Cada uno de nosotros tenemos una manera distinta de llevar la rabia, pero cuando llevamos muchísimo tiempo acumulándola puede traernos serios problemas. Aquí estamos para informarte de como actúa cada signo cuando tiene demasiada rabia dentro, toma nota, porque quizás te ayude a entender a alguien que tengas muy cerca…

ARIES

Es muy complicado que Aries se contenga cuando se enfada. Necesita descargar su ira con cualquier cosa y si no tiene a nadie cerca para hacerlo lo hará con una silla, la pared, cualquier cosa que pueda golpear. Eso sí, igual que viene el enfado se va… Es una persona que funciona por impulsos y cuando se cabrea puede ser una bomba explosiva, pero luego no tarda nada en calmarse y volver a hacer lo que estaba haciendo.

El problema viene cuando tiene demasiada rabia acumulada en su interior. Si de por si puede ser algo bastante explosivo imagínate con tanta rabia dentro… Cuando Aries tiene demasiada rabia dentro cualquier cosa puede hacerle explotar, un simple comentario puede generar un tsunami. Si Aries explota mejor que no te pille cerca porque todos los que estén a su lado saldrán mal parados. Eso sí, puede que luego se arrepienta muchísimo y se le olvidará todo muy pronto, pero necesitaba sacar toda esa rabia que llevaba tiempo acumulando.

TAURO

Tauro no es de esas personas que explota así sin más. Tiene muchísimo carácter, pero Tauro siempre te irá dando pequeñas pistas de que su enfado está yendo a más. Cuando Tauro saca toda su rabia es mejor que todo el mundo se aparte, puede llegar a ser un volcán y sacar toda la mierda que tiene dentro sin ningún miramiento. No le importará llevarse por delante a sus seres queridos.

Si tiene alguna que otra cosa pendiente la resolverá. Seguramente no la resuelva de la mejor manera posible, pero dejará todo bien clarito. Cuando Tauro explota y saca toda su rabia fuera es porque lleva muchísimo tiempo guardándoselo para él/ella mismo/a. No explota, así como así, es una persona bastante tranquila y no quiere demasiados dramas en su vida.

GÉMINIS

Géminis es un ser social por naturaleza y en sus enfados sigue la misma línea. Cuando tiene muchísima rabia acumulada puede llegar a soltar por la boca lo que no está escrito. Muchísima gente tiene miedo de estar cerca cuando Géminis explota, puede hacer muchísimo daño con sus palabras. Lo hace sin querer, pero tiene una lengua muy larga y su cabeza va mil por hora, esto hace que suelte por la boca cosas que realmente no piensa sólo por hacer daño.

Géminis no es mala persona, pero cuando lleva mucha rabia acumulada puede volverse una persona con bastante mala idea. Si explota es porque está hasta las narices que le tomen como tonto/a y quiere demostrar que no es para nada así. Es una persona inteligente y al ratito de haber explotado se dará cuenta de que no le ha servido de nada ponerse así. Lo único que ha conseguido es ganarse un enemigo más.

CÁNCER

Cáncer es muy conocido por su mal humor, todo el mundo lo conoce muy bien sobre todo cuando está enfadado. Es una persona muy dulce, pero cuando la rabia se apodera de él/ella toda esa dulzura desaparece y se convierte en el mismísimo demonio. Cuando Cáncer tiene demasiada rabia acumulada no te creas que explota como los demás. Él/ella prefiere encerrarse en su caparazón y pasar de todo lo que le rodea.

Es de esas personas que prefieren expulsar su rabia llorando, eso sí, no le toques demasiado las narices porque puede dejarte en la estocada con tan solo una palabra. Cuando ya no le quedan más lágrimas, lo que hace Cáncer es volver a la carga e ignorarte hasta el final de sus días. Es entonces, cuando te das cuenta de que no le importas una mierda y que ya no hay nada que hacer a su lado.

LEO

Leo cuando se enfada puede ser como su propio nombre indica un verdadero león. Leo no se enfada con demasiada facilidad, si que tiene sus momentos, pero no tan intensos como otros signos. Lo que le pasa Leo es que cuando nota que la rabia se está haciendo con él/ella intenta expulsarla de todas las maneras posibles. Una de ellas es diciendo todo lo que piensa y haciendo saber que está muy, pero que muy enfadado/a y cuando ya ha dicho todo lo que tenía que decir lanzarse a por la presa.

Leo tiene muy claro que si tenía tanta rabia acumulada es por algo, y ese algo no es él/ella. Por eso tiene que sacarla fuera y si eres tú el perjudicado te jodes, es lo que hay… Eso sí, todo el mundo sabe lo orgulloso/a que puede llegar a ser, así que, ten asegurado que ese orgullo va a seguir presente después del enfado y la única manera de rebajarlo un poquito es con mimos y muchísimo tiempo, pero muchísimo…

VIRGO

Virgo es una persona tan perfeccionista que hasta sus enfados se los tiene que pensar muy bien. Es una persona que no tiene porque demostrar que está enfadado porque lo ve absolutamente innecesario. Puede llegar a acumular muchísima rabia dentro porque el mundo está lleno de idiotas y sabe que no merece la pena discutir con ellos. La suerte que tiene Virgo es que mientras se para a pensar en como expresar toda esa rabia de la forma más perfecta se la pasa el enfado.

Si le pasa algo grave la soltará en el momento, no se va a esperar a que le vuelvan a hacer daño. Virgo es un poco complicado de entender y muchas veces cuando quiere expresar su rabia se enfada más porque no se siente comprendido/a. Lo que debería de hacer Virgo es darle duro a los problemas desde un principio, así no se quedaría con la sensación de que nunca resuelve del todo sus conflictos.

