DIME QUÉ SIGNO ERES Y TE DIRÉ QUÉ DRAMA MONTAS

Aries

Lo cierto es que Aries no tiene ningún problema para empezar cualquier drama. Con poco que suceda en su vida, parece que el mundo de Aries va a salir ardiendo de un momento a otro. Cuando hay drama en su vida, todo lo demás desaparece y no le importa absolutamente nada ni nadie más. En momentos en los que el drama se apodera de Aries, no tiene miedo de nada y le da igual todo lo que suceda en su vida. Ahora mismo solo importa el drama y solamente el drama. Ni siquiera le importa lo que suelta por su boca ni a quién va a hacer daño. En ese momento Aries desearía que todo el mundo ardiera, porque está harto de que todo le pasé a él/ella.

Pero bueno, el drama de Aries también tiene su parte buena y es que es momentáneo. Va a tener esos momentos donde parece que todo es una m*erda, pero después se dará cuenta de que no merece la pena montar tanto espectáculo por algo tan insignificante. Y menos mal que el drama de Aries es momentáneo porque poco le quedaba para prender fuego literalmente a alguien o a algo. Y para relajarse lo mejor es que esté solo. Odia con todas sus fuerzas que haya alguien a su lado intentando calmarle porque lo único que va a hacer es ponerle más de los nervios. Quizás algunas veces Aries sea una drama queen, pero no siempre es así…

Tauro

Sí, Tauro tiene mucha paciencia, pero no es infinita y si Tauro hace un drama es porque ya no puede más, de verdad. A Tauro no le gustan los dramas e intenta evitarlos siempre que puede, pero no es tonto. Y cuando pierde los nervios y se deja llevar por ese drama, parece que el mundo se le va a caer encima. El drama de Tauro es elegante y sutil, pocos se darán cuenta de que Tauro no está en un buen momento. Por fuera todo parece ok, pero por dentro, Tauro de verdad desearía tirarse de los pelos. Y cuando se encuentra en esos momentos, sabe que lo mejor que puede hacer es acudir a sus amigos/as y que estos intenten darle otra visión de la situación.

Y gracias a sus amigos y a su fuerza, es como Tauro consigue salir de ese bucle sin fin del que se había metido solito/a. Sus amigos le recuerdan que tiene que ser positivo y no dejarse llevar solamente por el drama y por lo malo que sucede en su vida. Su fuerza le recuerda que, si ha sido posible salir de situaciones peores, va a poder salir de esta. El drama puede durar varios días en la mente de Tauro, pero una vez que lo exterioriza, todo cambia de rumbo. Tauro no es de esos que hace un drama de cualquier cosa, pero también tiene sus momentos de drama extremo.

Géminis

Que alguien traiga la corona, que vamos a coronar a Géminis como la drama queen oficial. Cuando Géminis tiene drama, se para el mundo, solo existe Géminis y nadie más. Le da igual lo que le digan los demás, le da igual el resto, en esos momentos le da absolutamente igual todo el mundo. Se pone histérico, dramático, no escucha a nadie, no quiere nada de nadie y lo único que desea es dar voces, gritar y maldecir. Géminis necesita expresarse y lo hace mediante su don de la palabra, como ya es obvio. Puede soltar cualquier barbaridad que nadie se podría llegar a imaginar. Ni siquiera piensa qué va a decir y luego pasa lo que pasa, que pierde fuerza por la boca y se arrepiente de ello.

Y lo peor de todo, es que Géminis hace un drama de cualquier cosa. Menos mal que ya hay veces que sabe que lo mejor es respirar hondo, contar hasta tres y dejarlo llevar. Pero otras veces, no puede controlarse y pasa lo peor. Es de los que hace un drama desde que se levanta hasta que se acuesta. Su vida es un drama continúo, pero mira, por lo menos ha aprendido a vivir con ello y en el fondo hasta le gusta ser un poco drama queen a veces. Ya hasta se ríe y está orgulloso/a de serlo.

Cáncer

Que parece que Cáncer es un angelito recién bajado del cielo, pero cuando el drama llega a su vida se convierte en lo peor de lo peor. Cáncer nunca tiene miedo de ponerse en contacto con sus emociones, sean cuales sean y por eso es una persona tan dramática. Tiene siempre las emociones a flor de piel. Por eso le afectan más de lo normal las cosas que le suceden y siempre hay algún que otro drama en su vida. No sé como se las apaña, pero cuando no es un drama amoroso, es un drama con sus amigos, en el trabajo, en su familia… Da igual, en la vida de Cáncer siempre hay espacio para drama.

