ASÍ ES COMO TAURO TE DEJA MARCHAR

No todas las relaciones tienen un final feliz y hay muchas veces que es mejor que acabe a que sigan de una mal manera. Y cuando ese momento llega con Tauro, no va a ser un momento fácil para ninguno de los dos. Si Tauro te deja ir, puedes notar que parece que está cabreado o molesto con algo. Pero es que Tauro es así, muchas veces se enfada incluso consigo mismo cuando las cosas no terminan saliendo bien. Le da mucha rabia que al final todo acabe. Puedes pensar que esta enfadado/a contigo, pero no es así.

La mayoría de las veces, Tauro se enfada consigo mismo y lo paga con los demás. Necesitas ser consciente de ello, porque si no, todo puede acabar peor de lo que está.

Pero, aunque parezca que está muy enfadado, Tauro al llegar a casa, se va a dar cuenta de toda la realidad. Es ahí cuando abre los ojos y entiende lo que ha pasado. Sabe que ya nada puede volver a ser como antes y que ya es imposible recuperar aquello que ha perdido. Es en este momento cuando las lágrimas salen a la luz. Ese hielo tan frío que parecía haber en su enfado, ahora con el calor de sus sentimientos se ha deshecho en lágrimas. Porque en realidad, pocas veces verás a Tauro llorar en público. Antes prefiere enfadarse y cabrearse que llorar, porque no le gusta mostrar su debilidad.

Cuando Tauro te deja ir, puede aparentar que no está sufriendo, pero seguramente lo esté haciendo más de tú y más que nadie. Nunca subestimes a los sentimientos de Tauro, porque son más fuertes de lo que cualquiera podría imaginar.