El que la sigue siempre la consigue Virgo y al final, después de todo, estás demostrando que no hay nada que te haga caer, por muy doloroso que sea… Después de todo lo que has pasado, hasta tú mismo te sientes increíblemente fuerte, cuando echas la vista atrás y ves la de altibajos que ha sufrido tu vida en este año, se te eriza hasta el vello. Pero aquí estás Virgo, peleando y luchando por tener una vida mejor, por evolucionar, por progresar… 

Incluso en los momentos en los que has sentido que la vida era injusta contigo, has sabido tragar saliva y mantenerte en pie. Y ahora vienen los frutos de toda esa siembra Virgo. Y vas a disfrutar de ellos. En diciembre hay una noticia que te llevará a sentirte súper valorada/o en lo relacionado con lo laboral o con los estudios. Hay muchas oportunidades relacionadas con tu vida profesional y tienes que ser hábil para demostrar que eres la persona indicada para esa labor. Tu manera de hacer las cosas, tu organización y tu perfeccionismo te lleva a tener tarde o temprano ese éxito rotundo. Aprovecha lo que viene y no digas que NO a nada por favor. 

Mercurio, tu regente, entra en Capricornio y esto genera un clima en el que el razonamiento y la dedicación serán claves.

Estás en un momento de tu vida en el que no te conformas con poco Virgo, no porque no te lo mereces, y punto. Tu mente es ambiciosa, práctica, organizada y se ha estado preocupando todo este tiempo por obtener el estatus que merece. Tu concentración ahora es clave para que todo salga bien, te ofrecerán algo interesante y ahora, no dejarás pasar este tipo de cosas como antes. Y si tienes que mandarlo todo a la mierda para empezar de cero, lo harás Virgo. 

Si tienes en mente abrir algún tipo de negocio o proyecto importante, tendrás las habilidades mentales para hacerlo con éxito a partir del día 7 de diciembre. Administra bien tus finanzas y si tienes pensado invertirlas, que sea en algo que tengas muy claro que te dará más a medio plazo. 

El trígono de Mercurio con Urano disparará tu curiosidad Virgo, y de alguna manera te aportará claridad mental, inspiración y una intuición de lince para poder valorar y gestionar cualquier suceso o contratiempo que haya. Es posible que te busquen y es que, cuando el éxito comienza a rodearte (de la forma que sea) parece que al resto le come la envidia y tiene que hacer lo imposible por joder. 

En lo emocional, la entrada de Venus en tu compañero de tierra Capricornio, traerá estabilidad emocional. Sabes lo que quieres pero sobre todo, lo que no quieres y no te importará esperar hasta que llegue. Ahora no vas a precipitarte y expresarás lo que sientas de manera reservada. Puede que incluso seria, y sí, es probable que al resto le cueste un poco entender qué es lo que quieres o incluso si quieres algo más de lo que en realidad demuestras. Es precisamente porque ahora no estás interesada/o en relaciones superficiales. Es posible, por tu manera de ser, que sigas siendo leal a muchas personas que no lo son tanto contigo. Está bien estar en las buenas y en las malas, pero hasta un punto Virgo. Si te sientes segura/o y valorado, lo darás todo, eso sí, quizás no como la gente se espera. Feliz diciembre.