Ya lo dicen por ahí, no hay que esperar a que te llegue la vida soñada, ¡disfruta la que tienes hoy! No hay nada más bonito que gozar sin culpa, bailar hasta que te canses, reír hasta que te duela el estómago. Sobre todo, soltar el qué dirán. Por más que te esfuerces a la gente nunca la vas a tener del todo contenta, no permitas que sus expectativas te amarguen tu camino. Este top es de los signos que prefieren pedir perdón que permiso, que ya entendieron que cada respiro es un regalo y que los momentos se van en un pestañeo. Nadie es eterno en el mundo, no te quedes con las ganas de nada. Sé como ello.

1.- Cáncer 

Para ti la vida es como mover una pieza de dominó, sabes que cualquier paso en falso te puede llevar a la felicidad o hundirte en la tristeza. Por eso no te asusta vivir el momento ni demostrar tus emociones. Tu tiempo aquí está contado, así que no vas a perder energía con quienes te la restan. No estás para darle gusto a nadie, quien acepte sumergirse en tus brazos, bienvenido sea. Tú amas así, sin filtros, con muchas ganas y disfrutando de la adrenalina. Las oportunidades son únicas, así que prefieres disculparte que pedir permiso. Hay culpas que se disfrutan. 

2.- Acuario 

Sólo aquellos que han logrado conocer lo más dulce de tu corazón, saben que eres un alma entregada, te gusta añorar los momentos con tus seres queridos. No es que no demuestres amor, es que eres muy selectivo, no vas a besar ni abrazar a cualquiera. Te encanta vivir el momento, disfrutar de las pequeñas cosas y de todo lo que tiene que ver con la naturaleza. Acuario, tú tienes claro que no vas a darle explicaciones a nadie. Te da igual si te llaman loco, porque gracias a esa locura es que todo en ti vale la pena. 

3.- Libra 

Tú tienes los dos lados de la moneda, puedes ser un ser dulce, pero también malvado, depende con quien estés tratando. Eres un signo muy emocional, no te da el tiempo para pensar mucho. Es decir, te dejas llevar por lo que dicte tu corazón y punto. Aunque eso ha sido contraproducente en algunas ocasiones, porque terminas abriendo las puertas de tu vida a quienes sólo quieren lastimarte. De todos modos agradeces tener ese lado arrebatado, ni tú sabes lo que te depara mañana y te encanta. 

4.- Piscis 

Tú eres como ese montón de hojas secas en pleno verano. Nunca te detienes, aprecias muchísimo cada sitio en el que pones un pie. Lo mismo piensas de las personas, te gusta sumergirte en sus emociones y descubrir la razón de sus cicatrices. Eres un ser muy entregado, divertido y sentimental. No te importa que te llamen intenso, porque la vida es eso, un abrir y cerrar de ojos que no puedes dejar pasar. Cuando menos piensas ya se te fueron 10 años. ¿Por qué perder el tiempo en pedir permiso? 

5.- Tauro 

Si algo tienes muy claro es que para algunos eres presumido y otros se sienten inspirados por tus pasos. Tauro, esto es así y por lo mismo no pierdes el tiempo en darle aclaraciones a nadie. Si quieren creer que eres poco amoroso o prepotente, que lo hagan. Al final a ti te importa lo que piense la gente que realmente amas. Tú no te andas por las ramas, cuando te nace hacer algo no lo analizas mucho. Sin duda, tienes la habilidad de poner las cosas en la balanza rápidamente y lanzarte a hacer eso que tanto quieres. 

6.- Leo 

Por supuesto, que te gusta el equilibrio y que las cosas salgan tal y como las planeas. Eres un signo que siempre está pensando en progresar, no naciste para recibir órdenes toda la vida, así que trabajas duro en construir algo propio. Ser independiente te fluye en las venas, amas tener el poder de decidir cómo, cuándo y con quién salir. Dicen que eres demandante y es cierto, no te quedas en un sitio en el que no te provocan sonrisas. Por eso no te asusta lo imprevisto, si hay que pedir perdón después, pues lo haces. La humildad contigo no es problema. 

7.- Géminis 

Para ti la libertad es sagrada, que nadie se atreva a llegar a tu vida con el objetivo de mandarte y, mucho menos, si es una pareja. Tu intención no es lastimar a nadie, pero no te guardas nada, dices las cosas tal y como las sientes. Estás acostumbrado a luchar por lo que quieres y por lo mismo rara vez pides permiso para algo. Si alguien te quiere encadenar que se vaya, contigo no tiene ni la más mínima oportunidad. 

8.- Virgo 

La gente suele mirarte y pensar, ¿por qué se obsesiona tanto? Sí, lo haces con todo y te encanta, porque no se te va ni un sólo detalle y eso te ha ayudado a identificar a un montón de vampiros emocionales. Virgo, eres independiente, divertido y con los pies bien puestos sobre la tierra. Sin embargo, no te asusta salir de lo que ya conoces. Hay veces en las que es ahora o nunca, no importa si se trata de algo fugaz, se disfruta tanto que no se olvida. 

9.- Capricornio 

Capri, tu actitud puede parecer muy reservada a simple vista, porque no te gusta que cualquier persona conozca tu parte alocada. También tienes tus ratos imparables, en los que dejas de lado lo correcto y simplemente quieres satisfacer tus sentidos. Dejarte llevar se te da muy bien y mientras nada interrumpa en tus sueños, tú sabes que en la vida todo se vale. Este es  el momento perfecto, ¡hazlo! 

10.- Aries  

¿Alguien dijo ataduras? Porque Aries eres el primero en salir huyendo, no te gusta sentirte presionado en ningún sentido y aunque puedes parecer muy loco, no lo eres. Hay una parte de ti que analiza pros y contras, antes de dar un paso. Lo haces muy rápido, por eso parece que actúas sin pensar, pero no. Eres un signo muy intuitivo y astuto, mientras tu mente, tu corazón y tu corazón te den luz verde, que el mundo ruede. 

11.- Escorpio 

El fuego puro de esta lista eres tú,  que no se dejen llevar por el sitio en el que estás. A ti te encanta no pedir permiso, pero… tu lado emocional se dobla de vez en cuando, porque no quieres lastimar a nadie. Eres un signo intenso, aventurero y pasional. No te gusta la gente a medias tintas, si no tienen el valor de verte a la cara y decir lo que sienten, que se vayan. Amas romper con lo convencional y eso te ha llevado a recolectar varias travesuras. 

12.- Sagitario 

La única razón por la que estás en el último sitio, es porque consideras que en esta vida no hay que pedir permiso ni perdón. Vamos, que todos cometen errores y sabes que no eres una pera en dulce, pero hay personas que no se merecen ni las disculpas. A veces, lo mejor es dejar ir, sacudirte los rencores, las envidias y las malas caras. La vida es demasiado bonita como para perder el tiempo con gente que te apaga siempre.