Lo bonito de la vida lo entiendes cuando amas la luz que te muestra el camino, pero también la oscuridad porque sin ella no verías la Luna. Nadie dijo que esto sería color de rosa, hay momentos que nos dejan sabores amargos y tenemos que continuar. Somos todo, menos perfectos, tenemos un lado malo y bueno que nos mantiene firmes para luchar contra la marea. ¿Qué significa el símbolo del Yin Yang? La luz y la oscuridad que te acompañan…

También es conocido como  «Taiji o Taijitu», el Yin Yang, tiene su historia en la antigua China, mucho antes del siglo III a. C. Representa la unión y la división que hay en la naturaleza. Es la fuerza que se complementa para hacer funcionar todo el sistema, dos interacciones que mantienen la paz y la estabilidad para que todo fluya en el Universo. ¿Qué significa el símbolo del Yin Yang?

El blanco y negro del Yin Yang 

El círculo se divide en blanco y negro, porque simboliza las energías que surgen en cada uno de nuestros pasos, nuestras decisiones y las personas que nos rodean. Forman la letra S justo a la mitad, que significa la dependencia, no pueden ser uno sin el otro, se empujan y ceden para mantenerse. Esa es la razón por la que en el lado blanco hay un círculo negro y en el negro hay un círculo blanco, al final cada lado necesita un poco la fuerza opuesta para poder fluir. 

El lado negro es el Yin, es decir, la energía femenina, la que nos da ese toque de paz, que tiene intuición y nos hace comprender todo a nuestro alrededor. Es la creatividad, lo que nos motiva a seguir creyendo en nuestros sueños. Tiene un lado que baja la guardia, que es flexible y que es capaz de entregar toda la bondad que puede guardar un corazón. 

Mientras que el lado blanco es el Yang, es donde se acumula toda la energía masculina. Es el coraje que tenemos para enfrentar cada batalla, quien nos da ese lado resiliente y sereno. Representa la lógica con un toque de iluminación. Es esa parte de nosotros que aún cree, que se inspira pero que no permite que nadie le diga qué hacer. El Yang es nuestro lado dominante, inflexible y poderoso. 

Para los chinos el Yin es el lado sombreado de la montaña y el Yang es el lado soleado. El Yin y el Yang son ensambles que nos mantienen con los pies en la Tierra y el alma en el Universo. Es la representación de la vida, de nuestras alegrías y nuestras tristezas. Somos nosotros imperfectos pero perfectos. 

El Yin y el Yang, es la filosofía de vida que a veces olvidamos. Porque queremos estar de un solo lado, sin darnos cuenta que el lado oscuro no es malo. Somos bendecidos con dos energías que hacen que todo tenga sentido. Podemos transformarnos pero siempre estarán ahí recordándonos que son necesarias para todo y que una vida equilibrada siempre es mucho más bonita. 

Y a ti, ¿te gusta el Yin Yang?