No siempre lo que ves en las fotos, en la calle, en lo que escriben, es la realidad. Nunca sabes lo que hay detrás de una carcajada, de una mirada, del silencio. Todos luchamos con batallas internas que no le contamos a nadie. Pero…Virgo es mucho más propenso a perderse entre los síntomas de ansiedad. A veces, el miedo, la inquietud, las palpitaciones aceleradas y la dificultad para respirar le llegan de la nada. ¿Por qué Virgo es más propenso a padecer ansiedad?

Virgo sabe lo que es ir contra reloj, sentir que no haces nada y que por más que te esfuerces no logras lo que quieres. Es un signo luchador, tiene resiliencia en la palabra, en sus acciones y la forma en que maneja sus emociones. A pesar de todos los pensamientos que invaden su  cabeza nunca baja la guardia. Virgo es quien sigue adelante, aunque su mente le diga que no puede más, es quien se aferra a disfrutar y hace lo que esté en sus manos para encontrar la calma. 

Virgo y la ansiedad 

Virgo es quien se levanta de la cama aunque su cuerpo se resista, sale a socializar y se pinta una sonrisa en el rostro después de haber llorado hasta quedarse dormido. Es quien tiembla de tanta fortaleza, porque lucha con los nudos en la garganta. Porque aunque le cueste trabajo no deja de lado a sus amigos. Es quien puede estarse hundiendo y aún así tiene la valentía de ayudarte. Cuando Virgo ama lo da todo. 

Virgo es más propenso a padecer ansiedad porque se exige demasiado y no siempre está contentocon lo que hace. Su mente trabaja de una forma acelerada, siempre tiene mil situaciones que resolver y eso impide que se dedique un tiempo durante el día. Es quien se recuerda que no es fácil, pero aún así lo intenta, porque quiere lo mejor para su vida. Muchas veces se sienten menos, no reconocen todo lo que han logrado, no se dan cuenta de que le hacen honor a lo que es ser un guerrero. 

Virgo se preocupa por lo que piense la gente, nunca pueden relajarse por completo, siempre están observando de forma meticulosa para no cometer un mínimo error. Virgo es demasiado hábil, siempre está en busca de la organización, es quien hace que todo sea más rápido, detestalos contratiempos y no puede lidiar con las mentes conformistas. En el fondo quisieran que todos se esforzaran tanto como ellos.

Virgo cae en las redes de la ansiedad por el exceso de trabajo, porque hay una parte de ellos que nunca está satisfecha y siempre quieren más. Pueden llegar a ser demasiado controladores y cuando una pieza no se mueve a su gusto, entran en crisis. Virgo es la persona más quisquillosa que vas a conocer en tu vida. Es quien le da mil vueltas al asunto hasta que tenga la sensación de que todo está bien. 

Es un signo rígido y su temperamento no entiende de razones, cuando no hay estructura puedes conocer su verdadero lado oscuro y vaya que es mejor que ni lo conozcas. Sin embargo, tiene el otro lado de la moneda, el que está dispuesto a ayudar. Tienen la humildad para ver brillar a otros, Virgo no está compitiendo contigo, lucha con sus propios demonios, con sus inseguridades, sus miedos y esa ansiedad que no lo deja avanzar. 

Si eres Virgo, llénate de cosas que te ayuden a mantener la calma. La meditación podría ayudarte, un buen aroma, como la lavanda o la valeriana, son un gran aporte. Además, puedes mantenerte activo, ejercicios que te ayuden a liberar todas esas emociones que no te dejan avanzar. Recuerda que la vida es así, cambia de la noche a la mañana y no todo saldrá como tú quieres. Está bien, sólo tienes que soltar.