LO QUE GÉMINIS OCULTA

Géminis parece muy feliz rodeado de gente, parece contento rodeado de personas, parece a veces incluso un poco dependiente del resto, parece que nada le afecta, que siempre anda de aquí para allá, que no tiene problemas y que cuando los tiene, los esquiva. Cuando conoces a Géminis sientes que son personas sociables hasta la muerte, que se animan a ir a cualquier fiesta, que necesitan a los demás para sentirse bien y que no pueden estar solos.

Pero en el fondo, los Géminis son solitarios de corazón. Y también les gusta disfrutar de su soledad, y adoran tener a ese grupo reducido de personas que los conocen como la palma de su mano.

Géminis está acostumbrado a gustar, está acostumbrado a tener seguidores, a llevarse bien con casi todo el mundo.

Géminis está acostumbrado a todo eso pero sabe que en el mundo hay muchísima falsedad, sabe que hay personas que no son buenas y que la mayoría de gente que lo rodea son simplemente fachada. Por eso, Géminis se encuentra a gusto con sus amigos de siempre, con pocas personas que lo conozcan bien. Les encanta parecer extrovertidos y alegar la vida a los demás pero eso muchas veces también les agota y ansían desesperadamente pasar su tiempo a solas. Hay mucho más dentro de Géminis, hay mucho más que Géminis necesita y nadie puede darle. En su vida no todo es tan perfecto como parece y en muchas ocasiones siente un vacío inmenso y una ganas tremendas de conocer a alguien que sea real en medio de tanta hipocresía.