Acuario, el portador del agua, el que sabe que todo en la vida es perder o ganar, no hay mucho tiempo para darle mil vueltas a una misma idea. A veces, solo hay que lanzarse, dejarse llevar como su elemento, el aire. Además, te rige Urano, el planeta de los cambios imprevistos, de la autenticidad y el amor por la libertad. Como todos, tienes un corazón lleno de bondad, pero no permites que todo el que toque a tu puerta descubra lo que hay en tu interior. Antes que los sentimientos pones por delante la intelectualidad. Te enamoras de las mentes, de la Tierra, de todo aquello que es capaz de romper con lo tradicional. Eres así, Acuario, un pensador que no tiene miedo de innovar. Sabes que no tienes la respuesta a todo, pero no te vas a quedar con la idea que siga el resto, porque si algo detestas es seguir órdenes. La vida es para hacer lo que se te dé la gana sin remordimientos, nadie lo sabe mejor que tú y es por ello que esta tabla de compatibilidad de Acuario comprueba que eres excepcional: 

1.- Aries

Hay parejas que se convierten en esa antorcha que tanto esperabas en medio de la oscuridad. Son el tipo de personas que te entienden, que no tienen tiempo de juzgarte porque hasta de tus manías se enamoran. Eso es lo que Acuario vive cuando Aries llega a su vida, una combinación bastante complicada, pero con un montón de adrenalina que te devuelve los suspiros. Acuario, eres independiente, inteligente y creativo. De ahí que encajas a la perfección con la parte temeraria, apasionada y poco predecible de Aries. Puede que al discutir terminen como perros y gatos, porque realmente son muy honestos, pero ahí está la clave, porque antes que pareja son grandes amigos que no toleran las mentiras. 

2.- Tauro 

¿Tu estado civil? Sin duda, es ingobernable. Acuario, si hay algo que detestas con todo tu ser es que intenten decirte cómo actuar en todo, no toleras las imposiciones y por ello es muy  difícil que Tauro y tú tengan algo a largo plazo. Acuario se presenta con su parte creativa, la inusual, la que pone a temblar la estabilidad de Tauro, quien es muy obstinado y puede llegar a pensar que Acuario no se toma las cosas en serio o que se complica de más. Tauro es simple, rutinario y tradicional, todo lo contrario a Acuario. Puede que su amor sea genuino, pero a la hora de expresarlo, cada uno lo hace a su modo y pueden terminar heridos si no hablan y solo suponen. 

3.- Géminis 

Mientras Géminis cree que Acuario le olvida, en realidad no deja de pensar un segundo en lo bonita que es su alma. Hay amores en los que las palabras sobran, porque basta ver la desesperación con la que se entregan para descubrir lo mucho que se aman. Acuario y Géminis, son una combinación tan perfecta que ambos son capaces de dejar de lado su parte libertina y comprometerse de verdad. Acuario es amigable, se adapta y ama su independencia. Por ello, no tiene problema en que Géminis sea tan cambiante, gran conversador y con una mente muy abierta. Las conversaciones que tienen son únicas, una válvula de escape que los mantiene felices. Una pareja que se divierte mucho, el aburrimiento no lo conocen. 

4.- Cáncer

Cuando el amor asfixia no es amor, es una sombra que se lleva tus carcajadas, tus sueños, te olvidas de ti, por intentar complacer las expectativas del otro. Algo similar sucede cuando Cáncer aparece en la vida de Acuario. Y es que Cáncer es un signo tan temperamental, sobreprotector y con un estado de ánimo que ni él mismo entiende, que pone a prueba la paciencia de Acuario. De hecho, Acuario es muy tranquilo, soñador y se adapta, pero Cáncer sobrepasa los límites. No siempre en negativo, hay momentos en los que Acuario ya no puede más porque es muy expresivo, le encanta llenar de cariños y estar pegado a su pareja todo el tiempo. Esa es la razón por la que pueden terminar teniendo grandes discusiones, eso interfiere con la libertad de Acuario y decide marcharse. 

5.- Leo 

Sí, Leo y Acuario, no son nada similares, pero de igual manera deciden amarse por encima de cualquier opinión. Lo suyo es firme desde la primera mirada y no es que se prometan la Luna y las estrellas, es que tienen los pantalones para luchar por el otro pase lo que pase. Una vez que deciden tener una relación se complementan intensamente, inclusive cuando Leo muestra su lado más dramático. Ahí Acuario puede sentirse abrumado, pero nada que no se pueda solucionar. Acuario es inteligente, soñador y muy divertido. Mientras que Leo ama con pasión, con valentía y con ganas de ponerle un toque de aventura a todo lo que viven. Sin duda, pueden protagonizar una linda historia de amor. 

