Todos tenemos simpatía hacia algunas personas y sin embargo, cierta distancia con otras. Seguramente, si les preguntarais su signo del zodiaco os daríais cuenta de que muchos de ellos coinciden o de que en realidad, te sueles rodear casi siempre de las mismas personas y son algunos signos específicos con los que al final terminas llevándote mejor que con otros. Esto o es casualidad. Son sus energías las que nos hacen encajar de mayor o menos manera con ellos. Aquí te enseñaremos cuál es el signo que adoras y cuál es el que te enferma

ARIES

Hay un signo al que adoras especialmente y es Leo. Te encanta porque sabe seguirte el rollo, porque es ambicioso como tú y muy apasionado. Leo no te pide que te tranquilices, es más, Leo te prende y te motiva para que hagas más. Es independiente, aventurero y fogoso. ¡Pues casi como tú!

Ese otro que te enferma en un millón de ocasiones es Escorpio. Claro que compartes intensidad y pasión con él, pero discute demasiado, siempre hay que hacer lo que dice y no hay réplica que le valga. Es muy misterioso y sabe dejarte tocado con algunas de esas palabras dañinas que suelta por su boca. 

TAURO

El signo que te encanta es Virgo. Sabe lo que quiere, es perfeccionista y de alguna manera te ayuda a hacer las cosas mucho mejor de las que las haces. Además, a eso hay que sumarle que es organizado y no llega a tu vida para desarmarla completamente. Sientes total admiración por esa manera en la que logra siempre todo lo que se propone. Virgo te ayuda a mejorar y tú le echas una mano para relajarse de vez en cuando. 

Si hay un signo al que no soportas demasiado es a Sagitario. Siempre con tantos cambios, con tantas ganas de probar cosas nuevas sin centrarse nunca en ninguna… Desafiándote a cambiar, a salir de esa zona en la que realmente te encuentras a gusto. Te enferma la gente que te dice que tienes que salir de tu zona de confort cuando ellos están en la mierda. ¿Qué prenden? ¿Qué salgas de un sitio donde estás bien para probar a ver si en otro te va mejor? Pues no…

GÉMINIS

Si hay un signo al que adoras es Acuario. Tiene ese punto de misterio que te encanta pero es sociable, extrovertido, y no te pone límites. De alguna forma, gravitas hacia él casi sin darte cuenta así que, no es raro que te rodeas de muchos Acuario en tu vida, y en todos los ámbitos. Tú creas más expansión en el mundo de Acuario y Acuario por su parte te ayuda a concentrarte un poco más en tus cosas. 

El signo que te enferma es Capricornio porque te sientes limitado con él. Capricornio se restringe demasiado y lo peor es que te restringe a ti de alguna manera. Desde tu perspectiva, van de seguros por la vida y siempre creen que llevan razón cuando en el fondo, sientes que están un poco amargados.

CÁNCER

Hay un signo que te causa especial predilección, aunque en el fondo sepas que puede ser bastante tóxico en ocasiones. Sí, este signo es Escorpio. Lo quieras o no, os acercáis, y podéis ser grandes amigos o quizás tener una relación que no siempre pueda acabar del todo bien. Sea como sea, sientes admiración hacia este signo. Cómo hace las cosas, cómo sea comporta, cómo reacciona ante la vida… Y por esa admiración es que lo idolatras.

Sin embargo, te cuesta muchísimo comprender a Acuario. Es más, en ocasiones te puede llegar a parecer un poco pedante. Cambia constantemente de opinión y aunque tiene una sensibilidad especial, aparece y desaparece de las vidas de los demás a menudo con una facilidad que asusta. Además, siempre necesita largos periodos de soledad cuando tú, necesitas un poco más de contacto, aunque sea de forma telefónica. 

LEO

Leo, ¿cuál es el signo que adoras y cuál es el que te enferma? Si adoras a algún signo es sin duda a Libra. Hay una conexión mágica entre vosotros y da igual la situación en la que estéis porque siempre encontraréis la manera de llevaros bien. A ti te da igual que Libra no sea siempre quien tome la iniciativa porque te encanta hacerlo tú. Y además, a Libra le encanta tu manera de hacerlo todo, incluso ese teatrillo que a veces te montas en tu cabeza y con la intensidad con la que lo haces todo. Libra te sigue el rollo, y no hay nada que te guste más que eso. 

Te cuesta mucho llevarte con Virgo. Esa seriedad, esa poca improvisación y esa manera de llevar la vida te mata de aburrimiento. Literal. A ti te encanta la alegría, llamar la atención, ser tu mismo sin que te importe en absoluto qué puedan pensar de ti. Eres libre y quieres que la persona que esté a tu lado te sienta de la misma forma. Virgo tiene los pies en la tierra y mira todo al detalle, incluso es posible que pase cierta vergüenza algunos momentos a tu lado… Y tú, no vas a dejar de hacerlo… Lo tienes claro. 

VIRGO

Con Tauro tienes una conexión especial. De alguna manera lo idolatras y lo adoras un poco. Siempre te hace ver las cosas desde un punto de vista mucho más sosegado y pausado. Además, sabe comportarse y les gusta ser muy profesional en lo suyo, algo que también os une. También te ayudará a sentirte un poco más amable contigo misma/o y a no criticarte tanto por tus errores. Y tú, le ayudarás a no conformarse con lo que tiene y a explotar un poco más sus habilidades. Que las tiene. 

Por mucha gente que tengas cercana Leo, te cuesta llevarte del todo con ellos. No saben llevar tu ritmo ni tú tampoco entiendes bien el suyo. Te sacan un poco de quicio, todo hay que decirlo. Aprecias muchas de sus cualidades, como por ejemplo la lealtad y la confianza que te dan pero sin embargo esa arrogancia o ganas de llamar la atención y creerse más que nadie pueden hacer que explotes. 

