Cuando conoces a una persona al principio todo parece lindo, porque ambos quieren mostrar lo mejor de sí mismos y por más que te esmeres en centrarte en los defectos resulta imposible, ya que tu parte idealista y romántica es experta en maquillar todo lo malo. Sin embargo, todos tenemos algo que nos hace estallar, no importa lo mucho que nos esforcemos en disimular, cuando lo encienden es mejor que se alejen porque tu lado cruel no responde. Esto es lo que nunca debes hacer o perderás a ese signo del zodiaco. 

Aries 

Lo que te recomiendo es no subestimar el mal genio de un Aries, porque cuando algo le molesta se le nota la rabia en lo profundo de su mirada. No es de los que disimula y cuando se da cuenta de que la intención de la otra persona es provocar, la cosa definitivamente se pone peor. Es un signo que tiene instinto de lucha, no le gusta perder y si se trata de resolver conflictos su poca paciencia habla por sí sola. Aries, eres un signo que siempre va de frente y si alguien no respeta tu libertad tendrá que enfrentar malos ratos. Sin embargo, lo que más te hace enojar es la mentira. No estás para lidiar con mentirosos, si lo hacen una vez es suficiente para perderte. 

Tauro 

Cuando Tauro inicia un vínculo sea amistad o de pareja, lo primero que busca en la otra persona es el interés, no piensa convertirse en el que siempre ruega y que no tiene la certeza de que el otro sienta lo mismo. Lo peor que le puedes hacer es ponerlo celoso. A Tauro le parece de lo más tonto que alguien que apenas y conoce busque la manera de hacerlo sentir mal. No vas a descubrir si te quiere o no, lo único que va a querer es huir, porque odia sentirse inseguro y desconfiado. Si tu objetivo es verlo triste, quizá lo consigas, pero también te vas a ganar su indiferencia. Tauro, quiere una relación para tener paz, no para aumentar su estrés con alguien que no sabe amar de una manera saludable. 

Géminis  

A ti te encanta romper con la monotonía cuando se trata de ligar el corazón de alguien. No quieres quedarte con la clásica persona conformista, al contrario, siempre vas más allá en todo. Por supuesto, que te gusta vivir el momento, pero cuando quieres algo en serio no piensas poner tus emociones en riesgo. Si la otra persona no te hace sentir seguro, no vas a darle toda tu atención. Para ti el amor que merece exclusividad es aquel que te demuestra lealtad desde un principio. Lo que no deben hacer contigo es fingir que quieren algo serio cuando en realidad no están preparados para ello. Quieres a alguien a tu altura, no un amor a medias y que además tenga el cinismo de intentar dominarte. 

Cáncer 

Tú eres de los que pueden perder el interés de un momento a otro, sobre todo, cuando la persona no valora tus cambios emocionales. Eres muy voluble, pero siempre hay una razón por la que te pones triste, enojado o frustrado. Simplemente, lo que quieres es a alguien que te valore, que te demuestre que puede estar contigo hasta en tus peores bajones. Lo que nunca deben hacer es minimizar, ya bastante duro es verte al espejo y juzgarte como para todavía cargar con los malos comentarios de los demás. Sabes que no eres perfecto, pero no vas a permitir que te traten con la punta del pie. Tu generosidad es inmensa y hay muchas personas que lo único que quieren es aprovecharse. Lo que no saben es que no tienes ni un solo pelo de ingenuo y cuando detectas sus malas acciones los sacas de tu vida. No eres rencoroso, pero ya estás harto de conformarte con amores y amistades que no tienen idea de lo que es mantener un vínculo desde la honestidad, la admiración y el amor. No estás para manipuladores y es mejor que no despierten tu lado oscuro porque van a llorar. 

Leo 

Si hay algo que Leo no soporta cuando se trata de entablar relaciones, sin duda, es que se lo tomen a risa, como si compartir emociones fuera cualquier cosa. Le da igual si lo llaman intenso, pero si tienes algo con él vas a tener que respetarlo en todos los sentidos porque no se anda con tonterías y no le asusta cortar lazos que no lo benefician en nada. Leo, puede ser muy apasionado, pero con la misma intensidad que te da todo, se marcha cuando va encontrando cosas que no le gustan. Es un signo muy cariñoso y cuando tiene una relación le gusta poner a esa persona como su prioridad, es demandante para aquellos que no saben entregarse. Leo, sencillamente exige lo que se merece, no se va a conformar con menos. 

Virgo 

Si quieres que Virgo se mantenga interesado tienes que saber que es muy especial y que no deja pasar ni un solo detalle. Lo peor que puedes hacer es encontrar sus puntos débiles y luego buscar la manera de lastimarlo. Virgo, no quiere vivir en la incertidumbre, si no le demuestras tus intenciones desde el primer momento simplemente sigue su camino, porque sabe que no merece la pena poner sus esperanzas en un futuro incierto. Quizá no sea de los que demuestran afecto a la primera, pero cuando lo hace es muy genuino y goza mucho de las caricias y besos. No pongas a prueba su mal humor, porque por más enamorado que esté si lo haces sentir miserable una sola vez es más que suficiente para poner el punto final. Virgo, no quiere que su relación se convierta en sinónimo de estrés, ya tiene muchas otras preocupaciones. 

