Libra sabe seducir, sabe cuales son sus defectos, pero también tiene muy claro cuáles son sus virtudes para atraer a los demás y no pasar desapercibido…

Con Libra podrás sentir muchas dudas, sobre todo al principio, pero se encargará de esforzarse y de entregarse al máximo cuando vea que por tu parte hay un interés real. Cuando hayas demostrado que es así, tratará de hacer que la relación sea idílica y perfecta.

Libra es sensible y siempre intentará ser comprensivo con su pareja pero también tiene las ideas muy claras y firmes, no va a dejarse llevar si no quiere.

Las personas Libra tienen un gran carisma y saben cómo utilizarlo, saben como ser seductores, como provocar atracción en los demás, saben darte poco, poner la miel en los labios, seducen como si fuera un juego, no te dejarán creer que están locos por ti pero sí que tienen un interés… Un tira y afloja… Muchas veces, pueden llegar a crear falsas esperanzas, pero siempre te dirán que ese no es su problema… Sabe que muchas personas suspiran por ellos, y a veces, también disfrutan jugando un poco con eso…

Libra se fija en la belleza, evidentemente, también en el buen gusto, pero no es todo eso porque ya puedes ser Mister o Miss Universo que si por dentro estás vacío no se fijará en ti para nada serio, eso seguro. Claro que, una vez que ha empezado contigo sí valorará que te cuides, por dentro y por fuera.

Libra nació sociable y morirá siendo sociable así que, o la pareja se adapta a su entorno, a sus amistades y a su vida social o de verdad, no podrá haber demasiado futuro juntos… Se sienten a gusto con alguien que les de vida, con alguien que no se estanque, con alguien a quien le guste ir de aquí para ya, y a la vez, con alguien que le de estabilidad.

Siempre ha detestado las discusiones, Libra no es de airear los trapos sucios por la ventana, así que, si pretendes discutir con algún Libra, hazlo a solas, de tu a tu, porque no aguantarán quedarse en evidencia delante de nadie…

En definitiva, Libra no necesita estar enamorado para ser feliz, no va a buscarlo cuando no lo tenga, solito llegará, además las cosas fáciles le aburren a corto plazo, es mejor ese amor complicado, difícil, el que cuesta, para después, cuando se consigue, saborearlo por mucho tiempo…