LIBRA

Como siempre Libra se quedará su rabia para él/ella. Es una persona tan pacífica que, aunque esté cerca de su límite preferirá quedárselo todo para él/ella que montar una escenita. El problema es que la escenita se monta en su interior por no haber dado las cuatro voces que tenía que haber dado. Libra tiene que trabajar muy duro para procesar toda la rabia que tiene acumulada. No puede dejar que se le acumule mucha porque si no acabará muy mal.

Si llega el momento en el que Libra explote, seguramente lo haga de la manera más educada. No le gusta nada perder las formas, eso no va anda con él/ella. Siente que la rabia le hace perder toda su esencia. Si Libra llegase a perder el control sálvese quien pueda, si eso ocurre es que algo grave ha ocurrido y nadie podrá frenar todos sus impulsos hasta que saque todo lo que tenía dentro. El tiempo es muy relativo pueden pasar minutos, hora, días e incluso años…

ESCORPIO

Cuando la rabia inunda el mundo de Escorpio, el caos se desencadena y puede pasar de todo lo que te puedas llegar a imaginar. Escorpio puede es muy radical, puede tratarte como a un trozo de mierda y abandonarte o quedarse y hacerte la vida imposible. Cuando Escorpio saca toda la rabia que tenía acumulada nunca sabes lo que puede pasar, así que, lo mejor es estar de guardia.

Cuando Escorpio explota arrasa, para empezar su mirada puede dejarte en shock, a partir de ahí todo lo que viene es el palto principal. Su mirada sólo era un adelanto, sus palabras pueden destrozarte el corazón. Cuando Escorpio está dolido puede ser la persona más vengativa del mudo. Además, puede darse cuenta de que se está pasando de la raya, pero no parará hasta que saque toda su rabia fuera y las consecuencias le dan absolutamente igual

SAGITARIO

Sagitario cuando se enfada puede ser como una bola de fuego sin control. Es una persona muy positiva y alegre, pero cuando la paciencia se acaba puede arrasar con todo lo que se le ponga por delante. Hay que tener mucho cuidado con cargarle de rabia, porque se le verá venir si, pero te dará igual porque no podrás escapar de su ira. Sólo esa persona especial que tiene Sagi en su vida sabrá calmarlo.

Cuando Sagitario lleva a su límite y explota no tiene piedad y empezará a echar por la boca todo lo que piensa sin miedo a que puedan llegar a echarle en cara cosas. Da igual que salgan a la luz sus propios trapos sucios, pero cuando le tocan las narices no hay nada que pueda frenar esos impulsos. Lo que tienen que hacer los que están a su alrededor es callarse e intentar apagar ese fuego que a Sagi le es imposible controlar.

CAPRICORNIO

Capricornio es de esas personas que se enfadan muchísimo cuando algo le toca las narices. Lo bueno que tiene es que como se conoce tanto a si mismo/a es responsable hasta para enfadarse. Intentará controlar toda su rabia y mantenerla calmada. Eso sí, habrá cosas que se le escapen y pueda hacer bastante daño, pero es imposible que pueda llegar a controlar toda esa ira que lleva acumulada.

Lo primero que hará Capri es dejar muy claro lo decepcionado/a que está. Lo que pasa que no todo el mundo le cree y se lo toma a broma. Eso lo único que hace es encabronar muchísimo más a Capri y puede ser el desencadenante de que acabe explotando. Hará todo lo posible por controlarse, pero si llega el momento de la explosión prepárate para un sinfín de reproches. No parará de echar cosas en cara hasta que se queda a gusto consigo mismo/a, hasta que vea que estás verdaderamente destrozado/a porque así podrá volver a su estado de paz y tranquilidad.

ACUARIO

Acuario es un alma libre y no suele tomarse lo enfados demasiado en serio, pero cuando la rabia empieza a adueñarse de él/ella su control y su punto de frialdad salen a la luz. Acuario es una persona bastante tranquila, así que, si pierde los papeles es porque ha pasado algo bastante gordo. Es una persona a la que no se le suele notar que está enfadado/a, por eso cuando explota la gente que está a su alrededor se sorprende tanto…

Cuando nota que su rabia está a punto de salir se aleja de las personas que realmente quiere porque sabe que no va a poder controlar todo el daño que va a hacer. Esa rabia le sirve para darse cuenta de quien merece estar en su vida y quien no. Aprovechará el momento para descargar la rabia sobre todas esas personas que quiere eliminar de su vida. Acuario es una persona muy inteligente y sabe muy bien lo que hace…

PISCIS

Piscis en todos los aspectos de su vida es como una montaña rusa, nunca se sabe cuando puede estará arriba y cuando puede estar abajo. Con la rabia le pasa lo mismo, puede estar llorando de rabia y a los 5 minutos puede estar hecho una furia. Es una persona bastante inestable en ese aspecto, pero lo mejor de todo es que él/ella lo sabe, lo que pasa que no le da la gana poner remedio. Quien quiera estar a su lado tiene que aceptarle con sus virtudes y sus defectos y eso Piscis lo tiene muy claro.

Cuando Piscis saca toda su rabia fuera se produce una explosión de emociones y sentimientos. Esa explosión es tan grande que llega a ser auto destructible para él/ella, lo que pasa que le es imposible controlar sus emociones. Sacará todo lo que tiene dentro haciendo muchísimo daño a los que le orden. Posiblemente se arrepienta y monte una escenita de las suyas, pero es que Piscis y el drama van de la mano…