Ser Piscis no es algo fácil. A pesar de ser un signo con un grandísimo corazón, también tiene un lado oscuro, no iba a ser la excepción. Y lo peor de todo es que Piscis es un signo súper impredecible. Es tan amable y bondadoso que no te esperas que tenga defectos. Para empezar, Piscis es un signo súper sensible. Aunque por fuera quiera hacer ver a los demás que es alguien fuerte, alguien que no se hundirá, así como así, en el fondo es alguien a quién las cosas le afectan con mucha facilidad.

Es fácil ver a un Piscis llorando por algo sin importancia y también es fácil que Piscis se enfade por cualquier tontería. A él mismo le gustaría poder cambiar esto, pero es imposible. No se puede cambiar algo que ya está en tu esencia.

50 Cosas de Piscis

Otra de las peores cosas de ser Piscis es ser tan pesimista. A pesar de ser una persona súper soñadora, que le encanta imaginarse todo lo bueno que le pueda pasar, es alguien que siempre espera lo peor. Piscis es alguien súper intenso y bastante dramático. De un grano de arena, es capaz de crear la montaña más grande que te puedas imaginar. Es muy difícil saber gestionar toda esa intensidad, tanto para él/ella como para toda esa gente que está a su alrededor. Hay veces que daría lo que fuera para que las cosas no le afectarán tanto y para no decepcionarse con tanta facilidad, pero le es totalmente imposible.

Y realmente lo que es lo peor de ser Piscis es que puede llegar a ser una persona bastante dependiente emocionalmente. Es alguien que odia el conflicto, odia hacer daño a los demás, odia sentir que incomoda y por ello, se dejará llevar. Se dejará llevar hasta tal punto que puede llegar a convertirse en alguien muy dependiente sin a penas darse cuenta. Y todo esto se debe a que Piscis es alguien que necesita amor, alguien que necesita sentirse querido, escuchado y apoyado y por ello, es capaz de cualquier cosa.

El lado oscuro de Piscis

Mira que a Piscis en el fondo le gustaría ser alguien independiente, alguien libre, pero no puede por mucho que quiera. Lo peor de ser Piscis es tener ese corazón tan sensible, ese corazón tan grande. Por culpa de su corazón termina siempre metido en dramas que no le convienen. Eso es así…