Parece que no ha roto un plato en su vida, pero luego lo cierto es que es capaz de hacer un drama de cualquier cosa. Y lo mejor de todo no es esto, es que los dramas de Cáncer son de los que perduran en el tiempo y por muchos consejos que le den o por mucho que intente autoconvencerse, no será fácil de olvidarse de ello. Pero menos mal que muchos de estos dramas se los guarda para sí mismo y no va pagándolo por ahí con cualquiera que no debe. Solamente se desahogará con las personas de su máxima confianza y ya está. Pero tampoco hay que olvidar, que los dramas de Cáncer son de los que perduran en el tiempo y que no es algo que Cáncer olvidará de la noche a la mañana.

Leo

A Leo no se le nota tanto cuando hay dramas en su vida, porque ya de por si es un dramático, hay que reconocerlo, no pasa nada. Pero le gusta serlo y no va a cambiar por mucho que le digan. Leo es un dramas, pero en el buen sentido. Y todo esto es porque le gusta ser el centro de atención y necesita que su vida sea como una película dramática. Le encanta hacer drama de cualquier cosa que suceda en su vida. Esto es algo que ya todo el mundo sabe y no hace falta hablar mucho de ello si tienes a un Leo en tu vida. Pero el verdadero drama de Leo sucede cuando no logra salirse con la suya o cuando le intentan llevar la contraria en algo en lo que cree que él/ella lleva la razón.

Ahí puede suceder lo peor de lo peor. De buenas, Leo es el mejor, pero de malas, puede llegar a ser el peor de los peores. Lo único que quiere en esos momentos es explotar, maldecir, mandarlo todo a la m*erda. Que sí, que Leo puede formar un mundo de cualquier cosa, pero luego ese drama se le pasa rápido. Tiene demasiado orgullo como para dejar que su nombre se ensucie por una tontería. Leo puede hacer mucho drama de cualquier cosa, pero evitará que ese drama no llegue a mucho más porque sabe que puede poner en peligro cosas demasiado valiosas.

Virgo

Virgo no es mucho de hacer drama por cualquier cosa. Algo muy grave le ha tenido que pasar a Virgo para que forme el típico drama que otra persona cualquier formaría. Es más de crearse un drama en su cabeza, pero jamás explotar. Virgo es una persona muy analítica y le gusta evaluar bien todos los problemas en cuestión. Y antes de actuar, piensa bastante bien cuáles serán las consecuencias y por eso no es de los que se pone histérico/a cuando hay dramas en su vida. Es una persona que le cuesta expresar mucho lo que siente y por eso prefiere guardarse el drama para si mismo y no exteriorizarlo porque sabe que va a ser peor.

Sí, Virgo puede ser una persona con mucha paciencia y mucha templanza, pero no es tonto y cuando tiene que explotar explota. Y menos mal que lo hace pocas veces, porque si no todos estaríamos perdidos. Virgo puede guardarse mucho tiempo el drama para si mismo, pero si poco a poco ese drama se va haciendo más drama, al final no le quedará otra que explotar y parecerá que estamos ante el fin del mundo…

Libra

Libra puede parecer una persona muy pacífica, muy tranquila, que no quiere ningún drama en su vida y que evita cualquier conflicto. Pero en el fondo, MUY en el fondo, es un poquito drama queen, pero nada fuera de lo común. A Libra no le gusta que haya dramas en su vida, prefiere vivir una vida tranquila y monótona antes que una llena de problemas o de dramas. Y los evita siempre que puede, pero hay veces que hay problemas que son inevitables y tiene que enfrentarse a ellos. Y es así cuando Libra es capaz de hacer un drama de cualquier cosa. En momentos de esos, Libra piensa que se puede acabar el mundo.

Como no está acostumbrado a esos problemas, parece que el mundo se le viene encima. Y lo peor de todo es que le cuesta mucho contárselo a los demás para que le ayuden, pero ya hay un momento en el que es inevitable y se ve en la obligación de contarlo.

Pero también hay que decir, que a Libra le gustan mucho los dramas ajenos. Le encanta ayudar a sus amigos cuando están pasando por algún drama y esto incluso a veces le hace meterse a Libra en movidas en las que no debería. Pero menos mal que Libra sabe cómo buscar la paz en esas situaciones y al final termina todo siendo menos dramático de lo que pensaba.

Escorpio

Escorpio no es una persona de montar muchos dramas, pero como se le cruce el cable, es capaz de sacar mierda de donde no se puede sacar. Como tengas algún drama con Escorpio, es capaz de sacarte historia del pasado, del presente y del futuro. Porque es así, Escorpio no olvida ni un solo detalle y sabe cuál es el mejor momento para sacarlo y hacer daño. Todos sabemos que Escorpio es una persona muy pasional y esa pasión la tiene en todos los aspectos de su vida, para lo bueno y para lo malo. Sus sentimientos son super fuertes tanto para amar como para odiar y por eso hay que tener mucho cuidado cuando Escorpio tiene dramas en su vida.