LIBRA

Es imposible que no te sientas atraído por Géminis. Tenéis muchísimas cosas de las que hablar y al final, es con quien te sientes muy cómodo para discutirlo todo en profundidad. Además, con Géminis nunca se te quedan cosas en el tintero. Lo sueltas todo porque siempre te da la confianza para hacerlo. Te ayudad a que te preocupes un poco menos por lo que los demás puedan pensar de ti y tú le ayudas a llevarse un poco mejor con esos que podrían hacer suposiciones sobre ellos. 

Si dentro de los 12 signos tuvieras que elegir a ese que más te enferma, sin duda sería Aries porque aunque tenga buenas intenciones, te abruma tantísima energía. Es muy espontáneo y no le tema a nada pero su temperamento es incontrolable y ese espíritu más sensible tuyo tiene dificultades para lidiar con la franqueza, a veces cruel, de Aries. Podría decirse que son un poco duros para tu gusto. 

ESCORPIO

Si hay un signo por el que sientes devoción (a pesar de los altos y los bajos) es sin duda Cáncer. Es cariñoso, te escucha y de alguna manera te hace sentir especial. Tú también notas esa devoción hacia ti y la verdad es que te encanta. Eso de que alguien te reconozca de esa manera te hace sentir muy bien. Además, Cáncer siempre te hace sentir como si estuvieras en casa. Es complicado que alguien sea más intenso que tú pero el Cangrejo se acerca bastante. 

Sin embargo, con Géminis tienes esa especie de conexión de amor odio. Te atrae pero de alguna manera le ves poco fiable, como demasiado cambiante e interesado… Tu quieres que Géminis solo se fije en ti pero el problema es que Géminis ve posibilidades y posibles en todos lados. Incluso como amigos, te costará confiar plenamente. 

SAGITARIO

Si hay un signo al que adoras es sin duda Aries. Te encanta, siempre tan optimista, siempre tan apasionado, tan honesto con todo… Sea como sea, te llevas bien con ellos porque sabes que en el fondo son muy pero que muy parecidos a ti. Aries sabe lo que quiere y eso te apasiona. No se frenará por nada ni por nadie y te aliente de alguna manera a conseguir lo que quieres en la vida. 

Sin embargo, en el otro extremo, a ese signo que no puedes soportar es sin duda a Tauro. Vale, claro que tienes amigos Tauro pero de alguna manera hay algo que a veces te echa para atrás. Los Tauro se crean su propio mundo y parece que no tienen intención de dejarlo atrás por nada mejor. Y eso te enerva porque sientes que se conforman con poco, que no tienen ambición ninguna y que lo material y lo tangible es en realidad lo único que vale y no los sueños y los deseos. No comprendes su rigidez. 

CAPRICORNIO

En realidad, aunque parezcáis polos opuestos, tienes una debilidad especial con Piscis. Son empáticos, intuitivos y aman de verdad, lo hacen entregando todo su corazón. Piscis saca de ti ese lado que realmente quieres descubrir, el lado más romántico de ti, ese que tú mismo tapas y escondes. Te entienden casi sin intentarlo y te admira sin necesidad de ocultarlo. Al final, Piscis aprecia tu trabajo, tu valía y tu don para hacer las cosas bien. Lo aprecia todo de ti y eso es lo que más te llena en la vida.

El signo que te enferma es Géminis. Vale que puedes tener muchos amigos de este signo pero ves en ellos algo raro, como una falsedad interna que no todo el mundo ve y que tú si que eres capaz de apreciar de alguna forma. Géminis ve el mundo de una forma muy distinto al tuyo y a ti, por mucho que lo intentas, te cuesta muchísimo verlo así. Tener esa visión. Además, tu ves potencial en ellos y sientes que no saben aprovecharlo por no tener disciplina. A ti, te ven como alguien estancado y de mente cerrada… Si supieran…

ACUARIO

A pesar de que muchas veces los veas como cabras locas, te encanta Géminis, sientes una atracción fuerte por este signo. Muy fuerte. A Géminis le encanta saber acerca de lo que tu sabes y siempre se muestra interesado por todo lo que te gusta o por todo lo que de alguna manera te motiva en la vida. Y eso te encanta. Alguien interesado al máximo por ti, alguien que valora lo que haces. Y tú, adoras que esté constantemente haciendo cosas, investigando, aprendiendo y expandiendo su mente. 

No puedes soportar del todo a Cáncer y a esa intensidad que le rodea todo el tiempo. Es demasiado emocional y te enferma que lo haga todo desde el corazón sin pensar nunca en las consecuencias de nada. Tú eres independiente y Cáncer siempre necesita más de ti, más tiempo, más atención, más cariño… Te cuesta Acuario, no tienes los mismos intereses…

PISCIS

Capricornio es un signo al que veneras. Aunque tiene su mala leche y a veces lo ves como alguien con cierta inclinación al escapismo (y a la mentira aunque lo niegue) quieres descubrir todo aquello que tiene dentro. Porque sabes que lo tiene, sabes que hay algo que está ahí y que terminará sacando a tu lado. Además, Capri aprecia de ti esa empatía y esa paciencia que tienes con él. Sabéis sacar lo mejor el uno del otro. 

Si hay un signo que no te cuadra demasiado es Virgo. Puede que con algunos signos de tierra funciones un poco mejor pero con Virgo, hay que reconocer que te cuesta un poco más. Tu eres muy espiritual, te mueves por emociones y sensaciones y Virgo siempre llega con esa practicidad y esa energía tangible en la que todo tiene que ser de una manera estructurada y concreta. Además, su manera de criticarlo todo te resulta muy dura y te hace daño.