Es muy fácil decir que llegó el momento de darle vuelta a la página, pero dejar ir todos esos recuerdos que comienzan el día que se conocieron, se vuelve mucho más que desgastante. En dónde quedan las risas, esas veces en las que se limpiaron las lágrimas y se abrazaron diciendo que todo estaría bien. La primera que se confesaron lo mucho que se querían o las madrugadas en las que se olvidaban del tiempo. Cuando las mujeres del zodiaco no olvidan, solo disimulan. 

Aries 

Ella no lo planea, le nace del alma ser impulsiva y buscar las novedades en su día a día. Hay veces en las que deja de lado las consecuencias, simplemente, permite que su corazón fluya, por eso le cuesta muchísimo sacar a un amor de su vida. Su sensibilidad no es un juego, puso de cabeza su mundo por algo que al final no funcionó, lo sabe, pero la costumbre se apodera de sus pensamientos y ahí es cuando el llanto regresa, pero no lo dice. 

Tauro 

Es posible que no lo note, pero hay momentos en los que permite que su lado estricto hable por ella y se reprocha por todo. De alguna manera, sus pensamientos la engañan, le hacen creer que si hubiera hecho las cosas distintas, su relación no hubiera terminado, pero no es real. Los finales tristes existen y hay que enfrentarlos, aunque duelan. Tauro confía en que algún día sus emociones sanarán, pero por el momento prefiere su soledad. 

Géminis 

Una mujer que ha trabajado muy duro por mantener una sonrisa en su rostro, sería absurdo que a estas alturas cayera por un mal amor. En el fondo es su optimismo el que nunca permite que se hunda, sabe que le esperan nuevas oportunidades, pero necesita un tiempo para reparar cada grieta. Su dolor no es un juego, despedirse de alguien que iluminaba sus días, es cruel. Pero sé paciente, porque volverá a brillar como antes. 

Cáncer 

Dicen que es una mujer complicada, de esas que no se dejan, de las que permiten que sus sentimientos hablen por ellas y que no huyen del amor. Así es Cáncer, está fastidiada de relacionarse con amores que apenas y le brindan la cuarta parte de todo lo que entrega. Puede que el deseo de quedarse la sacuda por dentro, pero su dignidad es mucho más grande que eso. No es el tipo de mujer que se humille, aunque ame con el alma. 

Leo 

Una mujer a la que no le importa que la señalen de arrogante, está acostumbrada a lidiar con gente que se hace una idea de su personalidad, cuando en realidad no se atreve a conocerla. Es orgullosa, luchadora, independiente, pero no tiene ni una gota de frialdad en su corazón. Cuando ama no conoce freno y esa es la razón por la que le cuesta tanto arrancar la página, no olvida, simplemente, aprende a vivir con ello. 

Virgo 

Ella ya no tiene inconvenientes en que la juzguen de ser poco comprometida en cuestiones del amor. El hecho de que no vaya por la vida con un letrero gritándole al mundo que está enamorada, no significa que no se entregue. Su alma es tan pasional como cualquiera, pero ser discreta es uno de sus pasatiempos favoritos. Sin embargo, olvidar a un amor se le complica, incluso si todo terminó mal. No se puede borrar un capítulo de su vida así de simple. 

Libra 

Una mujer que le hace honor a lo sociable, que pone por encima el amor y la solidaridad. Cuando ama se entrega de una y mil formas, se nota en la manera en la que mira a su pareja, sus detalles y las tantas veces en las que le demuestra que no está sola en este viaje. Libra, más que una pareja, se convierte en una compañera de vida, crea lazos de amistad y ahí es cuando se vuelve muy caótico. ¿Cómo le dice adiós a su confidente? 

Escorpio 

El tesón de una mujer Escorpio a la hora de amar, es envidiable. Es quien no quita el dedo del renglón cuando algo le gusta y si se trata de parejas, es sumamente rebelde. Le encanta buscar esos escenarios que ponen a prueba sus niveles de adrenalina. Como cualquier otro ser humano, tiene miedos, pero no permite que la controlen. Lo malo es cuando la nube se pone gris, la historia se viene abajo y hay que enfrentar la ruptura. Eso no se olvida. 

Sagitario 

De alguna manera, Sagi está cansada de que el mundo la vea como la loca, explosiva, la amante de la aventura. A ver, está claro que no es un mueble en una esquina, necesita sentirse viva, pero también ama la calma y cuando se enamora es capaz de apostarle a la estabilidad. Es una mujer que ama desde la libertad, no le gustan las ataduras, pero es muy leal. Esa es la razón por la que le duele poner el punto final. 

Capricornio 

Ojalá fuera tan organizada con sus sentimientos, así como lo es en sus actividades cotidianas. Hay veces en las que todo se le sale de las manos en el amor, pero eso no significa que se va a derrumbar. La vida sigue. Capricornio, es capaz de decir adiós con una sonrisa, aunque por dentro las lágrimas la ahoguen. Quizás es por orgullo, pero rara vez permite que la vean por los suelos, aunque no olvide. 

Acuario 

Fría como el hielo, eso dicen de Acuario. Una mujer que supuestamente no tiene sentimientos, que en el momento en el que le apetece marcharse, lo hace. Es intensa, loca, atrevida, pero de distante no tiene nada. Cuando ama es capaz de abrir las puertas de su mundo, no le asusta que vean su corazón. Se desborda de amor, por eso no olvida tan fácilmente. ¿Cómo le hace para asimilar que esa persona especial ya no estará? 

Piscis 

La bondad de una mujer Piscis no conoce límites, es alguien que estará contigo cuando más la necesites. Es posible que sus lágrimas aparezcan sin previo aviso, porque su sensibilidad no pide permiso para nada. Sin embargo, es genuina, no hay falsedad en su entrega, siempre está al pie del cañón y deja de lado la opinión de terceras personas. Le cuesta olvidar, porque es selectiva, no cualquiera conoce su vulnerabilidad.