Hay historias de amor que son así, no tienen explicación, simplemente suceden y se pueden convertir en lo más bonito de tu vida. Amores que te llenan el alma, te abrazan el cuerpo y te nutren la mente. A veces, no es el tiempo, es la persona que te hace sentir de todo, que te eriza la piel y te devuelve el aliento cada vez que la sientes cerca. Ahí es cuando te das cuenta que es diferente, cuando descubres que quieres despertar cada mañana con su sonrisa, bailar, cantar, ver películas. Lo quieres todo con esa persona. Que después salga bien es otra historia pero de casarte, ¡te casas! ¿Con qué signo te casarías sin pensarlo?

1.- Aries

Aries necesita mucho más que el cuento de hadas perfecto para entregar lo que hay en su corazón. Es un signo ardiente, audaz, amante de la emoción y el riesgo. Son pocos los que tienen el valor de seguir sus pasos, porque su ritmo es pesado. Sin embargo, Acuario es la persona que puede recordarle lo que es amar sin miedos, lo que es derretirse ante un reto. Su vínculo se nota desde la primera mirada, no hay que forzar nada, simplemente la espontaneidad hace lo suyo y se vuelve algo único. Cuando están juntos la magia se siente, la vibra se eleva y la pasión hace de las suyas. Dos almas independientes dispuestas a convertirse en una sola.

2.- Tauro

Tauro no es de los que sueña con caminar al altar, al menos no a la primera. Para que alguien atrape su corazón necesita conquistar cada uno de sus pensamientos. Es un alma bondadosa, entregada y dulce. No se toma el amor a la ligera, si decide tener algo es porque realmente está seguro de perderse en el corazón del otro. Es por ello que pueden tener algo bonito con Cáncer, un signo que pone la sensibilidad por delante. Ambos signos se toman las relaciones muy en serio. Lo suyo es sinónimo de lealtad, respeto, de esas ganas desesperadas de ver triunfar. No se cortan las alas, se inspiran y esa es la razón por la que roban miradas.

3.- Géminis

Sí, Géminis es cambiante, drástico, aventurero. Es el signo que no nació para atarse a nadie, quiere decidir estar con un amor, pero sin dejar de lado su esencia. Para que decida caminar hacia el altar es porque realmente esa persona le hace sentir de todo. Es un signo muy inteligente, así que no se conforma con palabras bonitas, quiere algo más. Busca una pareja en la que la creatividad, el riesgo y el amor sean parte de todos los días. Acuario puede ser la persona que le ilumine el alma de una forma muy bonita. Su espíritu es libre, espontáneo e independiente. Su relación es de esas en las que no se necesitan, cada quien hace su vida, pero al final del día se buscan.

4.- Cáncer

Son contadas las personas que tienen el don de entender las locuras que hay en el corazón de Cáncer. Un signo que no piensa callar lo que siente por nadie. Es quien busca amor, cuidado y perfección, cuando se trata de amar. Es por ello que pueden tener algo único al lado de Leo. A pesar de que este último es un tanto impulsivo, también es muy leal. Los dos signos honran el hogar y no se andan con juegos cuando se trata de mostrar su parte vulnerable. Cuando están juntos es sinónimo de intensidad, brillan de una forma imparable y te recuerdan que cada instante vale la pena. Lo suyo puede durar para toda la vida.

5.- Leo

Brillante, arrebatado, dulce, pero orgulloso. Si hay un signo que usa una y mil corazas a la hora de amar, sin duda, estamos hablando de Leo. Es realmente muy especial, está cansado de relaciones que sólo llegan a absorber su buena energía. Ahora quiere algo genuino, no está dispuesto a conformarse con las sobras. Es por ello que puede encontrar al amor de su vida y casarse con un Piscis. Y es que Piscis es un signo que pone por delante las relaciones amorosas, le da mucha importancia a su pareja y tiene la empatía para estar en las buenas y en las malas. Su vínculo es reconfortante, tierno y con un toque extrovertido.

