Todos buscamos de vez en cuando algo que nos calme en nuestro día a día. La vida no es fácil, y a veces, hasta cuando es positiva e intensa, necesitamos buscar la calma de la excitación y la ansiedad que nos produce vivir a tope. Unos se relajan con amigos, otros con cosas, con lugares o haciendo deporte. Si quieres saber dónde buscas la calma según tu signo sigue leyendo. 

Aries 

Aries, tú eres de los que van por la vida muy muy rápido, y siempre estás metido en una vorágine de actividades. Los de tu signo os desplazáis mirando el suelo, siempre hacia delante, todo mente y concentración en el objetivo, con una tracción delantera símbolo de esa iniciativa tan personal tuya. Así que cuando levantas la mirada, porque milagrosamente hayas parado, y te permites mirar a tu alrededor y calmarte, como sea naturaleza lo que ves, notarás cómo tu espíritu se llena de paz ante tal grandiosidad. De pronto te das cuenta de que no eres nada al lado de la majestuosidad de unas montañas, de un bosque inmenso y tupido o del mar hacia el infinito. Y sí, más allá de las cuatro paredes de tu casa o del trabajo, de una calle o de un centro comercial, a ti lo que te calma cuando estás revuelto es salir fuera, y mirar hacia lo lejos. De hecho, uno de tus planes preferidos es desplazarte lejos de donde vives para disfrutar de la naturaleza. 

Tauro

Tauro, tú todo lo que sea darle a tu cuerpo lo que calma tu espíritu te parece ideal. Ósea, que los paseos cuentan, un baño caliente cuenta, y una buena comida en buena compañía también cuenta mucho. En concreto, la hora de la comida te parece de esos momentos que, si además son en familia, consuelan como la mejor medicina para el alma. Pero nada de comida basura, sino en plan esas comidas tradicionales cocinadas en el maravilloso ambiente de una cocina familiar, y compartidas luego entre risas, conversaciones, sobremesa y confidencias. Planazo, que como suele ser en fin de semana, por aquello de tener más tiempo, te parecen ideales de la muerte. Y los planes fuera de casa es que no los echas de menos ni un poco. 

Géminis

Géminis, tú, entre ese espíritu joven que tienes, y lo que te gusta estar rodeado de gente, el plan de sentarte a ver con los tuyos series antiguas o películas divertidas te ayuda a sentirte muy bien. Como además sueles trabajar tanto, y estar en mil sitios a la vez, y tienes una intensa vida social, y una cabecita que no para nunca de idear, si hay algo que te reconforta es precisamente distraer tu mente. Y te gusta hacerlo con estímulos fáciles, que incluso te hagan recordar tiempos pasados, cuando eras más joven y tenías menos responsabilidades. Así que sí, rotundamente sí: el plan sofá, manta y palomitas te encanta y te calma. Tu casa se convierte en el “reposo del guerrero”, y puedes hasta desconectar el móvil si hace falta. Que espere el mundo porque tú estás tranquilo y disfrutando, quieto y metiendo adrenalina de la buena en tu cuerpo y en tu cabeza. 

Cáncer 

Contigo Cáncer no hay sorpresas en cuanto a saber dónde buscas consuelo, dónde buscas la calma, y bien orgulloso que te sientes de pregonarlo a los cuatros vientos: en tu familia y en tus amigos. Pues sí, ellos son tu talismán, tu tesoro, tu refugio, tu alegría, tu vida… Es verdad que muchos de tus problemas te los dan ellos, ellos son los que más te tocan la fibra a nivel sentimental, para lo bueno y para lo malo. Pero tienes un truco: cuando es tu familia quien te pone de los nervios, tus amigos son el destino preferido para curar tus penas. Y al revés, cuando quien te ha defraudado es algún amigo, o varios, es tu familia quien se convierte en tu refugio. Y hablando de lo que te sucede, notas cómo te calmas, y como además recibas algún abrazo y palabras que son un bálsamo, darás gracias a la vida por tener a esas personas a tu lado siempre. 

Leo

Leo, contigo es fácil saber dónde buscas la calma. Siendo un signo de fuego podría ser el deporte o cualquier actividad en la que pudieras poner mente y cuerpo con toda tu energía. Pero no, a ti te consuela la compañía de tu pareja. Porque es quien mejor te conoce, en lo bueno y en lo malo, y con quien puedes hablar de todo sabiendo que no te va a juzgar. Que te dirá las verdades, que aguantará tu mala cara cuando no te guste lo que oigas, pero que te comprenderá en todo porque el amor que siente por ti está por encima de muchas cosas secundarias. Su compañía, incluso si no tienes ganas de hablar, será un bálsamo para tu espíritu inquieto. Porque notarla cerca te hará sentir que está ahí, para ti, para cuando quieras, para lo que quieras. Y te gustará saber que si la elegiste fue por algo, y que no te equivocaste. 

Virgo

Aunque muchos se echen las manos a la cabeza, a ti Virgo te gusta trabajar. Sí, ya sabes que suena como si parecieras adicto, y hasta reconoces lo cansado que puedes estar en algunos momentos de tanto trabajar y de tanto darle a la cabeza pensando en el trabajo hasta cuando estás acostado. Y asumes tu parte de culpa por obsesionarte tanto. Pero a lo largo de tu vida has comprobado que te gusta trabajar, que tu mente tiene que estar en marcha siempre porque es el motor de tu vida. Lo que sí has aprendido es que te gusta trabajar mucho sin tiempos de entrega, sin tener que contar las horas… Lo que cuenta es hacerlo y hacerlo bien. Y trabajar así te calma, haces lo que quieres pero olvidándote del reloj, metido de lleno pero tranquilo y feliz. Solo y en tus cosas. Todo un placer. 

