POR QUÉ LA GENTE QUIERE PASAR EL RATO CON TAURO

La gente pasa el rato contigo Tauro con un gusto y una dedicación bastante alucinantes. En serio, no es para menos, porque como tú no hay dos. Como tú no hay absolutamente nadie. Tu educación y tu saber estar no se pueden eclipsar ni con la mejor tentación del mundo. La confianza que transmites cuando todo pinta muy negro, la terquedad que presentas cuando está en tu poder el poder ayudar a alguien y la personalidad tan arrolladora que trasmites por cada poro de tu piel son algunas de las muchas cosas que te hace más y más grande Tauro.

Atraes muy buena vibra, transmites mucha seguridad y eres transparencia en el tema de las traiciones.

Sí, eso es Tauro, tú no traicionas a la ligera y eso se nota mucho. Se ve que eres una persona de armas tomar, que no se deja manejar, que tiene carácter como para callar a un estadio y que no se deja vencer por nada ni nadie así, sin más, sin luchar antes… La gente sabe que no tienes una máscara de diseño colgada en un armario, saben perfectamente que tu amistad vale mucho y por eso mismo, quien te conoce una vez, quiere volver a verte muchas más veces de nuevo.

En tu sangre llevas la nobleza del toro, la perseverancia y la fuerza para salir siempre adelante.

Aunque te cueste la vida, no paras hasta que consigues lo que quieres. Puedes perder el norte, sur y el oeste a veces, pero sabes volver con mucha más fuerza. Te miran y ven bondad, te sienten y notan calor familiar. Te buscan Tauro, porque eres especial. Te quieren, porque te haces querer y porque saben que si te conocen y te cuidan, tendrán una amistad para toda la vida. Por eso no te quieren perder de vista y aman compartir momentos inolvidables contigo.