabra se encuentra casi al mismo nivel que Virgo. Hay muchas cosas que pueden llegar a enfadar a Capricornio, pero sabe aguantarse y tragárselo. Capricornio es de esos que traga y traga con tal de no formar un espectáculo en público. Porque también es cierto que dignidad y educación tiene un rato largo. A Capricornio le da pereza tener que discutir por algo que sabe que no va a llevar a ningún sitio y por eso mismo prefiere ser paciente y tener algún motivo más de peso para comenzar la discusión. Y aún así, cuando siente que necesita explotar, lo que hace en lugar de dar un puñetazo a la pared, es esconderse en su habitación.

Ya buscará las formas de sacar toda esa ira acumulada de una manera que no haga daño a nadie y mucho menos a sí mismo. Puede que en raras ocasiones pierda la paciencia, pero no tardará en recuperarla. Puede perder los papeles, pero en seguida volverá a encontrarse.

  1. Libra

Quizás Libra no sea el signo que tenga más paciencia del Zodiaco, pero sabe cómo esconder la ira. A Libra las cosas le molestan, como a todo el mundo. Pero en lugar de explotar en el momento y de empezar a sacar trapos sucios inmediatamente, lo que hace es tragárselo. Todo porque odia tener que discutir, odia las voces y también odia que vean su lado más oscuro y a la vez más vulnerable.

Libra es capaz de aguantar muchísimo… Por dentro puede tener muchísimas ganas de mandarlo absolutamente todo a la mierda, pero por fuera se viste con la mejor de su sonrisa y se autoconvence que es mejor no abrir esa boca. Pero hay veces que los límites desapareen, veces en las que por mucho que quiera no puede aguantar más. Aunque no lo creas, Libra tiene un lado muy impaciente dentro y es que cuando quiere algo, lo quiere YA. Y es capaz de hacer lo que sea para conseguirlo en ese maldito instante.

  1. Escorpio

No es que Escorpio sea paciente por naturaleza, Escorpio ha aprendido a ser paciente con el paso de los años. Porque se conoce y sabe por su bien que debe de serlo si no quiere destruir el mundo con tan solo un chasquido de dedos. Escorpio sabe que tiene que ser paciente si no quiere que todo el mundo conozca a la bestia que lleva dentro. Con el tiempo, Escorpio ha ido aprendido a autocontrolarse y a cerrar esa boquita cuando no debe abrirla. Pero hay que tener mucho cuidado y lo mejor es no jugar con su paciencia.

Escorpio siempre intenta mantenerse calmado, intenta ser lo más paciente posible, porque sabe que solamente si es paciente conseguirá lo que realmente quiere. Pero hay otras veces que le es imposible autocontrolarse y es ahí cuando saca toda su ira a la luz. La paciencia de Escorpio es un arma de doble filo bastante peligrosa…

Te puede interesar: Ranking de los signos más malos

  1. Tauro

La paciencia de Tauro hay veces que es signa de admirar. Esa manera de estar, esa templanza, esa presencia tan tranquila que la mayoría de las veces presenta. Además, tiene la inteligencia necesaria para saber manejar cualquier tipo de situación y salir sano y salvo de ella. Pero no siempre es así, y aunque parezca una persona muy calmada, su paciencia tiene un fin.

El toro es un animal con muchísimo temperamento y puede atacar en cualquier momento. Y hay ciertas situaciones en las que Tauro no es capaz de ser paciente, sobre todo cuando la gente no cumple con sus expectativas o cuando la gente le trata de una manera totalmente injusta. Frente las injusticias y la mala educación, Tauro no sabe ser paciente. Por mucho que intente tragárselo y disimular, no puede hacer como si no pasara nada. En momentos así es cuando Tauro saca a la luz su ira y se convierte en un toro a punto de atacar a su enemigo.

  1. Géminis

La paciencia de Géminis también tiene dos caras. Es posible que Géminis tenga momentos en los que sea la persona más paciente del mundo, pero también puede haber momentos en los que no sea capaz de aguantar ni un solo segundo. E incluso también hay veces en los que Géminis puede parecer tranquilo y paciente y a los 5 minutos puede estar haciendo un drama por cualquier tontería.

Con Géminis nunca se sabe, depende del día, de su estado de ánimo, de como se haya levantado. Puede que un día aguante el diluvio universal encima de él, pero que al día siguiente arme la de dios simplemente porque haya caído una gota en su cabeza. Así es son las cosas con Géminis, siempre impredecible, nunca predecible.

  1. Cáncer

Cáncer está un poco al mismo nivel de Géminis, ambos son signos muy impredecibles. El estado de ánimo de Cáncer puede cambiar en segundos y cuando parece que todo está tranquilo, a los dos minutos puede cambiar de idea. Pero al contrario que Géminis, Cáncer sabe ser paciente cuando se trata de cuidar a los suyos o de pararse a escuchar a la gente que le importa.