Libra 

A ver, para nadie es un secreto que hay momentos en los que la indecisión de Libra lo pone entre la espada y la pared. Esa es la razón por la que no le gusta estar con personas que lo hagan dudar de su potencial todo el tiempo. Libra odia lidiar con gente que pone en tela de juicio todo lo que dice y que siempre creen tener la razón. No se vale que minimicen sus pensamientos y que disfruten al verlo inseguro. Además, otra cosa que no tolera son los dramas, si eres de los que no se controla en público y haces lo que sea para que el resto se entere de sus diferencias, eres alguien que Libra no quiere en su vida. Sí, es un signo sociable, pero eso no quiere decir que le guste que todo el mundo se entere de sus malas rachas. No te confíes, porque puede amarte mucho y no se quedará a tu lado. 

Escorpio

Si estás empezando a conocer a un Escorpio, tienes que saber con qué tipo de persona te estás metiendo, porque tiene su lado oscuro y por el que puedes terminar llorando de la peor manera. Escorpio, es soñador y emocional, pero también poco tolerante con la gente que no le demuestra lealtad desde un principio. Si tu intención es controlarlo lo único que te puede decir es que no tienes ninguna oportunidad a su lado. No se te ocurra decirle lo que tiene que hacer porque te empieza aborrecer desde ese instante. Le encanta el desafío, sentir que conquista a la otra persona, así que no se la pongas tan fácil. Ni muy muy, ni tan tan, porque si no ve interés no va a perder el tiempo. Es un signo resistente, pero detesta las relaciones caóticas. Si le das amor y respeto tendrás su mejor parte, pero si te conviertes en una piedra en el zapato te dará en donde más te duele, no lo subestimes. 

Sagitario 

La verdad es que Sagitario no se anda con pequeñeces, cuando algo le molesta no tiene problema en gritarlo a los cuatro vientos, sin importar si eso significa que tus lágrimas se harán presentes. Su intención nunca ha sido lastimarte, pero con el paso del tiempo ha aprendido que lo mejor que puede hacer por sí mismo es poner límites, porque si se empieza a conformar con el mal querer de las personas todo se puede venir abajo. Es un signo muy genuino, le gusta poner sobre la mesa la sinceridad, no le gusta relacionarse con ese tipo de gente que lo único que hace  es maquillar sus emociones. Quiere conocer tu lado bonito, pero también el oscuro. Sagitario, ama la libertad y lo peor que puedes hacer es darle consejos para que siente cabeza cuando no te los pidió. 

Capricornio 

De las cosas que más detesta un Capricornio, es cuando llega alguien a su vida y es capaz de apagar su brillo de la peor manera. Es un signo que ama disfrutar de sus logros y que siempre está concentrado en cumplir alguna nueva meta, pero es muy triste cuando se relaciona con gente negativa, que lo único que quiere es absorber su energía. Lo que nunca debes hacer para no perder su cariño es reprocharle el tiempo que invierte en sus sueños, eso es sinónimo de que no te interesa verlo realizado y que lo único que quieres es convertirlo en una marioneta para poder dominarlo a tu antojo. Aprende a conocer a un Capricornio, no quiere que le resuelvas la vida, pero tampoco que vengas a criticar sus métodos. Si te lo dice directo a la cara es porque detesta la hipocresía. 

Acuario 

Para empezar, cuando Acuario inicia una relación con alguien lo que menos quiere es sentir que se está forzando el lazo, le gusta que todo fluya y que la vida vaya acomodando cada pieza en su sitio. No tiene ganas de que busquen una etiqueta desesperadamente para ponerle a lo que hay entre los dos. Quiere relajarse, disfrutar y no sentirse estresado por alguien que se supone que lo quiere. Acuario, busca un compañero, alguien que no se asuste de las locuras que le pasan por la cabeza y que sea capaz de compartir también lo que siente. No va a permitir que los traumas de otros se conviertan en fantasmas cada vez que quiere dar un paso. 

Piscis 

Lo primero que te recomiendo al iniciar algo con Piscis, es que pongas por delante la paciencia, porque es un signo que sigue mucho a su intuición y que deja que el corazón decida por él. Ni creas que es de los que se queda callado para no hacer enojar a otros, dice las cosas tal y como se le vienen a la mente. Sin embargo, es la persona que estará contigo cuando todos los demás se marchen. Piscis, es tan sensible que no le asusta quedarse a tu lado en medio del dolor. Estará contigo cuando el cielo esté más azul que nunca, pero también en medio de la tempestad. No te empeñes en hacerlo cambiar, porque su bondad no se va a ensuciar con la maldad de nadie. Si crees que exagera demasiado al ayudar tienes un problema, porque el hecho de que tú no seas capaz de ponerte en el lugar del otro no hará que deje de ser buena persona. Piscis, quiere relaciones reales, que no lo juzguen y que tengan tiempo de escucharlo. Porque es lo mismo que él ofrece.