Como ya de por si Escorpio es una persona que siente las cosas mucho más que los demás, la gente no se sorprende cuando le ven es ese estado de drama máximo. Incluso cuando el drama invade su vida se vuelve una persona histérica y agresiva, hasta tal punto que se asusta a sí mismo. Si estás cerca de Escorpio cuando hay drama será mejor que te pongas a cubierto y esperes a que se pase la tormenta.

Sagitario

Sagitario es de los que con cualquier cosa ya hace drama, también es un poquito drama queen a veces, pero no siempre. Con lo positivo/a que suele ser normalmente, como se le crucen los cables, su vida parece como una obra de teatro. Como suceda algún problema en su vida, es capaz de llamar a todos sus amigos para contarles por todo lo que está pasando. Vamos, que la vida de Sagitario sirve para guión de una película de Hollywood. Cuando no es una cosa, es otra, no sabe bien cómo se las apaña, pero siempre está metido en dramas. No los busca, pero llegan a su vida así porque sí (o eso es lo que Sagitario dice).

Lo peor de todo es que cuando ese drama le afecta de verdad, se puede llegar a enfadar o a molestar mucho. Incluso puede llegar a pagarlo con quién no debe. Pierde los nervios en cualquier momento y es capaz de hacer cualquier cosa cuando el enfado se apodera de Sagitario. Menos mal que ese estado de drama máximo dura poco tiempo en Sagitario. Como tiene muchas cosas en su vida, en seguida encontrará otra cosa mejor que hacer y ciao drama.

Capricornio

Capricornio es una persona que no quiere dramas en su vida y hará todo lo posible para evitarlos siempre. En ese aspecto es más de ir a su bola, de asumir sus responsabilidades y de centrarse en lo que de verdad importa. Capricornio no pierde el tiempo dándole importancia a cosas que no merecen la pena. Tiene mucha paciencia y mucho aguante, pero hay cosas que nadie jamás aguantaría. Y son esas cosas las que de verdad hacen que Capricornio entre en ese estado de drama absoluto. Ese estado en el que Capricornio pierde la paciencia, los nervios, el norte y hasta el pelo. No suele suceder esto muchas veces, pero cuando sucede, es importante que los que están a su alrededor se preparen para lo peor.

Capricornio siempre intenta mantener la compostura, pero cuando pierde la paciencia es imposible. Ya le han tocado mucho la moral y se ve en la obligación de aceptar el drama. Si, la tormenta será bastante fuerte y nadie se salvará de ella, pero Capricornio al menos lo hace de forma directa, educada y sin contemplaciones. Menos mal que Capricornio tiene una templanza que nada ni nadie será capaz de arrebatársela, porque si no, todos estaríamos totalmente perdidos.

Acuario

Acuario es una persona bastante pasota, escapa mucho de situaciones de drama y no parece ser el tipo de persona que se mete donde no le llaman. Pero es esa actitud distante y fría lo que le convierte en ocasiones en drama queen. Ir a su bola, seguir siempre su camino y fingir que no le importa nada solo hace que sea más obvio el hecho de que está escapando de algo. Si, parece que pasa de movidas, pero como le toquen un poquito donde no tienen que tocarle, el drama ya está servido.

Acuario trata de no llamar la atención y de pasar desapercibido, pero esas emociones que tiene siempre guardadas son las que le hacen perder los nervios cuando no tiene que perderlos. Si le buscas mucho, al final te acabarás encontrando con el Acuario que no querías encontrarte. Que, aunque parezca una persona calmada, en realidad se enfada rápido y es capaz de montar un espectáculo cuando las cosas no salen como él/ella quiere. Pero lo bueno de esto es que Acuario cuando lo piensa en frío, se siente mal por haberse comportado así y siempre acaba pidiendo perdón a todas las personas que se vieron afectadas por su drama…

Piscis

Las cosas claras desde el principio, el auténtico rey del drama es Piscis. Pero es que encima está orgulloso de serlo y se sienta hasta bien cuando hay drama. Está tan acostumbrado a que haya drama en su vida, que cuando no lo hay se siente vacío. Es una persona con tantos sentimientos que son sus sentimientos los que causan la mayor parte de los dramas que suceden en su vida. Y cuando no hay dramas en su vida, Piscis se mete en los dramas de los demás. No hay mal que por bien no venga. Como es tan bondadoso, quiere ayudar a todo el mundo que no esté en un buen momento, y ayuda tanto que al final termina donde no tenía que terminar.

También su empatía y su forma de sentir lo que los demás sienten, es lo que hace que sea una persona tan dramática. Es que Piscis es capaz de hacer cualquier cosa por los demás y al final por eso se mete donde no tendría que meterse y todo acaba en drama. La vida de Piscis es drama, drama y más drama. Menos mal que ya se ha acostumbrado a ello y sabe que no le queda otra opción.

2018-09-13T20:38:57+00:00