6.- Virgo

Virgo es quien siempre apuesta a lo seguro, quiere sentir que está con la persona indicada, le molesta compartir tiempo con quienes sólo van de paso en su vida. Es tan meticuloso a la hora de amar, que prefiere mil veces su soltería antes de terminar en el lugar incorrecto. Esa es la razón por la que tiene muchas posibilidades de tener algo genuino con Tauro. Y es que los dos tienen sus objetivos claros, no son conformistas, al contrario, sus estándares están fuera de la norma y aman tener esa ambición a la hora de construir sus sueños. Son quienes aman el compromiso y no le temen a compartir de forma profunda.

7.- Libra

Un signo encantador, dulce, sociable y muy apasionado. Libra puede luchar con su indecisión, pero una vez que decide entregar el corazón ya no tiene ojos para nadie. Es el signo que aprecia la fidelidad y no está dispuesto a invertir tiempo en relaciones tóxicas que no tienen la intención de algo duradero. De ahí que puede encontrar a la persona con la que va a casarse en Tauro. Esto porque llega a la vida de Libra, para darle estabilidad, para recordarle que está dispuesto a darle todo su tiempo y atención. Tauro ama de forma profunda y no le teme a los cambios de Libra, al contrario, le demuestra que estará ahí para darle la mano.

8.- Escorpio

Emocional, temperamental, impetuoso. El carácter de Escorpio es sólo para aquellos que no se asustan a la hora de amar. Es para quienes no huyen del compromiso y que no minimizan todo lo que les pasa por la cabeza. Es para quienes no se asustan al ver sus grietas. Justo alguien como Piscis, ahí es donde puede encontrar a la persona que esté dispuesta a caminar hacia el altar. Piscis es sinónimo de amor, de reflexión, es quien se entrega desde lo más profundo y de una forma espiritual. Esto le da mucha seguridad a Escorpio, le hace sentir que está en lo correcto y le da la oportunidad de mostrar su parte más sensible.

9.- Sagitario

Viajero, divertido y espontáneo. Sin duda, Sagitario es uno de los signos más complicados a la hora de amar. Es muy probable que se sientan fuera de lugar muchas veces, porque no van por ahí buscando un compromiso, pero cuando deciden llegar al altar, es porque esa persona realmente les movió todo desde las raíces. Es muy probable que encuentren eso en un Acuario, porque les permiten ser de una forma libre. Acuario se sumerge en su propio mundo y aunque ama a su pareja no la asfixia, lo que resulta perfecto para Sagitario. Lo suyo es algo liberal, ese amor que pocos entienden, pero que terminan respetando, porque se nota que es genuino.

10.- Capricornio

Planes, disciplina y constancia. La vida de Capricornio no es algo impredecible, le gusta abrazar la estructura en todo lo que hace. Tiene una ambición que no entiende de razones y es por ello que siempre cumple con lo que se propone. Ama la organización y respeta la vida del otro. Así que es posible que encuentren a la persona correcta para caminar hacia el altar, en Cáncer. Puede que sea un poco emocional para su gusto, pero encuentran un equilibrio muy bonito. Lo suyo es sinónimo de motivación, de amor y mucho aprendizaje. Pues, Capricornio también entiende que no todo es trabajo y a veces sólo hay que escuchar al corazón.

11.- Acuario

Independiente, distante, inteligente. Acuario es un signo que no tiene tiempo para cualquiera, es quien necesita demasiada comprensión, porque pocos pueden lidiar con su forma tan liberal de ver la vida. Es claro que el matrimonio no es algo que esté en sus prioridades, al contrario, huye de las ataduras, cree más en un lazo emocional que en lo que diga un papel. Por lo tanto, podría encontrar a su amor en Géminis, los dos tienen una debilidad por sentirse libres. Les gusta convivir, pero llega un punto en el que necesitan alejarse de todo para recuperar energía. Incluso antes de ser pareja, son mejores amigos.

12.- Piscis  

Soñador, inteligente, entregado. El amor de Piscis es el que no entiende de razones, el que ama de una forma profunda y se olvida de todo. Es muy comprensivo, no te presiona y simplemente quiere verte volar. Esa es la razón por la que puede encontrar a su pareja ideal en un Escorpio, un signo que no teme llegar al altar. Escorpio puede parecer intrigante y reservado, pero una vez que te permite entrar bajo su coraza descubres a una de las almas más dulces. El vínculo entre Escorpio y Piscis, puede durar toda la vida. Porque se apoyan en lugar de juzgarse y demuestran que se puede amar desde las entrañas.