Libra

Libra, a ti te relaja mucho ir de compras u ordenar y decorar tu casa. Aunque pueda parecer frívolo, tú no lo ves así. Tu planeta Venus te dota de un sentido estético enorme, con el que tiñes tu vida en todos los aspectos. Te gusta crear entornos bonitos, relaciones ideales y en cuanto a la ropa, si siempre llamas la atención por cómo vas vestido/a será por algo. Por eso, cuando estás inquieto, cuando necesitas dejarte abrazar en tu zona de confort, tu casa y tus cosas te ayudan, te calma disfrutarlas, verlas, tocarlas… Y si sales fuera en busca de esa prenda que viste en Internet o a comprar algo para tu salón, notas cómo te sube el buen humor. Y además, para hacer estas cosas no necesitas a nadie, que también eso cuenta. Estás en tu terreno y eres el dueño de esos momentos tuyos. Puedes hacer lo que quieras y no tienes dudas. Ideal. Todo un acierto para buscar tu calma. 

Escorpio

Escorpio a ti te calma el sexo, el sexo te consuela, te gusta el sexo mucho. Pero ojo, no te gusta el sexo como muchas personas estarán pensando, en plan “claro, normal, el sexo le gusta a todo el mundo”. No, para ti el sexo es un alimento para tu espíritu, te da seguridad, te permite expresar tus sentimientos, te da un aliciente para los días y las noches. A nivel personal, te permite desconectar de tus problemas, te da seguridad, aumenta tu autoestima, hace que te evadas, y que cuando acabes, tengas más fuerza que antes. Es un chute de vida para la vida. Es un placer que va más allá de la parte física, y por eso, tiene tanta fama el sexo de Escorpio. Por algo será. Es porque te das entero, pero sobre todo, porque lo das todo a la persona. Y es una forma de entrega en el amor que supera las palabras con las que se pueda describir. 

Sagitario

Sagitario, aunque te cueste reconocerlo, o quizás no tanto si es entre amigos, a ti lo que te relaja y donde encuentras mucha satisfacción y paz es con el sexo. Pues sí, debe ser porque te gusta el contacto con los demás, porque en la compañía de otras personas encuentras un espejo que te devuelve una imagen tuya que te gusta. Y extrapolado eso al sexo, la conexión a la que puedes llegar cuando estás intimando con alguien te encanta. Es como volar, ir de aventuras, disfrutar y sentir cierto vértigo pero sin estar a cientos de kilómetros, sino entre cuatro paredes (bueno, intimar al aire libre o en lugares prohibidos también te encanta). Un lujo. Tu mente y tu cuerpo al servicio de un placer que podría parece físico pero que en tu caso no es así. Tiene trascendencia, y te llena de forma emocional y espiritual. 

Capricornio

A ti, Capricornio, acostumbrado a tantos momentos de soledad, no hay nada que te consuele más que sentir que tienes cerca a personas en la misma situación que tú. Te sucede cuando conectas con compañeros de trabajo muy entregados y devotos a la hora de cumplir con sus obligaciones (como tú). O con amigos que piensan como tú a la hora de repartir las horas del día, que disfrutan del ocio pero que anteponen unas responsabilidades familiares, por ejemplo, a estar de fiesta hasta altas horas de la madrugada. O te pasa con esas personas que son tu pareja que te demuestran que quieren lo mismo que tú. Y sabes que os vais a apoyar mutuamente a lo largo de vuestra relación. Pues sí, todas esas personas te consuelan, te da calma tenerlas cerca, porque te hacen sentir un poco menos solo. Porque por tu forma de ser, tú sabes que eres diferente y único en la forma que tienes de ver la vida. Y se agradece saber que hay más personas así, la verdad. 

Acuario

Acuario, a ti, no solo te gusta ayudar a los demás por el bien de ellos, sino que personalmente, supone una chute de energía positiva y paz para tu espíritu. Y por eso te vuelcas en esta ayuda, que suele ir más allá de echar una mano a tu familia o amigos. Por eso te gusta estar en una ONG o en centros conocidos que tengan como objetivo alguna causa solidaria y de ayuda a los más necesitados. Y cuando lo haces, te metes de lleno, tu cabeza idea y maquina mil formas de ayudar, te olvidas del reloj y encuentras la paz en toda actividad. Poner tu mente al servicio de algo tan productivo te hace sentirte un privilegiado por pensarlo, y por hacerlo también. Ya hay demasiada gente en el mundo concienciada pero nunca hace nada. Y como además, nadie te presiona porque es un regalo que tú haces a los demás con tu trabajo, el placer se duplica y encuentras la verdadera calma. 

Piscis

Piscis, tú buscas relax y complacencia en todo lo que has vivido y te ha hecho disfrutar en tu vida. Y suele ser mucho porque eres un vividor en el sentido más amplio y bonito de la palabra. Momentos, personas y relaciones los vives con total entrega, esa entrega tuya muy personal, a tu manera se diría, pero así lo vives, así lo interiorizas y lo que sientes te lo guardas dentro para toda la vida. Es cierto que a veces vivir pensando en el pasado no es bueno, y claro que lo evitas, pero también a veces, cuando te sientes nostálgico aunque estés feliz, pensar en todo aquello te reconforta y te hace sentir muy orgulloso de haber vivido esa magia. Porque para ti, esos momentos son como magia, por tu forma idealista de percibir la vida, pero es así cómo lo percibes. Y por eso no quieres cambiar cuando te dicen que bajes de la nube. Haber vivido ESO es bueno para ti, y si hubo algo malo ya lo has olvidado.

2021-02-17T13:11:07+02:00