6.- Virgo 

Hay veces que nos confundimos, creemos que enamorarnos de los demonios y la oscuridad de una persona, significa tolerar y tolerar. Sin embargo, eso no es amor, el amor no es quedarte al lado de alguien que te llena de lágrimas o que te hace sentir incómodo. Así es como Acuario puede llegar a sentirse al lado de Virgo. Pues, Acuario va por la vida sin ataduras, es libre, risueño y hasta indeciso. Exactamente todo lo que no tolera Virgo, ya que es un signo muy perfeccionista, organizado, paciente y detesta que alguien rompa con su rutina. Eso para Acuario es sinónimo de control y odia que intenten dominarlo, porque simplemente no puede mostrarse tal y como es. Virgo necesita ceder y no entrometerse o Acuario se irá. 

7.- Libra 

Un amor que te llena de energía, de luz, de abundancia, un amor que te recuerda lo que vales, que te impulsa a seguir volando y te ayuda a reparar las grietas en tus alas. Un amor como el que Libra le entrega a Acuario, sin prejuicios y con un montón de ganas de pasar toda una vida superando las altas y bajas. Acuario es impredecible, espontáneo y muy original. Mientras que Libra se convierte en su abrigo, en su fiel confidente, en quien ama con una paz que contagia. Es tanta su bondad que despierta el lado romántico de Acuario. Realmente la química entre los dos no se discute, incluso pueden comprenderse sin decir una sola palabra. Lo malo es cuando dejan pasar el tiempo y no hablan de ese montón de inseguridades que pueden romper el lazo si no hacen nada. 

8.- Escorpio 

¿Alguna vez has estado en ese tipo de relaciones desgastantes? Esas en las que vuelves una y otra vez. Sin embargo, te dejan ese sabor de poco sano, lo disfrutas en el momento, pero luego te sientes triste, enojado y ahí es cuando te preguntas si vale la pena pasar un solo rato. Esto es lo que le puede pasar a Acuario y a Escorpio, cuando deciden tener una vida amorosa. Pues es el encuentro de dos personalidades fuertes que pueden terminar teniendo roces graves. Acuario es muy inteligente y paciente, pero llega un punto en el que no puede con el lado posesivo de Escorpio, pues siente que no puede dar un solo paso sin que lo sepa. Sus formas de amar son opuestas, necesitan poner por delante la confianza para que funcione. 

9.- Sagitario 

Ojalá la vida fuera tan simple como diseñar todo lo que quieres. De hecho, hay personas que te inspiran a ello, con las que quisieras pasar tu último respiro. Hablo de las almas espejo, las que se aman con locura y no se sueltan por boberías, al contrario, luchan incansablemente por lo que sienten. Acuario y Sagitario, son la prueba de ello, porque tienen el don de la pasión, de la dedicación, de soñar en grande. Lo suyo es un intercambio de pieles, va más allá, incluso más allá de las cicatrices que han ido acumulando en el camino de la vida. Lo suyo es respeto, el deseo de tener algo a futuro. Es de esos amores que le apuestan a un amanecer en el que no tienen problema en preparar una taza de café. 

10.- Capricornio 

Dicen que tenemos que hacer mucho más de eso que nos hace felices. Más que sentir el sol calentando nuestra piel. Más que perdernos en la calma y en la agresividad de las olas del mar. Más que apreciar un montón de verde a tu alrededor. Ese es Acuario, el que no se conforma con menos, el que quiere un amor que le acelere el corazón cual coche en medio de la carretera. Lo malo es que eso no siempre sucede con Capricornio, porque es un signo muy controlador, ambicioso y además tradicional. Su conexión es buena a nivel intelectual, pero luego Capricornio puede poner una traba tras otra y ahí es cuando Acuario se empieza a cohibir. Si no le dan libertad terminará huyendo. 

11.- Acuario 

Hay parejas que basta con ponerles un poco de atención para mirarnos. Son nuestro reflejo, de lo malo y lo bueno, aunque muchas veces nos hagan sentir incómodos, pero también nos ayudan a mejorar en todos los sentidos. Eso es lo que pasa cuando Acuario abre las puertas de sus emociones a otro Acuario. Es el único signo que es capaz de comprender tu forma de ver la vida a la perfección. No te critica, no te exige, no te asfixia. Su amor es simple, pero muy real, están justo cuando más se necesitan. Se dejan ser, pero al final siempre se encuentran. Lo malo es que al ser tan similares pueden chocar, pero tienen la suficiente inteligencia para superar cualquier diferencia. Sobre todo, cuando la falta de compromiso se hace presente. 

12.- Piscis 

Es curioso, porque muchos se atreven a describir a Acuario como un signo distante, cuando en realidad solo se enfoca en lo que quiere lograr. Sí, pone barreras cuando gente que no comparte su misma vibra quiere entrar a su vida. Eso puede pasar cuando Piscis se vuelve demasiado invasivo a nivel emocional y cariñoso. Simplemente Acuario es quien tiene que estar poniendo un límite tras otro hasta que finalmente se cansa. Piscis siente que tiene que salvar a Acuario y en realidad detesta cuando quieren solucionarle sus cosas. Si quieren funcionar van a tener que trabajar muy duro para que lo suyo no se convierta en una relación dependiente y tóxica.