Para todo lo demás, Cáncer suele ser una persona bastante impaciente. Aunque haya veces en las que intente controlarse, el cangrejo tarda muy poco de perder la paciencia. Y cuando la pierde, es mejor que te pille en un lugar tranquilo y protegido. Porque si, Cáncer puede parecer una persona con muchísimo corazón, pero también tiene su lado oscuro. Y la oscuridad de Cáncer puede llegar a ser muy pero que muy peligrosa.

  1. Acuario

Acuario es de esos signos que están en el medio. Puede haber momentos en los que sepa ser paciente y en los que entienda que lo mejor es esperar, pero por lo general, es bastante impaciente. Si Acuario quiere algo, lo quiere YA de YA. En ese aspecto la impaciencia se apodera de él. Pero en cambio, cuando se trata de tener que aguantar, Acuario es muy de tragarse absolutamente todo y de hacer como si nada hubiera pasado.

Acuario sabe que ser paciente significa jugar con ventaja. Sabe que, si es paciente y acumula toda la mierda, podrá sacarla a la luz más adelante cuando todo el mundo esté totalmente desprevenido. Que Acuario puede ir de inocente por la vida, pero sabe muy bien como tiene que actuar en cada momento. Y sabe perfectamente cuando tiene que ser paciente y cuando no… De tonto no tiene ni un pelo.

Te puede interesar: Ranking de los signos que morirían por amor

  1. Sagitario

De los signos de fuego, se podría decir que Sagitario es de los más ‘pacientes’, pero aún así, la paciencia no es que sea su mayor virtud. Todo lo contario, Sagitario es de los que tarda muy poco en explotar, de los que no se calla nada y de los que lo suelta todo en el momento en el que está sucediendo. Cuando algo malo le pasa a Sagitario, explota y se enfada en ese momento. Es cierto que los enfados de Sagi no duran eternamente, es más, duran más bien poco, y eso también se debe a su impaciencia.

Sagitario no soporta estar mucho tiempo enfadado, es de los que no quiere perder su tiempo con tonterías. Tiene mejores cosas que hacer que perder el tiempo estando enfadado con X persona. Prefiere soltarlo todo y explotar en el momento, antes que ser paciente y guardarse las cosas para el momento más adecuado.

  1. Piscis

Puedes pensar que Piscis es una persona relajada, muy calmada y, sobre todo, alguien paciente. Pero no te dejes engañar por sus apariencias… Piscis puede parecer que sabe mantener la calma, de hecho, hay veces que lucha por intentar ser paciente, pero son pocas veces las que sale victorioso de esa lucha. El lado impulsivo del pez es bastante impaciente y es muy difícil de controlarle.

Piscis la mayoría de las veces se deja llevar por sus emociones, por sus sentimientos, básicamente se mueve por impulsos y ahí es donde nace su impaciencia. El problema de la impaciencia de Piscis es que le hace explotar en cualquier momento, y cuando Piscis explota no es de una manera agresiva, lo hace a su manera. Explota en un mar de lágrimas en el que tiene que sacar a la luz todos sus sentimientos y todas sus emociones.

  1. Aries

La impulsividad y la paciencia de Aries nunca jamás podrán llevarse bien. Aries vino a la vida para aprovechar al máximo cada minuto y no para sentarse a esperar a verlas llegar. Aries necesita acción en cada momento de su vida y no tiene ni tiempo ni ganas de ser paciente. No le da la gana tener que esperar a nada o a nadie. Si lo entiendes bien y si no también.

Su impaciencia puede llegar a ser bastante peligrosa, sobre todo cuando está enfadado. Aries es de esas personas que explota en cualquier momento, ni siquiera mira por los demás, ni siquiera se preocupa por si va a hacer daño a alguien o no. Gracias a su impaciencia es quién es y está donde está, pero también le aporta un montón de cosas peligrosas que se podría ahorrar si supiera ser un poco más paciente.

  1. Leo

Leo es el rey de los impacientes. Con Leo pasa lo mismo que con Aries, pero hay que añadir ese orgullo y ese ego tan característicos del león. Leo es impaciente porque es un signo de fuego y porque sus impulsos mandan, pero además de eso, es impaciente porque su orgullo no le permite tener que estar esperando a nadie. Leo vino para ser el primero y no tiene tiempo para tonterías.

Hacer esperar a un Leo es más peligrosos que jugar con fuego. Para el león su tiempo es oro y no quiere malgastarlo teniendo que esperar a nadie. El cuerpo de Leo es 100% impaciencia, no hay ninguna situación en la que sepa ser paciente. No hay más. Las cosas son así, te guste o no, tendrás que convivir con su impaciencia.